29 de mayo de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Marisol Burón, madre de la desaparecida valenciana, escribe en redes sociales: "Tranquila que todo se sabrá y todo se pondrá en su sitio"

Seis meses sin encontrar el cuerpo de Marta Calvo, mientras se reclaman los gastos de su búsqueda en el vertedero

Jorge Ignacio Palma y Marta Calvo.
Jorge Ignacio Palma y Marta Calvo.
Este pasado 7 de mayo se cumplieron seis meses desde la desaparición de Marta Calvo en la localidad valenciana de Manuel, tras quedar para tener una cita con Jorge Ignacio Palma, que fue detenido el 4 de diciembre e ingresó en prisión dos días después investigado por el asesinato de Marta Calvo. Pero 180 días después de la desaparición de Marta todavía no se han encontrado sus restos, mientras la empresa encargada de su búsqueda reclama 132 mil euros en el Juzgado de Alzira.

Con motivo de este triste aniversario Marisol Burón, madre de Marta, ha escrito una emotiva carta en redes sociales, destinada a su hija: "Hola mi amor!!!! Hoy 6 meses sin ti, sin saber dónde estás y sin saber qué pasó contigo. Pero tranquila que todo se sabrá y todo se pondrá en su sitio y ese desecho de persona pagará por todo. Siguen buscándote y siguen averiguando que pasó, lo que si sabemos es que darán contigo porque así me lo han dicho el equipo de investigación que lleva tu caso. Tu allá donde estés, se que velas por todos nosotros dándonos fuerzas. Me es muy duro y muy difícil entender que ya no estás con nosotros, aveces creo que todo es mentira y que volveré a tenerte... ojalá!!! Daría mi vida para que así fuera. Mientras pienso y sueño todo lo que hemos vivido..todo lo que hemos disfrutado y sobre todo lo que nos hemos querido. Te quiero mucho mi amor y te llevo dentro de mi corazón".

Mariano Navarro, portavoz de la madre de Marta Calvo.

También Mariano Navarro, psicólogo y portavoz de la famila ha querido rendir su pequeño homenaje a la joven: "Ya han pasado seis meses y Marta sigue sin aparecer; largos meses de búsqueda de su cuerpo entre toneladas de basura con el fin de confirmar la declaración de este ser miserable y depravado que sigue en prisión provisional, con todas las atenciones y cobertura de sus demandas cada vez que lo solicita, porque claro, tiene unos derechos que hay que respetar. ¿Pero quién respeta los derechos de la familia de Marta?, ¿acaso este sujeto ha pretendido en algún momento decir de una vez por todas que hizo con ella, y así poner fin a esta horrible pesadilla? Su declaración nunca se sostuvo, y con el paso del tiempo y el sacrificado trabajo de la Guardia Civil junto al resto de trabajadores de búsqueda, cada vez menos. Sin embargo, el sufrimiento mantenido cada vez es mayor".

Estas manifestaciones llegan poco después de conocerse que el vertedero de Dos Aguas, donde se busca el cuerpo de Marta Calvo desde hace seis meses, reclama 132.000 euros, que el coste de las operaciones realizadas hasta ahora ante el Juzgado que lleva la investigación, según adelantó el diario Levante-EMV.

La empresa desglosa esa factura entre el alquiler de las máquinas excavadoras y camiones empleados en la remoción de los residuos extraídos de la planta y los salarios de los trabajadores destinados a esa tarea desde que comenzó la búsqueda, en enero de este año.

El vertedero de Dos Aguas en Valencia.

Su presunto asesino, Jorge Ignacio Palma aseguró en su primera declaración ante la Guardia Civil que Marta había fallecido accidentalmente y él había descuartizado el cuerpo y luego arrojado en seis contenedores diferentes en Alzira y Silla.

Los responsables del vertedero fueron quienes indicaron a los investigadores de la Guardia Civil la zona donde habría que buscar, conforme a la declaración que hizo Jorge Ignacio Palma tras su detención a los investigadores de Homicidios, en el cuartel de Carcaixent cuando se entregó durante la madrugada del 4 de diciembre de 2019.

De momento, el juzgado no se ha pronunciado sobre esa deuda ni de los posteriores gastos que se van a generar durante la búsqueda, que se prevée todavía larga, debido en gran parte al parón sufrido por el COVID-19.

Otras dos mujeres fallecidas

Jorge Ignacio Palma está acusado no solo del homicidio de Marta, sino del de otras dos mujeres muertas tras sendos encuentros sexuales con el acusado, Arliene Ramos, brasileña, fallecida el 3 de abril de 2019 tras una cita con Jorge que tuvo el 25 de marzo de aquel año. La segunda fue Lady Marcela Vargas, de nacionalidad colombiana, que murió en una casa de citas de la avenida de la Plata de Valencia tras otro encuentro sexual con Palma en la madrugada del 15 de junio de 2019.

La Guardia Civil trata además de acreditar otras siete agresiones sexuales que supuestamente habría cometido Palma contra otras tantas mujeres a las que habría suministrado cocaína durante encuentros sexuales entre finales de 2018 y noviembre de 2019.

Además, el padre de Marta Calvo ha solicitado a la jueza de Instrucción número 6 de Alzira, un informe pericial que documente precisamente esa práctica presuntamente realizada por Jorge Ignacio Palma. Es decir, el padre de Marta quiere saber con datos científicos el mecanismo que produce la muerte o el desvanecimiento, en el caso de estas siete mujeres.

Estas pruebas serían importantes porque se lograría demostrar con datos científicos cómo se produjeron los episodios que llevaron a la muerte, presuntamente a Marta, Arliene y Lady Marcela, dado que de estas dos últimas fallecidas se conocen las cantidades de cocaína detectadas en sus organismos. Se trataría de que cuando se pueda encontrar el cuerpo de Marta y se le pueda realizar la autopsia se puedan comparar esos datos con los de las otras dos mujeres fallecidas.

COMPARTIR: