26 de septiembre de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Desde el año 2001 todas las muertes se han producido de la misma manera: ahogándose con una sábana en la ducha de la celda

Tercer recluso que se ahorca en la cárcel zaragozana de Zuera desde su inauguración

Celda de la prisión de Zuera
Celda de la prisión de Zuera
Juan Marcos Fernández Giménez se quitó la vida este lunes ahorcándose en su celda con una sábana, tras un intento frustrado de fuga en el que acuchilló a dos agentes que le custodiaban. Cumplía una condena por robo con intimidación y era considerado un preso de alto riesgo por su comportamiento violento dentro de la prisión.

Un recluso se ahorcó este lunes en su celda de la cárcel de Zuera (Zaragoza). Juan Marcos Fernández Giménez, que así se llamaba, había pedido el alta voluntaria en el hospital Miguel Servet de Zaragoza, donde había ingresado bajo un fuerte estado de nervios tras protagonizar un intento de fuga, en el que hirió con un cuchillo a los dos policías que le custodiaban.. Lo hizo tres horas antes de que se quitara la vida con una sábana. Había sido ingresado en el servicio de Psiquiatría, a consecuencia del estado de nerviosismo que presentaba tras protagonizar un intento de fuga, en el que hirió con un cuchillo de cocina a los dos policías que le custodiaban.

El preso cumplía condena por un robo con intimidación y había sido trasladado de la prisión al hospital. A su vuelta, le metieron en una celda sin vigilancia especial, y cuando los funcionarios acudieron a llevarla la comida, lo encontraron ahorcado en la ducha con una sábana. Ers un recluso catalogado como peligroso, pero no se temía por que se quitara la vida.

Este es el tercer suicidio en la cárcel de Zuera desde su inauguración en el año 2001, y en los tres casos fueron suicidios en los que se utilizaron sábanas par consumarlos.

COMPARTIR: