21 de septiembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Mientras tanto su supuesto hijo es apoyado por Erika, José Baute y Sofía que han vivido su misma historia: luchar por demostrar quiénes son sus padres

Julio Iglesias no acudirá el próximo 4 de julio al juicio por la paternidad de Javier Santos, según fuentes jurídicas

Julio Iglesias.
Julio Iglesias.
El día 4 de julio es la fecha límite que el Juez ha impuesto al cantante Julio Iglesias para que decida someterse o no a las pruebas de ADN para demostrar si es o no el padre de Javier Santos. Según fuentes consultadas por El Cierre Digital, el cantante no hará acto de presencia aunque eso suponga ser declarado oficialmente padre de Javier Santos. Éste por su parte ha recibido el apoyo de otros hijos extramatrimoniales de personajes famosos que han protagonizado una lucha similar.

El tiempo se agota para el caso de la paternidad de Julio Iglesias. El próximo 4 de julio el cantante tendrá que responder ante la justicia si se someterá o no a las pruebas de ADN que determinarán si es el padre o no de Javier Santos. El Juez José Manuel Bort ha sido claro advirtiendo que si el ex marido de Isabel Preysler no se somete a las pruebas necesarias será declarado oficialmente padre de Javier Santos en virtud del Artículo 767 apartado 4 del Código Civil.

A pesar de esto, según la información de la que dispone elcierredigital.com el cantante no acudirá el día 4 de julio. La densa del intérprete de Hey no está preocupada por el hecho de que se declare a Julio padre legalmente de Javier Santos, ya que, según fuentes cercanas, piensan recurrir la sentencia alargando aún más la batalla judicial. El dilatar el proceso es la estrategia fundamental de Iglesias y sus abogados. Es la manera de alargar una decisión judicial que sabe que no le dará la razón.

Javier Santos. 

Muchos ven en esta actitud de Julio Iglesias un rasgo de ego ya que a nivel económico añadir un nuevo miembro a su ya nutrida lista de vástagos no supondría nada. De hecho, el artista ya se ha encargado de proteger su patrimonio, manteniéndolo lejos de España donde la legislación sobre herencia no es precisamente laxa. “De la herencia que se preocupen mis hijos” cuentan que el cantante ha dicho a su entorno más cercano. Toda una declaración de intenciones ante la previsión de que la familia Iglesias sume un nuevo miembro. 

El apoyo de otros hijos extramatrimoniales

La historia de Javier Santos se ha visto reflejada en otros nombres de hombres y mujeres que han tenido que luchar, y en algunos casos siguen haciéndolo, por demostrar filiación de personajes ricos, famosos y poderosos. Historias en la que la parte más débil ha de enfrentarse con fuerza a procesos judiciales largos y costosos a nivel económico y emocional. Ellos saben mejor que nadie por lo que ha tenido que pasar Javier Santos.

Erika y su madre. 

Es el caso de Érika que reclama en los tribunales ser la hija del futbolista Samuel Eto'o. Hace unos meses Erika, hija de Adilensa do Rosario Neves, de origen caboverdiano, conocida familiarmente como Dee Dee, acudió al abogado Fernando Osuna, para que interpusiese demanda de paternidad para ser reconocida como hija por Samuel Etoo. La defensa de Erika aportó pruebas y testimonios para solicitar que se realizasen pruebas de ADN que demostrasen la paternidad del futbolista.

Ella se siente cercana a Javier Santos y no ha dudado en mostrar su apoyo en declaraciones a este periódico: “Él lleva más años luchando que yo. La ciencia lo ha respaldado y espero que la justicia haga lo mimos y el día cuatro de julio suponga un antes y un después en la vida de Javier”. “Entre su caso y el mío hay similitudes porque nuestros padres son populares y no quieren colaborar, pero él empezó su lucha con su madre hace muchos años, yo me enteré hace poco de quien era mi padre y estoy luchando en solitario”, asegura Érika.

José Daniel Baute. 

La historia de Javier Santos, recuerda en parte a la de José Daniel Baute. Al igual que Santos, José Daniel reclamaba la paternidad de un famoso cantante internacional. Fue en febrero de 2013 cuando se convirtió en hijo oficial de Carlos Baute gracias a la Justicia. Las pruebas fueron lo suficientemente claras como para que al cantante le adjudicaran la paternidad. Sin embargo, la relación entre el joven y el artista no ha sido ni mucho menos cercana desde entonces. Económicamente las cosas no le han ido bien a José Daniel, cuya situación laboral ha dependido de trabajos temporales sobre todo en el sector de la hostelería.

“El asunto de Javier va por buen camino. La ciencia debería estar por encima de los líos de los juzgados” asegura José Daniel Baute a elcierredigital.com que, inevitablemente, ve algunos puntos en común entre su historia y la de Santos. “Nos parecemos en que somos hijos extramatrimoniales, pero es verdad que él lo ha tenido más difícil. Han sido más años. En mi caso hubo un momento que la parte contraria se ablandó”.

Sofía Benítez Cubero. 

Aunque si de abuso de poder y desprecio por la madre y la criatura hablamos, paradigmático es el caso de Sofía Benítez Cubero. Sofía es hija de una jornalera y desde hace cuatro años oficialmente también puede llevar el apellido de la famosa familia vinculada a la ganadería y las explotaciones agrarias en la provincia de Sevilla. Sofía logró ser considerada hija legítima del ganadero José Benítez-Cubero. Y desde marzo, se enfrenta a su hermanastro por la herencia de la que es su familia., su hermanastro José. Con lo cual Sofía podría acceder a una herencia de casi 12 millones y medio de euros.

Sofía quiere enviar también su apoyo a Javier Santos: “Este muchacho lleva más años que yo y ha tenido más impedimentos. Lo importante es que nunca se ha echado para atrás, pero todo tendrá un final. A todo cerdo le llega su San Martín, con perdón”, asegura a este periódico.

Todos ellos son el ejemplo de la lucha por defender una verdad enfrentándose a la fama, el dinero y el poder, como en el caso de Javier Santos.

COMPARTIR: