18 de septiembre de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Los gritos de auxilio de su hermana dieron la voz de alarma

La Policía evita en Valladolid el suicidio de una menor de 15 años que pretendía arrojarse por la ventana de su casa

La Policía Nacional y la Policía Local ayudaron a que la joven no se lanzara
La Policía Nacional y la Policía Local ayudaron a que la joven no se lanzara / Europa Press
Agentes de Policía Nacional y Policía Local evitaron el suicido de la menor con la ayuda de su hermana que la sujetó de las piernas para que no se precipitase al vacío. Uno de los policías abrió la cerradura de la puerta del domicilio con una bombona de oxígeno

La Policía Nacional y la Policía Local consiguieron evitar el suicidio de una menor de 15 años en Valladolid, que pretendía tirarse al vacío por la ventana de su domicilio.

Los hechos se produjeron el pasado lunes cuando la Policía Nacional comisionó varios policías tras recibir un aviso que alertaba de la posibilidad de que una menor de edad acabase con su vida arrojándonse a la calle desde una ventana de su casa. Fue la gente de la calle donde se produjeron los hechos quienes avisaron ante los gritos que profería la hermana de la chica, que intentaba que ésta no cayera sujetándola por las piernas. Los agentes se personaron lo más rápido posible en el domicilio de la víctima, donde su hermana intentaba evitar que se arrojara por la ventana.

Ante la imposibilidad de abrir la puerta del domicilio, uno de los agentes de la Policía Nacional rompió la cerradura con una bombona de oxígeno que portaban los servicios sanitarios, logrando así llegar hasta la joven, que tenía solamente la mitad infrerior de las piernas, hasta la rodilla, dentro del piso y el resto del cuerpo se encontraba completamente suspendido en el aire, sin llegar a precipitarse al vacío gracias a que su hermana la sujetaba con fuerza para evitarlo.

Un policía llegó hasta la chica y la agarró fuertemente mientras los demás agentes hicieron una cadena para tirar de ellos evitando así que se precipitara. Finalmente, consiguieron introducirla en la vivienda. El saldo de esta hazaña fue un agente lesionado en la mano durante el rescate a la joven y  el envío de la chica al Hospital Clínico por  parte de los servicios sanitarios.

COMPARTIR: