04 de agosto de 2020
|
Buscar
EDICIÓN VERANO

La prioridad, según el sindicato CSIF, estaría en las terminales aéreas de mayor tráfico para turistas como Palma, Tenerife, Málaga o Madrid

Resucitadores manuales en los aeropuertos: La medida que reclaman los trabajadores a AENA

Equipo de reanimación en el aeropuerto de Menorca
Equipo de reanimación en el aeropuerto de Menorca
El sindicato CSIF ha pedido a AENA que gestione la distribución de respiradores manuales en los aeropuertos de toda España para hacer frente al aumento de vuelos durante el verano. Aunque los trabajadores del sector cuentan con cursos de formación, algunos profesionales de la medicina ponen en cuestión el uso de este tipo de aparatos. La empresa aún no da ha dado respuesta a la petición.

Esta semana, La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha enviado una carta a Begoña González, la máxima responsable de Recursos Humanos de la estatal AENA. En el documento, el sindicato ha propuesto: “la adquisición de resucitadores manuales para los centros de trabajo con el objeto de aumentar la protección del personal y de disminuir el riesgo de exposición al contagio durante la reanimación pulmonar”.

Los dispositivos permitan la ventilación por presión positiva para pacientes que no pueden respirar o que no lo hacen de forma adecuada. Según comenta el miembro de CSIF Jorge García Miranda, todos los trabajadores de aeropuertos, al menos en Canarias, dónde trabaja, deben realizar un curso especializado en atención de urgencias por cualquier inconveniente que se pueda presentar.

Simulacro de atención a pacientes en aeropuerto.

“En estos cursos de formación te explican que durante el proceso de reanimación se debe utilizar una mascarilla especial y luego una quirúrgica para el paciente. No obstante, consideramos que resulta un proceso muy engorroso y costoso, por lo que hemos solicitado la adquisición de respiradores manuales con repuestos de boquilla”, asegura García a elcierredigital.com.

Este miembro de CSIF asegura que actualmente se están haciendo jornadas de actualización en los cursos de emergencia del equipo del aeropuerto de Gran Canaria. “Varios compañeros tenían su formación desactualizada”, explica Jorge. Algo que consideran sumamente “importante” de cara a la reactivación de vuelos.

En el texto, CSIF también reivindica la realización de los cursos necesarios para instruir a los trabajadores en su manejo y garantizar la protección de los mismos “sin comprometer la seguridad del reanimador” ni de la persona a reanimar.

Aunque la solicitud inicial fue hecha a las autoridades de los aeropuertos de las Islas Canarias, el sindicato entiende que hay que contestar al riesgo general. “La situación actual refleja un aumento de pasajeros, acompañantes y trabajadores en los distintos aeropuertos de la red”, aclaran en una nota.

Los dobles riesgos del uso de reanimadores

Por otra parte, fuentes médicas consultadas por elcierredigital.com aseguran que se deben extremar precauciones en el uso de este tipo de equipamiento. “El mal uso de los sistemas de respiración mecánica puede generar un daño irreparable al paciente o afectado, por tanto, debería ser utilizado por personal altamente capacitado, asegura la fuente.

No obstante, CSIF defiende que debe distribuirse este tipo de material en la misma medida en que existen equipos de reanimación cardiacas. “Estaría bien que en los puntos en los que se encuentran los desfibriladores, también se puedan encontrar los respiradores automáticos”, explica Jorge.

El sindicalista agrega que: "En el curso de RCP donde nos enseñan a utilizar el DESA nos suelen dar nociones básicas del Ambú". 

Resucitador Manual pedido por CSIF.

El sindicato recuerda que, dentro del Marco General del Plan de Recuperación Operativa de los centros de trabajo de Aena, “está la realización de una formación on line para que todo el personal pueda llevar a cabo una intervención en estos casos”. Además, este plan incluye las medidas de prevención y EPIS a utilizar.

Sobre la distribución, desde CSIF aseguran que debe realizarse según las necesidades de cada aeropuerto. Jorge García explica que: “No es lo mismo Burgos, que Tenerife, Palma o Madrid. Entendemos que es necesario priorizar la adquisición y distribución de los equipos para que cumpla las necesidades de tráfico de cada aeropuerto”.

COMPARTIR: