01 de agosto de 2021
|
Buscar
EDICIÓN VERANO

Según el sindicato, 1438 de los 4.074 trabajadores son temporales, mientras el presidente se vanagloria de reducir costes

CSIF reclama una oferta de trabajo de 1.000 plazas en Paradores para acabar con el empleo basura

Parador de Turismo.
Parador de Turismo.
La Central Sindical Independiente y de Funcionarios ha reclamado en un comunicado oficial una oferta de empleo de 1.000 plazas en Paradores para luchar contra la precariedad laboral. Según sus datos, hace más de dos décadas que no se publica una convocatoria de empleo y que las condiciones laborales son cada vez peores.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), segunda fuerza sindical en Paradores, reclama una oferta de empleo consistente de 1.000 plazas en Paradores, donde el porcentaje de eventualidad rebasa el 35%. Un porcentaje que incumple totalmente con la orden de la Unión Europea, que ha exigido reducir la temporalidad en el sector público en España hasta el 8% en un plazo de tres años. Y Paradores, como empresa del Estado, también forma parte del sector público.

CSIF denuncia que, desde hace más de dos décadas, no se publica una convocatoria de empleo adaptada a las necesidades reales, lo que ha provocado que, según los últimos datos de Paradores en 2019 (antes de la pandemia), 1.438 de los 4.074 trabajadores sean eventuales. Un porcentaje que infla la precariedad, que se ha convertido en un callejón sin salida para los eventuales y que se escenifica, incluso, con contratos de un día.

Rueda de prensa de CSIF.

Además, la contratación cada día es más baja, con Paradores al límite de personal en una época en la que los procesos de atención al público son más lentos porque hay que hacer frente a las medidas sanitarias. CSF lamenta que el presidente de Paradores, Óscar López, se vanaglorie de haber reducido los costes hasta en 57 millones de euros a costa de precarizar el empleo y las condiciones de los trabajadores. Una empresa pública debe respetar la calidad del trabajo y no anteponer los beneficios sobre todas las cosas.

Por todo ello, CSIF exige enderezar el rumbo que ha perdido el presidente de Paradores en una empresa donde los salarios de más del 50% de la plantilla no llegan a los 1.000 € mensuales y la antigüedad no se reconoce con un solo euro. Se trata de la única empresa pública de España en la que pasa esto. Una situación que CSIF espera corregir con la firma del próximo Convenio que debe empezar a negociarse ya, tal y como reivindica su sindicato.

COMPARTIR: