19 de agosto de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La criminóloga Carmen Balfagón solicita en un informe al juez el testimonio de aquellos que estaban con él cuando murió en un botellón en mayo de 2021

Muchas incógnitas en el caso del joven arrollado por un tren en Alpedrete: "Se deberían haber revisado las cámaras"

Estación de Los Negrales, en el municipio madrileño de Alpedrete.
Estación de Los Negrales, en el municipio madrileño de Alpedrete.
El caso de Gerardo Jonathan, un joven de 18 años fallecido en mayo de 2021 al ser arrollado por un tren en Alpedrete, adolece de cabos sueltos. Después de que la investigación de su muerte se cerrara declarando que fue un accidente, la madre del chico implora la reapertura del caso, que está sobreseído. La criminóloga Carmen Balfagón explica a elcierredigital.com algunas de las evidencias que no se investigaron en su momento y que ahora podrían esclarecer las causas de esta muerte.

El 29 de mayo de 2021, Gerardo Jonathan Moedano, un chico de 18 años de la localidad madrileña de Collado Villalba, aparecía muerto en las vías del tren del trayecto Villalba-Segovia, a la altura de Los Llanos. El cuerpo sin vida del joven se localizó sobre las nueve de la noche entre las estaciones de Alpedrete y los Negrales, cerca de una zona abandonada donde había participado en un botellón con más personas.

A pesar de que este caso se encuentra sobreseído por la Justicia, que determinó que "la muerte de Jonathan fue un accidente", la madre del joven no se da por satisfecha y pide se investigue de forma más concreta lo que le sucedió a su hijo. Por ello, la mujer ha contactado con el despacho criminológico jurídico Balfagón y Chippirrás, que ha presentado un escrito al juez con algunos de los cabos sueltos que se contemplan en la investigación de la muerte del chico.

Según explica a elcierredigital.com la criminóloga Carmen Balfagón, "hemos elaborado un informe que recoge la petición de la madre del joven con la que pretendemos que el juzgado realice una serie de diligencias que hasta el momento no se han llevado a cabo". Tal y como indica Balfagón, estas nuevas diligencias consistirían en "tomar declaración a otras personas que estuvieron con él hasta el momento de su muerte para ver qué es lo que pasó exactamente".

Un caso que podría tener más pistas

En el ámbito criminológico, según explica Carmen Balfagón en una llamada telefónica con elcierredigital.com , "no hay que olvidar que, tal y como señala la doctrina, cuando se produce un arrollamiento en la vía férrea y se encuentra un cadáver hay que descartar tres supuestos: que sea un accidente, un suicidio o una simulación de homicidio".

En el caso de la muerte del joven de 18 años Gerardo Jonathan, se llevaron a cabo una serie de actuaciones policiales que terminaron con el sobreseimiento de la causa y estableciendo que se trataba de un accidente. "En principio se dice que es un suicidio y luego concretan que es un accidente", aclara Balfagón. Cuando murió, el chico estaba participando en un botellón en una zona cercana a las vías, pero como apunta la criminóloga, "no sabemos qué es lo que pasó exactamente".

Según recalca Carmen Balfagón, en las primeras investigaciones "se tomó declaración exclusivamente a cinco personas, aunque en el sumario aparecen tan solo cuatro". Por ello, el despacho criminológico jurídico Balfagón y Chippirrás, solicita en su informe que el juez convenga llamar a testificar a los presentes en dicho botellón. Otra de las pruebas que podrían esclarecer las causas de la muerte de Gerardo Jonathan son las cámaras de seguridad ubicadas en la intersección entre la Autovía 6 y la entrada a la estación de Los Negrales. Según Balfagón, "es muy llamativo que no se hayan visionado los vídeos que pudieron grabar todo lo que ocurrió, y si se llegaron a ver, no figuran en el sumario".

Tal y como relata Carmen a elcierredigital.com: "A las dos horas del accidente se pensó que podía ser un suicidio, pero no se hizo autopsia psicológica para saber si el chico estaba atravesando un mal momento, o si habló con la madre o con amigos y compañeros del tema. Al final todo quedó en un accidente". Además, añade que, en estos momentos, la madre del joven "solo pretende que se aclaren las circunstancias en las que su hijo apareció debajo del tren".

El despacho criminológico jurídico Balfagón y Chippirrás se encuentra a la espera de que el juzgado determine la conveniencia de hacer las diligencias que se solicitan en el informe presentado.

Remodelaciones en el tramo de vía de Alpedrete

A raíz del trágico suceso que acabó con la vida de Gerardo Jonathan, las autoridades municipales de Alpedrete y RENFE, acordaron realizar una revisión de todo el tramo de vía que atraviesa la localidad para realizar las mejoras necesarias para garantizar la seguridad

Esta situación ya se había dado en julio de 2014, cuando tenía lugar otra tragedia que conmocionó al municipio. Un tren arrolló mortalmente a Laura, vecina de 13 años y sobrina del actual alcalde, Juan Rodríguez. Por ello, está prevista la construcción de una pasarela que salve las vías a la altura de la estación de Mataespesa. El alcalde también planteó la necesidad de construir un paso elevado en el apeadero de Los Negrales, cercano al centro comercial Planetocio, en Collado Villalba.

COMPARTIR: