06 de diciembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La Ertzaintza baraja todas las hipótesis, pero investiga la muerte de la niña como si se tratara de un homicidio inducido

Misterioso suceso en Bilbao: hallan a una madre en parada cardiorrespitaroria abrazada a su hija sin vida de nueve años

Barrio de Santutxu
Barrio de Santutxu / Europa Press
Una niña de nueve años fue encontrada muerta por la Ertzaintza en el barrio de Santutxu de Bilbao, la cual se encontraba en parada cardiorrespiratoria.

La Eirtzaintza investiga las causas de la muerte de una niña de nueve años en el barrio de Santutxu de Bilbao. La menor se encontraba abrazada a su madre, que fue trasladada a un centro hospitalario en estado grave.

Los hechos ocurrieron minutos antes de las 22:00 del miércoles, según han informado fuentes del Departamento Vasco de Seguridad. La niña fue atendida por sanitarios de Sos-Deiak. Pero, finalmente solo se pudo confirmar el fallecimiento de la menor.

Agentes de la Policía Vasca.

La madre se encontraba en parada cardiorrespiratoria, aunque pudo ser revertida por los sanitarios, y ha sido trasladada al Hospital de Basurto, donde quedó ingresada. Los agentes de la Ertzaintza que acudieron al lugar se hicieron cargo de la investigación para tratar de determinar las circunstancias en las que se produjeron los hechos.

Una nota sobre los hechos 

La Ertzaintza ha localizado en la vivienda de Bilbao donde fue encontrada muerta la niña de 9 años una nota manuscrita cuyo contenido está relacionado con los hechos que han conducido al fallecimiento de la menor.

La Policía autonómica prosigue con la investigación para determinar las causas del fallecimiento de la niña, pero baraja la hipótesis de que se trate de un homicidio inducido.

La menor fue encontrada por su hermana de veinte años junto a su madre y, según las fuentes policiales consultadas, "todas las hipótesis y posibilidades siguen abiertas", pero la Ertzaintza investiga la muerte de la niña como un homicidio.

La Policía científica ha abandonado a primera hora de la mañana el domicilio, donde ha tenido lugar el suceso, que ha registrado en busca de evidencias para determinar lo sucedido. La vivienda está situada en el número 3 de la calle George Stern del barrio bilbaíno. Según el testimonio de los vecinos, la mujer residía en el piso con sus dos hijas y una nieta de corta edad.

COMPARTIR: