17 de septiembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Este grupo empleaban la violencia contra sus adversarios en el tráfico de drogas

La Guardia Civil desarticula una banda dedicada a robar mercancías y droga a otras organizaciones delictivas

Han sido incautados más de dos kilos de cocaína
Han sido incautados más de dos kilos de cocaína / Guardia Civil
En una operación conjunta conjunta del Equipo de Delincuencia Organizada y Antidroga de la Guardia Civil de Zaragoza (EDOA) y el Grupo de Atracos de la Unidad Orgánica de la Policía de Madrid, ha sido desmantelada una banda organizada que se dedicaba a dar “vuelcos” a otras organizaciones criminales dedicadas al tráfico de drogas. Es decir, les robaban. Los delincuentes se hacían pasar por la Policía para sustraer mercancía, bienes y droga a los miembros de otras organizaciones delictivas.

La operación denominada Vuelco se ha cerrado con diez personas detenidas, una investigada, y la incautación de dos kilos de cocaína y material para realizar las operaciones. Las autoridades han comprobado que los miembros de la banda utilizaban la violencia durante sus vuelcos. Se le denomina así al robo de mercancías, también droga, a otros delincuentes.

La operación se inició a mediados del mes de febrero cuando las autoridades recibieron una denuncia en la ciudad de Zaragoza. Un grupo de hombres que se identificaron como agentes de la UCO de la Guardia Civil ingresaron a una vivienda, en la que vivía una pareja de origen dominicano, y perpetraron un robo con violencia. Entonces, tres hombres se presentaron aludiendo que estaban en plena operación antidroga, agredieron a la pareja y la amenazaron para evitar que denunciaran los hechos.

Los investigadores dieron con una organización criminal con sede en Madrid, que se dedicaba a sustraer sustancias estupefacientes de otras bandas que traficaban. El modus operanti llamado vuelco por la Policía implica simular actuaciones policiales para sustraer el material y es común hacer uso de la violencia y empleo de armas.

En la operación se ha incautado diverso material que servía para las operaciones / Guardia Civil

Finalmente, el pasado 2 de abril la Guardia Civil realizó un operativo en el que se detuvo in fraganti a cuatro miembros de la organización cuando salían de una vivienda en Estepona (Málaga) después de realizar un vuelco. A los detenidos se les requisó una bolsa con dos paquetes de cocaína, que sumaban más de dos kilos de droga. Tras la detención, los agentes ingresaron en la vivienda y comprobaron que los moradores habían sido sometidos, maniatados y golpeados durante los hechos.

Después de que los agentes comprobasen que la sustancia procedía del domicilio, detuvieron también a los ocupantes del mismo. Se les imputan delitos contra la salud pública y por tráfico de drogas. También ha incautado un arma de los asaltantes con munición. La Guardia Civil informa que durante la operación uno de los delincuentes lanzó el arma por la ventana al percatarse de la presencia policial. El aparato se encontraba cargado.

Tres registros más contra la banda

El 3 de abril, la Guardia Civil llevo a cabo otros tres registros de domicilios relacionados a los asaltantes de Estepona.  En los inmuebles localizados en la ciudad de Madrid se encontraron varios objetos relacionados a las operaciones. Entre los bienes incautados se encontraban: walkie talkies, dos armas de fuego detonadoras, grilletes metálicos, sirenas policiales, placas y carnets policiales, sprays autodefensa, rotativos luminosos para vehículo policial, guantes utilizados en los asaltos, bridas y cinta americana para amordazar, fajos de papeles simulando billetes reales, básculas de precisión, pequeñas cantidades de marihuana y multitud de teléfonos móviles.

Después de estas intervenciones, las investigaciones continuaron hasta detener a tres miembros más de la banda entre el 4 de abril y 3 de mayo. Las autoridades concluyen que la banda realizó cinco vuelcos.

Diez detenidos de varias nacionalidades

Después de semanas de operativos especiales la Guardia Civil ha cerrado la operación con un total de diez detenidos, todos hombres de entre 26 y 48 años. Entre ellos, se detuvieron a delincuentes de nacionalidad española, venezolana, ucraniana y dominicana. Los diez detenidos han quedado a disposición judicial y cuatro ya han ingresado al centro penitenciario de Zuera.

Se realizaron operativos en Zaragoza, Madrid y Estepona.

Se le imputan diversos delitos, entre ellos: allanamiento de morada, detención ilegal, usurpación de funciones públicas, lesiones, coacciones, amenazas, delito contra la salud pública, tenencia ilícita de armas y pertenencia a organización criminal.

También quedaron detenidos en esta operación otros tres sujetos, dos hombres y una mujer dominicanos, que moraban en la vivienda asaltada de Estepona. Otro hombre, esta investigado en Zaragoza por presuntos delitos de tráfico de drogas y contra la salud pública.

COMPARTIR: