27 de noviembre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Desde el Sindicato Unificado de Policía piden que se declaren estos lugares Zonas de Especial Singularidad

Máxima dificultad para los policías en su trabajo en Cataluña y en el Campo de Gribaltar

Policías en el Campo de Gibraltar.
Policías en el Campo de Gibraltar.
El Sindicato Unificado de Policía (SUP) denuncia que pasan los meses y el Ministerio del Interior sigue sin cumplir sus promesas de solucionar el problema que afecta a miles de compañeros en El Campo de Gibraltar y Cataluña. Este sindicato vuelve a exigir que se declaren ambos territorios como Zonas de Especial Singularidad (ZES) ya que es urgente mejorar las condiciones socio-laborales de los policías, que trabajan bajo condiciones de máxima hostilidad y asfixia social en esos territorios.

Desde el Sindicato Unificado de Policía (SUP) no quieren empezar el nuevo ejercicio de 2022 sin volver a reclamar al Ministerio del Interior que articule las medidas necesarias para garantizar el trabajo de la Policía en El Campo de Gibraltar y Cataluña bajo unas mínimas condiciones socio-laborales.

“No exigimos un imposible, simplemente pedimos que se mejore la situación de nuestros compañeros y sus familias. Todos son víctimas del acoso diario de los sectores más radicales, con la abierta complicidad de algunas instituciones en Cataluña, o viven en el punto de mira de las organizaciones criminales en El Campo de Gibraltar”, denuncia el sindicato en una nota de prensa. “El Ministro del Interior tiene una oportunidad única para cumplir con sus promesas y acabar con la situación de desamparo que sufren los policías en ambas regiones”, añaden.

Ya son siete años los que lleva SUP exigiendo mejoras económicas y sociales para los policías destinados en esas zonas. “Hoy volvemos a insistir en la aprobación urgente de compensaciones como pluses de territorialidad y la declaración de Zona de Especial Singularidad que hagan más atractivos esos destinos frente a las numerosas peticiones de traslado, estabilizando las plantillas y ayudando a que la vida de los policías y sus familias se desarrollen dentro de la normalidad que disfrutan las plantillas del resto de España”, explica la nota.

Elcierredigital.com ha podido hablar con Carlos Morales, portavoz del SUP, que ha explicado a este medio los principales problemas con los que conviven día a día los policías de estas zonas. “En el Campo de Gibraltar la lucha diaria contra el narcotráfico hace que se violenten situaciones de la vida privada de los policías y de sus propias familias. La mayoría de los policías que está trabajando allí no residen en campo de Gibraltar debido a las presiones sociales que reciben por parte de la sociedad. Por otro lado, en Cataluña la situación sociolaboral no es la mejor en estos momentos. Se están viviendo momentos convulsos desde 2017, ya que la sociedad presiona y margina a los policías y a sus familias en Cataluña. Y el día a día se hace muy complicado. De hecho, en torno a 900 policías abandonan Cataluña al año. Una cifra escandalosa”.

“Los afectados y sus familias necesitan, por poner un ejemplo, apoyo económico para costear los cambios de colegios de sus hijos acosados por los independentistas o sobrellevar el continuo hostigamiento (cuando no agresiones) al que se ven sometidos por defender los derechos de todos los ciudadanos catalanes con arreglo a la Constitución Española”, relata el comunicado.

El SUP denuncia que la falta de uniformes en la Policía desde hace más de  un año está a punto de obligar a los agentes a patrullar de paisano -  Confilegal

Carlos Morales, portavoz de SUP.

“Es un hecho tangible que el coste de la vida en Cataluña, el alquiler de vivienda por ejemplo, es de los más altos de España. La comunidad catalana es la que tiene mayor carga fiscal, más cuota de IRPF, más impuestos propios y precios más altos de IBI, agua y demás suministros. Todo ello menoscaba la capacidad económica de las familias de los policías. La situación en El Campo de Gibraltar es similar, con amenazas constantes hacia policías y guardias civiles, también a sus familias. Las agresiones a los miembros de las FFCCSE están al orden del día, y nuestros compañeros se ven obligados a hacer un esfuerzo económico extra para mantener a los suyos alejados de las presiones del entorno de los narcos”, denuncia SUP.

“La combinación de todos estos factores, tanto económicos como de hostilidad permanente, se traducen en una exagerada y enorme movilidad de la plantilla con cientos de policías y guardias que abandonan cada año esas zonas. Los trabajos operativos se colapsan por falta de efectivos, y las vacantes se cubren con otros compañeros a los que se impide disfrutar de sus merecidos días de descanso”, resalta el Sindicato.

Por todo ello, desde el SUP, vuelven a exigir de forma urgente, ya que el problema perdura y se agrava con el tiempo, que se dote con un plus económico y ayudas sociales a los agentes en El Campo de Gibraltar y Cataluña, o se articule la solución permanente de declararlas Zonas de Especial Singularidad.

“Lo que queremos es que se declaren a estas áreas Zonas de Especial Singularidad lo que conllevaría mejorar las condiciones laborales de los policías motivando a los policías para que se queden en estas zonas. Ahora nosotros extendemos nuestra mano bondadosa y caritativa para trabajar con el Ministerio del Interior y con la Secretaría de Estado de Seguridad para ayudarles a hacer este trabajo”, concluye Morales.

COMPARTIR: