24 de septiembre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Sidney Alberto Pereira Martins y Nélida Cristina Alves Guerreiro tienen 40 años y cometieron un triple crimen en su país antes de huir

Alerta: Se busca a una pareja de criminales portugueses en España que atracan armados estaciones de servicio

Sidney Alberto Pereira Martins y Nélida Cristina Alves Guerreiro.
Sidney Alberto Pereira Martins y Nélida Cristina Alves Guerreiro.
Una pareja portuguesa de criminales de unos cuarenta años está atracando estaciones de servicio en España a punta de pistola. La Guardia Civil ha difundido la alerta a través de su cuenta de Twitter, pidiendo colaboración ciudadana para encontrarlos. Según ha podido conocer El Cierre Digital, huyen en un Peugeot 306 de color rojo con matrícula 3535CDY robado en Madrid. Ya habrían atracado al menos cuatro gasolineras.

La Guardia Civil vuelve a solicitar la ayuda ciudadana; esta vez para detener a dos peligrosos fugitivos. Sus nombres son Sidney Alberto Pereira Martins y Nélida Cristina Alves Guerreiro, una pareja portuguesa de 42 y 40 años respectivamente que, tras cometer un triple crimen en el país luso, han cruzado la frontera con España. En este país están perpetuando diversos atracos en los que van armados. El último, en una armería en Navalmoral de la Mata, según ha podido conocer elcierredigital.com.

“Solicitamos la colaboración para localizar a dos personas de nacionalidad portuguesa relacionadas con cuatro atracos a estaciones de servicio en las provincias de Toledo, Badajoz y Sevilla”, explicaba la Guardia Civil a través de su cuenta de Twitter, dejando claro que “son peligrosas” y pidiendo a los ciudadanos que tengan información sobre ellos llamar al 062.

Aunque estaban huyendo en un vehículo Citroën Xsara ranchera de color azul y con matrícula portuguesa, elcierredigital.com ha podido saber a través de fuentes solventes del caso que ahora han “robado a punta de pistola un vehículo en Madrid”, por lo que ya habrían llegado a la capital. El vehículo en cuestión es un Peugeot 306 de color rojo con “matrícula 3535CDY”, con el que continúan desplazándose siguiendo la carretera A5

Según ha podido conocer elcierredigital.com, uno de los últimos movimientos de la pareja portuguesa ha sido el atraco en "una armería en Navalmoral de la Mata". Todo parece indicar que no se han llevado armas del establecimiento.

La huida de la pareja portuguesa de criminales

Aunque las autoridades portuguesas no han dado información al respecto del triple crimen cometido en su país, sí que se conoce un poco más sobre su huida en España. Después de cometer este acto delictivo, cruzaron la frontera por Huelva y comenzaron su cadena de atracos en España.

Toledo, Badajoz y Sevilla son algunos de los atracos que ha mencionado la policía para establecer su búsqueda. Uno de ellos ha tenido lugar en la estación de servicio de Cazalegas, que se encuentra en el kilómetro 103 de la A-5 dirección Extremadura, cerca de Talavera de la Reina.

Sidney Alberto Pereira Martins.

Este suceso tuvo lugar sobre las 14:30 del pasado lunes. Las cámaras de seguridad fueron las encargadas de captar cómo entraban armados —ella con un gran cuchillo, él con una pistola— y apuntaban al cajero de la gasolinera. No hacen grandes esfuerzos por ocultar su identidad, tan solo él lleva unas gafas para ocultar su rostro, y van vestidos con ropa veraniega. Ella viste con unas mallas negras y una camiseta; él con bermudas negras y camiseta gris. En sus pies llevan chanclas.

Después de amenazar al trabajador, los atracadores se llevan todo el dinero de la caja y dejan encerrado al empleado en los baños para que no pueda escapar.

Según comentan los diversos medios, serían adictos a las drogas y actúan con violencia en sus atracos, en los que se llevan dinero y tabaco.

Nélida Cristina Alves Guerreiro.

Desde julio en España

Las primeras pesquisas indican que la pareja portuguesa lleva en España aproximadamente desde el 28 de julio. Entraron por Huelva y, al día siguiente, habrían perpetrado su primer atraco en Huévar del Aljarafe, Sevilla. Unos días más tarde, el 3 de agosto, volverían a repetirlo en gasolinera cercana a la Estación de Autobuses de Badajoz. El modus operandi fue el mismo: amenaza armada, robo del botín y encerrar al empleado de la tienda en los baños antes de volver a huir.

La Guardia Civil sospecha que aún siguen en territorio nacional y que su objetivo es llegar a Francia, por lo que solicitan ayuda ciudadana para localizarlos. Por su parte, las autoridades han desplegado un dispositivo de rastreo por tierra y aire.

COMPARTIR: