19 de agosto de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

LA FISCALÍA SOLICITA PARA EL AUTOR DEL DISPARO A BOCAJARRO EN LA CABEZA DE LA VÍCTIMA ENTRE CUATRO Y MEDIO Y DOS AÑOS POR CADA DELITO COMETIDO

Declaran culpable del asesinato con alevosia de Esther Escobar en Ciudad Lineal a Antonio Leal

Declaran culpable del asesinato con alevosia de Esther Escobar en Ciudad Lineal a Antonio Leal
Declaran culpable del asesinato con alevosia de Esther Escobar en Ciudad Lineal a Antonio Leal
Antonio Leal, el asesino de Esther Escobar, ha sido declarado culpable en un juicio en el que ha permanecido en silencio tras haberse retractado de haber cometido el crimen. La mujer sufrió un disparo a bocajarro y era víctima de acoso por parte del agresor. Su familia clama justicia.

Han sido dos años de sufrimiento para la familia de Esther Escobar. El 16 de febrero de 2020 fallecía de un disparo en la cabeza cuando caminaba por la calle Virgen de los Reyes, número 4, de Ciudad Lineal. Su asesino, Antonio Leal –según ha decretado el Jurado este miércoles– se obsesionó con ella tras conocerla en un pub nocturno ubicado cerca de Puerta del Ángel donde Esther trabajaba. Esther es otra de las víctimas de violencia machista. 

Sus hermanas e hijas no han dudado ni un momento que Antonio Leal es el autor del crimen y claman justicia. "Esther nos había avisado de que tuviéramos cuidado, que había un hombre que estaba acosándola y que la amenazaba”, aseguran.

Esther Escobar, otra víctima de violencia de género

Esther dejó Paraguay, su tierra, para asegurar un futuro mejor a sus cuatro hijas. Llevaba trece años viviendo en España y era una mujer muy trabajadora. "Fue una excelente amiga, hermana, una excelente hija. Sacrificó años de su vida para que a nosotras no nos faltara nada", cuenta su hija mayor Thalia. 

Esther Escobar

Llegó en 2007 y trabajó en varios establecimientos, sin embargo no consiguió prosperar. Fue en el pub nocturno donde conocería a su asesino donde por fin, consiguió asentarse.  Finalmente, tuvo que marcharse. Antonio Leal, un cliente habitual de las noches de aquel bar se había obsesionado con ella.

La obsesión de Antonio Leal

A pesar de que Esther Escobar y Antonio Leal mantenían relaciones esporádicas, él acabó obsesionado con ella y no aceptó que no quisiera algo más. La acosaba e incluso la amenazó con ponerle un GPS en su teléfono para controlarla. 

Imágenes de Esther Escobar y Antonio Leal.

Antonio Leal estaba investigado por la Policía Nacional. Tenía antecedentes penales y en 2009, fue condenado por un delito de intento de homicidio. Le aplicarían la pena eximente por anomalía psíquica debido a un trastorno psicótico por consumo de cocaína y cambiaría la prisión por una pena de 16 años de internamiento en un centro psiquiátrico. Se encontraba en libertad desde 2013.

El veredicto del Jurado

Tras su huída a Albacete, Antonio Leal confesó el crimen a la Policía. Dos años después, se ha retractado en sede judicial. Sin embargo, hay suficientes pruebas de cargo contra él. Las imágenes de unas cámaras de seguridad de dos comercios en la calle donde fue asesinada y la bala que se halló en la cabeza de Esther son pruebas suficientes para inculpar a Antonio Leal. 

Familiares de Esther Escobar 

"Hay suficiente prueba de cargo para enervar su presunción de inocencia: las cámaras, las testificales...", afirma, tajante, Juan Manuel Medina, abogado de la familia de Esther. La resolución del proceso judicial se encuentra en manos del jurado. Por petición del Ministerio Fiscal y por la Acusación Particular se pide la indemnización a la familia de Esther Escobar con 1.020.000 euros en concepto de responsabilidad civil. Sus familia clama justicia. “La mató por el hecho de ser mujer" y tenía una "obsesión" por ella, no quería tener una relación.

COMPARTIR: