20 de septiembre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Tres de cada diez menores han recibido a través de internet algún mensaje con contenido no apropiado para su edad

Así escriben los jóvenes en las redes: Con faltas y abreviaturas para hablar de droga o sexo

Jóvenes utilizando móviles.
Jóvenes utilizando móviles.
Tres de cada diez menores han recibido a través de redes sociales algún mensaje con contenido sexual, y frecuentemente son otros jóvenes los emisores de publicaciones en redes sociales con acrónimos de significado sexual o ciberacoso. Algunas plataformas de seguridad online y bienestar digital para familias, como Qustodio, recopilan los términos más comunes que utilizan actualmente los jóvenes en las redes sociales para esconder mensajes con contenidos sexuales, de ciberacoso o drogas.

La forma de escribir de los jóvenes en las redes sociales es un asunto preocupante, prácticamente nueve de cada diez jóvenes no prestan atención a las normas ortográficas y gramaticales. De hecho, un 20% de los estudiantes de ESO aseguran que escriben como hablan. De ahí que, si uno revisa los mensajes de WhatsApp o de otras redes sociales de los menores, la ausencia de tildes, la falta de signos de puntuación y las confusiones entre 'a ver' y 'haber', 'a' y 'ha' o '¡Ay!', 'ahí' y 'hay' sean errores habituales. 

Lo cierto es que la lectura y escritura rápida y la premisa de la inmediatez son los ingredientes perfectos para descuidar la ortografía y los adolescentes, según un trabajo realizado por la Universidad Politécnica de Zurich, son capaces de escribir aproximadamente diez palabras más por minuto que una persona de 40, de modo que las probabilidades de que se "cuelen" las faltas también son mayores. 

Sin embargo, más que estar atentos a estos errores o a las faltas ortográficas, algunas plataformas de seguridad parental aseguran que el interés de los padres debería focalizarse en las abreviaturas, en muchos casos, acrónimos tomados del inglés, que utilizan los menores con significados prácticamente desconocidos para la mayoría, porque algunos pueden alertar de conversaciones o conductas poco apropiadas dentro y fuera de la red.

El contenido sexual es uno de los principales protagonistas de los neologismos de los menores en las redes, debido al aumento de prácticas como el 'sexting', también entre niños y adolescentes. GNOC (desnúdate frente a la cámara), GYPO (quítate los pantalones) o SUGARPIC (petición de una foto sugerente) son algunos de los mensajes que pueden llegar a preocupar a las familias. También existen diferentes acrónimos que hablan explícitamente del sexo como 53X o CU46 (nos vemos para tener sexo).

Perfiles de adolescentes en redes sociales: no antes de los 15

Chica adolescente utilizando redes sociales.

Otras de las terminologías frecuentes en las publicaciones de los jóvenes en redes se refieren a las drogas y las fiestas. El acrónimo 1174 (nos vemos en la fiesta) es de los menos alarmantes, pero hay otros más preocupantes para las familias como 420 (marihuana) o CID (ácidos y drogas).

Los neologismos pueden esconder en otras ocasiones casos de 'ciberbullying' o ciberacoso, preocupante en todo caso pero que en el contexto actual toma más relevancia: durante el último año, a pesar de que los niños han pasado menos tiempo en las aulas, el acoso ha crecido un 70 por ciento.

Son muchos los acrónimos que se utilizan para esconder insultos entre los que destacan THOT, HOE, BOSH SBW y SLUB, todos ellos con un mismo significado (zorra) que generalmente, van dirigidos a las niñas.

COMPARTIR: