15 de agosto de 2020
|
Buscar
EDICIÓN VERANO

Aplazado su juicio en la Audiencia Nacional tras ser hospitalizada por una intervención de urgencia por una infección de sus implantes mamarios

Ana María Cameno, 'La reina de la cocaína': De transportar cien kilos de droga a trabajar para el clan de 'los Miami'

Ana María Cameno durante una fiesta.
Ana María Cameno durante una fiesta.
La "reina de la cocaína", Ana María Cameno, no se sentará de momento en el banquillo de los acusados. Al menos hasta el próximo 10 de febrero, fecha a la que se ha retrasado el juicio contra ella que debía haber comenzado el martes en la Audiencia Nacional, en Madrid. Ésta solo es una de las causas pendientes por tráfico de drogas y blanqueo de capitales, en la que el fiscal pide 25 años de cárcel contra ella. Falta todavía otra causa contra ella por formar parte de la organización de los Miami.

La Audiencia Nacional ha aplazado al próximo 10 y 11 de febrero en jornadas de mañana y tarde el juicio que estaba previsto que comenzara el pasado martes contra Ana María Cameno, conocida como la "reina de la coca", tras su detención en 2014 cuando dirigía la distribución de 100 kilos de cocaína en España.

La Sala ha adoptado este acuerdo después de que la defensa de Ana María Cameno haya comunicado que la acusada se encuentra hospitalizada tras haber sido objeto de una intervención quirúrgica, explicaron desde la Audiencia Nacional.

Cameno también es acusada de blanqueo de dinero, de millones de euros en Panamá. La Fiscalía pide para ella 25 años de cárcel por delitos contra la salud pública, blanqueo de capitales y tenencia ilícita de armas, y para su pareja sentimental, José Ramón Mora, solicita 21 años por los mismos delitos.

La "reina de la cocaína".

Junto a ellos se sentarán en el banquillo los otros 6 arrestados en una operación en Madrid, Cádiz, Alicante y Valladolid a raíz de la detención de Cameno, quienes se enfrentan a 13 años de cárcel. También están acusadas otras 5 personas vinculadas a la operación de blanqueo en Panamá.

Cuando fue detenida junto a su pareja y a otros dos acusados, los investigadores hallaron en un vehículo 37 kilos de cocaína, valorados en 5,9 millones en el mercado negro. Cameno entregó a uno de los agentes los 87.000 euros que llevaba ocultos bajo su ropa interior.

En el registro de su domicilio de la localidad madrileña de  San Sebastián de los Reyes fueron intervenidos otros 44 kilos de cocaína, 28 móviles y una pistola. La "reina de la cocaína", como fue bautizada tras su primera detención, todavía tiene pendientes otras causas, entre ellas una relacionada con la banda de los Miami, ya que el fiscal la acusa de liderar una ramificación de esta organización.

A Ana María Cameno, alias "pollito", "quesito" y "la llorona", la Fiscalía de la Audiencia Nacional la acusaba, junto a su marido de entonces, David Vela Navarro, alias "cabezón", "cabezudo" y "Machín" de dirigir la segunda rama de los Miami.

Ana Maria Cameno fue apodada por los medios de comunicación "la reina de la coca" y entre sus particularidades estaba que eran tan aficionada a la santería que no hacía prácticamente nada antes de consultarlo con un "santón". Es una mujer hecha a si misma que comenzó su carrera delicuencial en su Burgos natal a bordo de una Harley Davidson donde distribuía la cocaína por el norte de España y que se metió en el negocio de las drogas incitada por uno de sus primeros novios.

Junto a su marido de entonces y tras dar el salto a una organización mayor como la de los Miami llegó a tener el control de seis fincas, chalets y pisos donde guardaban la droga que llegaba a España una vez que el primer sector, liderado por los hermanos López-Tardón, decidía la distribución. Muchos de estos inmuebles eran alquilados a propietarios que eran del todo ajenos y desconocedores de las actividades delictivas que se producían en su interior.  En unos de ellos la Policía encontró 25 kilos de cocaína y material químico para "cortarla".

Artemio y Álvaro López Tardón y Ana María Cameno.

En este segundo sector de la organización habría implicadas 22 personas. Según el escrito de acusación, Ana Cameno "era la persona que en su condición de máxima codirigente de la segunda rama delictiva organización internacional, se encargaba de hacer llegar una parte de la cocaína a los diversos adquirientes y distribuidores finales de la misma en nuestro país, entre los cuales se encontraban principalmente por un lado los codirigentes supremos del tercer sector y por otro lado el líder de la cuarta ramificación".

Durante las detenciones y registros los investigadores pudieron llegar a conocer toda la trama económica gracias a tres libros o agendas incautadas en los registros, una de ellas a Artemio López Tardón y las otras dos, una roja y otra negra, en poder de Ana María Cameno. Pero ese será otro juicio.

COMPARTIR: