08 de diciembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

En octubre se denunciaron dos sucesos de este tipo en Lucero y ahora se busca a un hombre por otro presunto intento a una niña en Alcalá de Henares

Preocupación en barrios y localidades de Madrid por varios intentos de secuestros infantiles en los últimos meses

Colegio Alborada en Alcalá de Henares
Colegio Alborada en Alcalá de Henares / Google Maps
La Policía Nacional busca a un hombre como presunto autor de un intento de secuestro de una niña de 11 años a la salida de su colegio en Alcalá de Henares. Es el último suceso de estas características ocurrido en Madrid, pero en los últimos meses han ocurrido más incidentes similares. En octubre se produjeron dos denuncias sobre intentos de rapto de otros dos menores en el barrio de Lucero. En ninguno de los casos se llegaron a materializar los secuestros.

La Policía Nacional está buscando a un hombre que supuestamente intentó secuestrar el pasado lunes a la salida de clase a una niña de 11 años, estudiante del Colegio Alborada de Alcalá de Henares. Se trata de un hombre con barba de tres días, 35 años, voz grave, entre 1,75 y 1,78 metros, un fuerte olor a tabaco y un jersey marrón, según la descripción que la propia menor realizó.

Es el tercer intento de secuestro a un menor denunciado ante la Policía en Madrid desde el mes de octubre. El incidente, que no llegó a materializarse, ocurrió sobre las 15.00 horas en la calle Bertolt Brecht, a 200 metros del centro educativo. La niña advirtió la presencia de un extraño que se acercaba detrás de ella conduciendo un coche de tono grisáceo. No fue hasta pasada una hora cuando contó lo sucedido a su tutora, quien remitió la información a los padres.

Expertos policiales indican que el hecho de que la niña haya podido recopilar tantos datos del sospechoso, incluso percibir el olor a tabaco, apunta a que estuvo muy cerca del individuo, algo que creen que de ser su intención llevar a cabo el rapto, este se hubiera producido.

alcala_de_henares_intento_rapto

El intento de rapto tuvo lugar a 200 metros del colegio

En un momento dado, dicho hombre intentó meterla en el coche por la fuerza, según ha informado el colegio Alborada en un comunicado. La menor pudo zafarse y volver corriendo al centro. La familia denunció el caso en la comisaría de Alcalá, por lo que desde entonces se ha reforzado la presencia policial en la zona, avisando los agentes a los padres de ese colegio y de otros cercanos de lo ocurrido. 

La Policía ha emitido una circular interna con los datos físicos del sospechoso recogidos del testimonio de la niña y por el momento siguen buscando al presunto autor del intento de rapto. Asimismo, el Colegio ha pedido a los padres aumentar la atención sobre sus hijos, "en la seguridad de que todos estaremos muy atentos para que no se vuelva a producir un hecho tan peligrosos". Los directores se han puesto a disposición de las familias para cualquier cuestión sobre este asunto.

Intentos de secuestros en Lucero

Durante el mes de octubre también llegaron a manos de la Policía dos denuncias por intentos de secuestro a menores, los dos alumnos del Colegio Nuestra Señora de las Escuelas Pías, de los padres Escolapios, en la calle Ocaña 191 de Madrid. La primera denuncia fue presentada el 3 de octubre y la segunda justo una semana después, el día 10 del mismo mes.

El primer intento de secuestro, publicado por este periódico, fue denunciado por el Club Deportivo Linces del madrileño barrio de Lucero, una popular zona del extrarradio de Madrid donde viven familias modestas, cuando se enteraron que uno de sus niños de categorías inferiores fue perseguido por una furgoneta negra.

7716_escuelas-pias-aluche-google-maps

Colegio Nuestra Señora de las Escuelas Pías 

El niño iba con su padre, pero al separarse un momento de él, fue localizado por estas personas en la calle Francisca Armada, cerca del colegio Nuestra Señora de Lucero. Los individuos le hablaron "ofreciéndole chucherías", como explicaron desde el club a elcierredigital.com. El pequeño entró en pánico y salió corriendo hacia sus padres. Desde el club afirman que los padres llamaron a la policía para que peinaran la zona.

En cuanto al segundo incidente, los hechos tuvieron lugar en la confluencia de las calles Francisca Armada con Carlos Fuentes, también en el barrio de Lucero. El sospechoso conducía una furgoneta de carga tipo Volkswagen transporter T4, de color oscuro o negro con las lunas tintadas.
 

Asimismo, la Policía Nacional difundió una nota el 11 de octubre a la comisaría de Latina donde rezaba "interesa de manera discreta de ocupantes" y la franja horaria cuando tuvieron lugar los hechos, "de tarde, entre las 14.00 a las 20.00 horas".

Por suerte, ninguno de los incidentes llegó a materializarse y los menores salieron ilesos en todos los casos. La Policía se encuentra investigando los sucesos.

COMPARTIR: