30 de noviembre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El suceso tuvo lugar en el barrio de Vallobín, donde se encontró el cadáver de la niña junto al hombre, que se autolesionó después del crimen

Asesinato de una menor de 14 años en Oviedo: El presunto culpable es un moldavo de 32 años que está detenido

Portal del edificio donde fue encontrada la menor asesinada en Oviedo.
Portal del edificio donde fue encontrada la menor asesinada en Oviedo.
La menor asesinada fue encontrada en una vivienda del barrio de Vallobín con heridas por arma blanca junto a un hombre de 32 años de origen moldavo con lesiones graves. El varón y presunto culpable está detenido en el hospital. La investigación se encuentra bajo secreto de sumario.

El barrio de Vallobín en Oviedo ha sido el escenario del asesinato de una niña de 14 años. El suceso ha tenido lugar esta misma tarde cuando la menor volvía del instituto y ha sido descubierto por el hermano de la joven, que vio una chaqueta en el suelo del portal seguida por un rastro de sangre que llegaba hasta una vivienda, según ha confirmado El Comercio.

La niña fue encontrada en la vivienda cubierta de sangre y heridas de arma blanca junto a un hombre moldavo de 32 años también herido. Los sanitarios que se desplazaron hasta el lugar no pudieron hacer nada por la vida de la menor, sin embargo, el varón fue trasladado al Hospital Universitario Central de Asturias, donde se le está custodiando. Las investigaciones apuntan a que se autolesionó después de asesinar, supuestamente, a la niña.

Posibles antecedentes de acoso a jóvenes

El hombre hallado en el domicilio está siendo investigado como presunto asesino de la menor. El diario El Comercio apunta que el presunto asesino, de origen moldavo, llevaba veinte días habitando en el edificio. La Sexta también apunta que tendría antecedentes por acosar a jóvenes, motivo por el cual fue detenido hace un año.

La menor estaba volviendo del instituto cuando tuvo lugar la tragedia. Sus padres se encontraban esperándola para comer cuando empezaron a preocuparse por su ausencia. El hermano de la chica bajó a buscarla y encontró la ya mencionada chaqueta y el reguero de sangre, lo que hizo que llamara a la Policía. Los agentes tuvieron que entrar por la ventana de la vivienda en la que fue encontrada la menor ante la falta de respuesta desde el interior.

Según ha confirmado Europa Press, tras el levantamiento del cadáver se ha decretado secreto de sumario sobre las actuaciones, por lo que no se dará información hasta que haya claridad sobre lo sucedido.

COMPARTIR: