22 de octubre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La joven de 17 años fue asesinada el 25 de noviembre de 2018 en la puerta de su casa de Alcorcón, Madrid, presuntamente a manos de Rocío 'La Golosina'

Caso Denisa: La Fiscalía también pide juzgar por asesinato a Mario Tabanera, exnovio de la víctima

Exclusiva Mario, entrando al juzgado.
Mario, entrando al juzgado.
La familia de la joven Denisa Dragan, asesinada por celos en Alcorcón cuando sólo contaba con 17 años, tendrá la oportunidad de que se haga justicia. ElCierreDigital accede en exclusiva al escrito de la fiscalía que también acusa de asesinato al exnovio de la víctima y de la presunta asesina. El fiscal cree que Mario Tabanera es cooperador necesario en el crimen y que sin su ayuda su novia Rocío no habría podido asesinar a su exnovia Denisa.

Se acerca la fecha para el juicio por el cruel asesinato de la joven Denisa en Alcorcón y el trabajo del abogado de la familia de la víctima, Marcos García Ortega del despacho de Marcos García-Montes, va cosechando sus frutos. La perseverancia del letrado ha llevado a que Mario Tabanera, considerado como testigo del crimen en los albores de la investigación, termine acusado de cooperador necesario en el asesinato. No sólo eso, ahora la Fiscalía también se suma a las tesis de la familia de Denisa y acusa a Mario Tabanera por delitos que suman más de 20 años de cárcel.

Denisa murió asesinada el 25 de noviembre de 2018 en la puerta de su casa de Alcorcón, presuntamente a manos de Rocío que le profesaba unos celos enfermizos. Rocío no soportaba que Denisa mantuviera un mínimo contacto en las redes sociales con Mario Tabanera, ex novio de Denisa y novio de la presunta asesina en el momento de los hechos.

“Voy a ir y te voy a matar Denisa…te voy a matar y ya está”

Tanto la acusación, que dirige el letrado Marcos García Ortega en nombre de la familia de la víctima, como la Fiscalía, se fijan en primer lugar en las amenazas de muerte previas de Rocío a Denisa, una serie de mensajes que no dejaban duda sobre las intenciones de la acusada. Mensajes de Rocío amenazando a Denisa enviados desde su teléfono pero también desde el terminal de su novio Mario en los días anteriores al crimen. “Te voy a romper la cabeza por todo lo que me has llamado sin conocerme, vale. Tú me has llamado yonqui, y me has llamado come bolsas y me has llamado de todo…entonces, voy a ir y te voy a matar Denisa, y te voy a matar y ya está… porque yo soy así” estos eran algunos de los mensajes que Rocío le dedicaba a Denisa, el siguiente más amenazante aún que el anterior. “Quería que supieras que voy a ser madre (de Mario) y la voy a tener…y te juro por mi hija que te voy a quitar la vida”.

La joven Denisa Dragan.

Días después, esas amenazas se hicieron realidad cuando Rocío le pidió a Mario que la llevara hasta el domicilio de Denisa ya que desconocía su ubicación. Es indiscutible que Mario accedió a llevarla hasta el lugar, supiera o no que Rocío iba armada con un cuchillo, y es algo que, a pesar de sus primeras negativas, el acusado terminó por admitir en los interrogatorios judiciales.

Una vez allí, según el relato de las acusaciones, sobre las 21:40 horas, Mario bajó del coche y acompañó a Rocío hasta la puerta de la casa de Denisa. Llamaron a la puerta y cuando Denisa abrió, Mario la sujetó para que su novia Rocío la agrediera con el cuchillo. Denisa no pudo defenderse, en ese momento estaba hablando por teléfono con su amiga Silvia que escuchó las últimas palabras de Denisa dirigiéndose a la asesina por su nombre antes de desplomarse herida de muerte.

De inmediato la pareja huyó del lugar, se deshizo del arma e intentó procurarse una coartada con unos familiares de Mario. Los tíos de Mario les dieron coartada al principio pero terminaron cambiando su declaración añadiendo detalles de gran importancia para el caso. Así, contaron que Mario sabía que Rocío odiaba a Denisa y que Rocío pretendía hacerle daño. Aún así, Mario la llevó en su coche hasta el domicilio de la víctima.

Rocío Martínez, la presunta autora material del crimen. 

La presunta autoría de los hechos por parte de Rocío quedó acreditada con las declaraciones de los testigos e incluso del propio Mario. Además, Rocío le confesó el crimen a los policías que la llevaron al hospital tras detenerla. Desde entonces sólo ha abierto la boca para acusar a Mario del crimen.

Mario por su parte ha pasado de ser testigo a acusado. La familia de Denisa siempre pensó que Mario azuzaba las disputas entre sus exparejas por pura diversión. Sabía que Rocío quería hacerle daño a Denisa por celos, así lo atestiguaron los propios tíos de Mario. Sólo Mario conocía el domicilio de Denisa y además llevó a Rocío hasta allí sabiendo que podía ocurrir algo grave. Sin Mario, sin su coche, sin que le contara donde vivía Denisa y sin que la acompañara, quizá Rocío jamás habría matado a Denisa. Y por todas estas razones la familia de Denisa siempre le señaló como coautor o cooperador necesario en el crimen.

La buena noticia para la familia de Denisa es que ahora también la Fiscalía se suma a sus tesis en su escrito de acusación. La Fiscalía pide más de 25 años de cárcel para Rocío por el asesinato y las amenazas a Denisa y 20 años para Mario como cooperador necesario del crimen. La cruz para la familia de la víctima es que aunque la Fiscalía se ha sumado a la acusación contra Mario, que ha sido la principal preocupación y aspiración de la familia durante estos casi tres años de investigación judicial, la Fiscalía no acusa también a Mario de las amenazas a Denisa. 

La defensa de Mario, por su parte, pide la libre absolución. Insiste en que no era conocedor de las intenciones de Rocío y que creía que simplemente quería hablar con Denisa. Tampoco, según su defensa, sabía el alcance de la agresión a Denisa cuando recogió a su presunta asesina y juntos partieron a refugiarse en casa de sus tíos. Finalmente, la defensa de la presunta asesina alega que Rocío no cometió el asesinato y recuerda que la acusada padece un trastorno límite de la personalidad, agravado por el consumo de estupefacientes, que la harían inimputable a pesar de que el examen de los forenses del juzgado sentencia que era plenamente consciente de sus actos el día de los hechos. 

COMPARTIR: