17 de julio de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El pequeño realizó el viaje a su país en compañía del sacerdote que se ha encargado de él tras el crimen y de una funcionaria del consulado alemán

Caso Adeje: El pequeño Jonás ya está de vuelta en Alemania y ha pasado la primera noche con sus abuelos

Jonas, pixelado, con sus padres, Thomas y Silvia.
Jonas, pixelado, con sus padres, Thomas y Silvia.
El pequeño Jonás, superviviente y testigo, del terrible crimen que cometió su padre contra su madre y su hermano, ya está en su Alemania de origen tras autorizarse la tarde del 1 de mayo por parte de la Jueza titular del Juzgado de Violencia sobre la Mujer de Arona (Tenerife) que el pequeño podía realizar el viaje, tras estar tutelado por un sacerdote alemán. Finalmente, también fue acompañado por una funcionaria del consulado alemán en Canarias.

La titular del Juzgado de Violencia sobre la Mujer de Arona (Tenerife) confirma que el niño superviviente de la tragedia en Adeje ya está en Alemania. Se tramitó y autorizó su regreso el martes por la tarde y viajó con el sacerdote al que aludimos en nuestra primera comunicación sobre el caso y con una representante del consulado alemán de Canarias. El pequeño fue recibido por sus abuelos en el municipio alemán de Hallen, aunque la custodia a efectos burocráticos está en manos de una institución administrativa alemana similar a la que asumió temporalmente la tutela en el Gobierno de Canarias. El pequeño ha pasado una noche con sus abuelos, que son personas de muy avanzada edad. Se extremaron las cautelas durante el viaje y sus escalas para que el niño no fuera acosado por los medios de comunicación, y según confirma el Juzgado se encuentra perfectamente física y anímicamente, dentro de las circunstancias.

El niño se convirtió en un testigo clave para la resolución del doble asesinato. Tras ver cómo su padre se ensañaba a golpes con su madre y hermano logró escapar del lugar y tras caminar varios kilómetros por el monte fue hallado por unos residentes de la zona que dieron el aviso a la Guardia Civil.

Thomas, padre de Jonas y presunto asesino de su madre y hermano, con la Guardia Civil durante la reconstrucción de los crímenes.

El pequeño ya declaró el lunes ante la jueza, mediante la figura conocida como prueba preconstituida. Se realizó fuera del juzgado, en el centro de menores en el que se encontraba y con todas las garantías legales. Se grabó toda su declaración para que el pequeño no tenga que volver a declarar en sede judicial y evitarle que tenga que recordar todo lo sucedido. Al niño no le han dicho todavía lo ocurrido, ya que él huyó cuando comenzó el ataque del padre a su madre y su hermano.

Los psicólogos que le atendieron creen que debe ser sus familiares de Alemania quienes le comuniquen el trágico desenlace. De los cuatro miembros de la familia de Jonas, todos ellos alemanes, éste está solo en un centro de acogida canario por orden judicial, su padre está en prisión y su madre y su hermano, muertos.

Según los cuidadores del centro, Jonas se alimentó y durmió bien, realizó actividades con sus compañeros y, aunque no habla español, parecía haberse integrado bien en el centro, dadas sus circunstancias. Es el Consulado de Alemania quien llevó a cabo trámites con las autoridades canarias sobre el traslado de Jonas a Alemania.

COMPARTIR: