08 de diciembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Su hermano, con quien hablaba a diario por teléfono encontró el cuerpo sin vida en la cama de la vivienda tapado por varias mantas al ir a buscarla

Investigan la muerte violenta de Ana, la mujer belga cuyo cadáver ha aparecido en su casa de Tólox (Málaga)

El cuerpo sin vida de una mujer con signos de violencia ha sido hallado por su hermano en una casa de Tólox (Málaga) este martes. El hermano encontró el cadáver después de que la mujer, una ciudadana belga de 58 años, no respondiera al teléfono. El cuerpo de la víctima estaba tendido sobre la cama, tapado con mantas y con evidentes signos de violencia. La mujer era experta en artes marciales y en su vivienda faltan objetos de importante valor.

La Guardia Civil está investigando el fallecimiento de Ana, la mujer de origen belga encontrada muerta en una vivienda de Tólox, en Málaga. La mujer vivía en una casa de campo situada en Pecho del Molino, situado a unos cuatro kilómetros de Tólox.

Estaba jubilada y se había trasladado a vivir allí para estar cerca de su hermano, uno de los pocos parientes que le quedaban con vida y quien la ha hallado sin vida en el interior de la vivienda. La víctima tenía también una hija que vive en Bélgica, según señala Diario Sur. Además, en la vivienda faltaban objetos de importante valor, ya que la fallecida era coleccionista.

El hermano encontró el cuerpo en la cama, tapado con mantas y evidentes signos de violencia, tras lo que llamó al servicio de emergencias. Agentes de la Policía Judicial de la Guardia Civil de Coín se hicieron cargo del caso, y se desplazaron junto a la comitiva judicial hasta el domicilio.

crimen_tolox_mujer_belgaLos vecinos escucharon el ruido de un vehículo de madrugada 

La  finca está ubicada en una salida de la carretera A-366, una zona de difícil acceso. Cuando los efectivos sanitarios llegaron al lugar del suceso sólo pudieron certificar la muerte de la mujer.

 

La víctima, de 58 años, era experta en artes marciales, motivo que ha sorprendido a los investigadores el hecho de que no hubiera opuesto resistencia, por lo que se investiga al círculo más cercano de la mujer. El principal sospechoso del supuesto homicidio es un hombre belga con el que llevaba varios meses manteniendo una relación de amistad. El hombre estaría ayudándola con una reforma en la vivienda.

Tanto el hermano como su mujer no sabían de la relación entre la fallecida y el sospechoso, aunque sí tenían constancia de que en alguna ocasión había dormido en la vivienda, debido a que el hombre iba y venía desde Bélgica pero no tenía residencia estable en la provincia de Málaga.

Las primeras hipótesis apuntan a que la mujer podría haber fallecido de madrugada porque los vecinos han declarado que escucharon el ruido de un vehículo sobre las 5.00 horas de la madrugada.

COMPARTIR: