17 de noviembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El hombre, de 56 años, vivía solo con el animal como única compañía en el distrito madrileño de Ciudad Lineal

Una perra devora parte de una pierna y de un pie de su dueño, que llevaba muerto varias semanas en su casa

Edificio donde tuvieron lugar los hechos.
Edificio donde tuvieron lugar los hechos.
La escena que se encontraron los bomberos el domingo al entrar en un domicilio de Madrid era dantesca. Una perra había sobrevivido comiéndose parte del cuerpo de su dueño, una persona de avanzada edad fallecida. El mal olor despertó la alarma en los vecinos, que llamaron a la Policía y estos a los bomberos para entrar en la casa.

La Policía Nacional encontró el pasado domingo el cadáver de un hombre de 56 años, que llevaba muerto varias semanas en su casa, y cuya pierna derecha ya había sido devorada por su perra, según informaron fuentes policiales.

El hallazgo se produjo el 1 de septiembre a las 14 horas tras el aviso de una mujer residente en el número 48 de la calle Esteban Collantes, en el madrileño distrito de Ciudad Lineal. Comentó a los agentes que hacía muchos días que no veía a su vecino y que de su casa salía un olor putrefacto.

Mucha gente mayor vive sola con sus animales.

Hasta el lugar acudió un indicativo policial y los Bomberos equipados para esta situaciones, que escucharon los ladridos del animal cuando llegaron a la puerta. Entonces, forzaron la reja de una ventana y accedieron al domicilio, en el que se encontraba el cadáver de un hombre fallecido, al que faltaba parte de un pie y de la pierna derecha, que presumiblemente se había comido la perra.

Según las primeras pesquisas y por sus antecedentes médicos, el hombre podría haber muerto de forma natural y el animal podría haber sobrevivido comiéndose parte del cuerpo de su dueño. La perra ha sido trasladada al Servicio Veterinario de Urgencia de Madrid Salud (SEVEMUR).

COMPARTIR: