07 de octubre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Un hombre apuntó a la vicepresidenta del país latinoamericano con un arma cuando esta llegaba a su vivienda de Buenos Aires

Inseguridad en Argentina ante el intento de asesinato a Cristina Fernández de Kirchner

Momento en el que Cristina Fernández de Kirchner es apuntada con un arma.
Momento en el que Cristina Fernández de Kirchner es apuntada con un arma.
La vicepresidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, ha sufrido un intento de asesinato. El hombre se encontraba junto a la muchedumbre de personas que esperaban a la mujer a las puertas de su vivienda y sacó un arma con la que apuntó a la vicepresidenta. Fernández de Kirchner salió con vida debido a que la pistola se encasquilló, pero el suceso ha hecho resurgir el debate de la inseguridad en el país latinoamericano.

El pasado jueves la sociedad argentina presenciaba uno de los sucesos más impactantes de los últimos años. Cuando la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner regresaba a su hogar en Buenos Aires, un individuo intentó asesinarla con una pistola. Camuflado entre la marabunta de gente que se apostaba en las vallas colocadas alrededor de la vivienda, el hombre sacó una pistola y apuntó a la cabeza de la expresidenta. No tuvo éxito porque el arma se quedó encasquillada.

La muchedumbre congregada entorno a la casa de Fernández de Kirchner se ha convertido en una constante en los últimos días en Argentina, ya que la ahora vicepresidenta se encuentra en pleno proceso judicial por presunta corrupción. El pasado 22 de agosto el Fiscal del caso llegó a solicitar 12 años de prisión para Fernández de Kirchner, lo que generó opiniones diversas.

Con este panorama político y judicial, el suceso ha vuelto a sacar a colación el tema de la inseguridad en Argentina, uno que ya ocasionó polémica y manifestaciones durante el mandato de Fernández de Kirchner —de 2007 a 2015—.

Inseguridad en Argentina

Un reciente estudio de la Facultad de Psicología de la Universidad de Buenos Aires dejó constancia de que la inseguridad ciudadana es un tema latente para la población argentina. Según indican, el 88% de los encuestados afirmaron que veían “muy probable” o “bastante probable” sufrir delincuencia a coto plazo. Además, un 68% considera que la delincuencia en el país es un tema de gravedad.

Vigilancia en las casas, tensión al salir a la calle y un sentimiento de inseguridad generalizado son algunos de los puntos que resaltan los encuestados para el estudio.

Aunque la mayoría de los argentinos afirmaban que los robos eran los delitos más probables y comunes, el homicidio también constaba en sus preocupaciones. Y es que solo unos meses después del lanzamiento de este estudio, un kiosquero fue asesinado a balazos durante un asalto.

La inseguridad durante el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner

Este problema, sin embargo, no es actual. Aunque el presidente de Argentina, Alberto Fernández, ha declarado que este suceso es el “más grave que ha sucedido” desde el retorno de la democracia a Argentina en el año 1983, lo cierto es que durante la presidencia de Fernández de Kirchner hubo manifestaciones que solicitaban mayor seguridad ciudadana.

Manifestación durante el gobierno de Cristina Fernández Kirchner.

Estas manifestaciones, del año 2009, surgieron a causa del aumento de crímenes violentos y la falta de control de los delincuentes por parte de las instituciones. Según recogía BBC Mundo, los manifestantes ponían de manifiesto que el gobierno de Fernández de Kirchner no tomaba “ninguna medida” y que en 2008 hubo más de 90.000 delitos que podrían haberse prevenido, como robos y asaltos a mano armada.

A grito de “basta”, los asistentes afirmaban que “la inseguridad no es una sensación, es un flagelo” de la sociedad argentina, y que solo se podía resolver “con decisión política”.

Así es el hombre que intentó asesinar a Cristina Fernández de Kirchner

Trece años después de que se criticaran las medidas del gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, la vicepresidenta ha vivido en sus propias carnes esta inseguridad que clamaban los ciudadanos entonces. Aunque afortunadamente ha quedado en un susto que podría haber sido una tragedia si el arma no se hubiera encasquillado.

Fernando Andrés Sabag Montiel.

El hombre que intentó asesinar a la vicepresidenta ya ha sido detenido por las autoridades. De origen brasileño pero nacionalizado en Argentina, el nombre del supuesto agresor es Fernando Andrés Sabag Montiel y tiene 35 años, tal y como informa el medio La Nación. La policía todavía no ha dado datos al respecto.

Las autoridades todavía se cuestionan cómo llegó a traspasar el cordón de seguridad y consiguió apuntar a la vicepresidenta. El motivo para el intento de asesinato tampoco ha sido desvelado, pero las investigaciones en la hemeroteca de los medios locales indican que llegó a salir en medios como Crónica TV “criticando al Gobierno”, según declaró a un canal de televisión.

Sabag Montiel tendría además antecedentes penales por llevar en su coche un cuchillo de 35 centímetros de largo —que fueron archivados— y portaba tatuajes con simbología nazi, según se ha visto en las fotos difundidas del individuo.

COMPARTIR: