28 de noviembre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Esa noche se produjeron en San Bartolomé de Tirajana altercados con heridos por arma blanca y botellazos que conllevaron intervenciones policiales

Un misterioso charco de sangre en un centro comercial precintado en Gran Canaria alerta de un posible crimen

Exclusiva Lugar donde apareció la mancha de sangre.
Lugar donde apareció la mancha de sangre.
El Cierre Digital accede en exclusiva a las imágenes de un misterioso reguero de sangre localizado en el aparcamiento del Centro Comercial Plaza, al sur de Gran Canaria, que podría alertar de un posible crimen. Aquella noche se produjeron altercados con heridos por arma blanca y botellazos que necesitaron de la intervención policial. Aunque este centro comercial había sido cerrado meses atrás por carecer de suministro eléctrico, algunos locales celebraron fiestas ilegales.

Un misterioso flujo de sangre que conduce a un considerable charco de sangre localizado entre las plazas 224 y 226 (sótano 3) del aparcamiento Centro Comercial Plaza en Maspalomas, al sur de Gran Canaria, podría alertar de un posible crimen o de alguna persona presuntamente malherida a tenor del tamaño de la mancha. Estas evidencias se aprecian en las imágenes grabadas por un vídeo alrededor de las 6.30 de la madrugada del pasado domingo 14 de noviembre, a las que ha accedido en exclusiva El Cierre Digital.com.

"No se podría descartar una pelea, reyerta o ‘ajuste de cuentas’ como causa fatal de este charco de sangre", señalan algunas fuentes cercanas a esta localización consultadas por este medio, que informan de que "imágenes posteriores del mismo lugar, tomadas al día siguiente -el lunes 15- sobre las 12 del mediodía, muestran, sorpresivamente, que alguien había limpiado ese derramamiento de sangre", a través de unas imágenes a las que igualmente ha accedido en exclusiva ElCierreDigital.com.

Lugar donde se encontraba la mancha de sangre. 

Y plantean que, en el caso de que esta prueba hubiera sido eliminada por alguna razón, sería necesario "averiguar la autoría del suceso y saber cómo se enteró la persona que limpió la gran mancha de sangre ya que desde hace unos diez meses, prácticamente ningún particular accede a esa última planta que está ubicada debajo de unos pubs, en este centro comercial", indican con preocupación en este medio.

Detalles significativos

El Centro Comercial Plaza, tras un incendio fortuito en un local que afectó a gran parte de las vías de distribución de energía eléctrica, sufrió un corte de suministro eléctrico llevado a cabo por Endesa el pasado 31 de enero de 2021 y, desde el corte de electricidad, el acceso al sótano y a los aparcamientos del complejo han quedado con una muy escasa iluminación. A esta circunstancia se suma la escasa afluencia de público desde el cierre del centro. Estas particularidades podrían estrechar el círculo de lo sucedido de cara a una investigación policial y judicial.

Estas mismas fuentes apuntan a "la importancia de que las autoridades competentes tomen nota del misterioso y trágico asunto puesto que para la persona afectada, que debió perder mucha sangre, resultaría muy difícil valerse por sus propios medios para abandonar el aparcamiento, por lo que sería probable que alguien hubiera podido trasladar a este sujeto en vehículo al centro médico más cercano aquella madrugada del 14 de noviembre".

Igualmente, subrayan a modo prospectivo en aras de esclarecer este asunto que "se podrían comprobar las cámaras que dan al exterior del complejo ‘Aparthotel Suites’ pues, quizás, podrían haber captado imágenes de la rampa de entrada y salida de los aparcamientos del CC Plaza entre las 01.00 y las 07.00 horas de aquella mañana y, en su caso, averiguar qué coches abandonaron este aparcamiento durante ese corto periodo de tiempo".

Por otra parte, sugieren que "sería imprescindible poner toda la atención en si alguien advierte la desaparición de alguna persona, además de verificar también en los centros médicos de la zona si atendieron a algún herido con arma blanca u otro objeto y, posiblemente, al que tuvieron que realizar una transfusión de sangre de manera urgente dada la gran pérdida que sufrió el presunto accidentado", argumentan a ElCierreDigital.com.

Reyertas con intervención policial

Pero aquí no acaban los episodios conflictivos vinculados al Centro Comercial Plaza pues durante ese mismo 13 de noviembre, hacia la madrugada del domingo, se produjeron otros altercados que requirieron de la intervención policial.

Lugar donde se produjo el accidente del ciudadano holandés. 

Uno de los percances, que también dejó una huella de sangre en estas instalaciones fue el accidente, entre las 00.30  a las 01.00 horas, de un turista holandés que, al parecer, ya ha regresado a su país. El desafortunado visitante se resbaló golpeándose fuertemente en la parte posterior de la cabeza contra un escalón de la entrada frontal al CC Plaza, con tan mala fortuna, que al querer protegerse la cabeza con la mano derecha, se rompió el botellín de cerveza que llevaba en la misma mano, sufriendo un par de cortes en la mejilla y en la nuca, relatan fuentes consultadas por este medio que descartan la relación entre este accidente y el charco de sangre del aparcamiento "pues los rastros de sangre del holandés, se sitúan en un área muy distante a la de la sangre derramada en el sótano". 

Posteriormente, entre las 4.30 y las 5 de la madrugada, se vivió una situación de pánico entre los jóvenes que se encontraban cerca de algunos locales del centro comercial, iluminados de manera irregular con equipos electrógenos,  al producirse una pelea en un entorno multitudinario en la que resultaron heridos dos varones por arma blanca, botellas o vasos rotos. Reyerta que fue rápidamente contenida gracias a la intervención, al parecer, de dos agentes de paisano del Cuerpo Nacional de Policía. Algunos testigos de las trifulcas compartieron estos hechos en vídeos virales en redes sociales.

Estos episodios también se produjeron en un área superior del centro comercial, alejado del aparcamiento subterráneo, por lo que parece que tampoco guardaría relación con el importante charco de sangre citado, alegan las mismas fuentes.

Escaleras donde se produjo el incidente del ciudadano holandés. 

A raíz de las reyertas, se personaron las fuerzas y cuerpos de seguridad nacionales y locales y poco después, una ambulancia trasladaría al herido con arma blanca en el cuello a un centro médico, destacando la oportuna maniobra de contención de la hemorragia que aplicó una pareja de policías nacionales, hasta que acudieron los sanitarios.

 

Críticas contra el Ayuntamiento

El Centro Comercial Plaza se encuentra en el corazón turístico de Playa del Inglés en Maspalomas "un establecimiento que se ha visto degradado por estas reyertas, además de la inseguridad por la ausencia de iluminación por una parte pero, también, debido al uso de equipos electrógenos para iluminar de manera irregular ciertos locales o bares de copas que han vuelto a abrir a pesar del corte de suministro de electricidad por Endesa, tras el incendio de principios de año", manifiestan fuentes vecinales consultadas por ElCierreDigital.com.

"Por esta razón, no se entiende la postura del ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana, municipio afectado por estos escándalos, pues su alcaldesa, Concepción Narváez (PSOE),  afirma que no tenía constancia de que se estuviesen usando esos grupos electrógenos ya que, a la vez, esta regidora municipal habría obtenido un informe de su propia Policía Local elaborado semanas atrás, más la denuncia de la comunidad de propietarios del centro comercial", exponen estos vecinos.

Algunas fuentes consultadas confirman que "el GOAC de la Policía Local hizo acto de presencia, levantó acta y realizó un informe con reportaje fotográfico de estos generadores, entre el 22 y el 23 de octubre de 2021, en relación a 3 o 4 locales implicados, pertenecientes al CC Plaza, para determinar si contaban con autorización para usar dos grupos electrógenos o generadores pero, al parecer, no habían presentado documentación alguna".

Fiesta en el centro comercial. 

Finalmente, tras los informes y las broncas entre jóvenes, el Ayuntamiento no ha tenido más remedio que ordenar la paralización, suspensión y precinto de manera inmediata de los grupos electrógenos que, de manera ilegal, estaban suministrando electricidad a los locales de ocio nocturno denominados ‘Panamera’, ‘Molly Malones’, ‘The One’ y ‘El Caserío’, ubicados en este complejo comercial".

Denuncias de los propietarios

Por su parte, la comunidad de propietarios denunció dos veces los hechos ante la consejería de Transición Ecológica del Gobierno de Canarias, además de interponer el 14 de octubre otra denuncia ante el Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana, información a la que ha accedido ElCierreDigital.com.

Sin embargo, afirman que "no obtuvieron respuesta del consistorio, que guardó silencio, al igual que respecto a algún comunero, así como hacia la comunidad de propietarios, cuando solicitaron autorización para usar un grupo electrógeno", matizan algunos afectados. Aún así, según ha sabido este medio, la comunidad de propietarios ha decidido comenzar las obras con el objetivo de solucionar la instalación eléctrica para poder reabrir sus negocios.

En este municipio turístico era de conocimiento general que aunque el CC Plaza lleva cerrado desde el 31 de enero de 2021, "al menos uno de los cuatro negocios señalados bajo estas irregularidades por el uso de grupos electrógenos, abrieron sus establecimientos de ocio nocturno. El local denominado ‘Panamera’ hizo su reapertura el pasado 11 de junio con su propio grupo electrógeno, equipo al que, al parecer, se engancharon los negocios ‘El caserío’, y ‘The One’, mientras el conocido Molly Malones, con su propio generador, abría sus puertas el 5 de octubre", explican fuentes conocedoras de esta zona de recreo.

Concepción Naváez, alcaldesa de San Bartolomé de Tarajana. 

"Son negocios muy conocidos no solo en San Bartolomé de Tirajana sino en toda la isla de Gran Canaria, pues movilizan a miles de jóvenes, tal cual se puede comprobar en los vídeos virales de las peleas", sostienen fuentes municipales. También subrayan que sería necesario vigilar si se "están respetando las distancias de seguridad impuestas por las medidas sanitarias del Covid-19,  además de la obligación de portar las mascarillas. Normas que, al parecer, no se están cumpliendo como tampoco el límite de aforo legalmente permitido, hechos que se deducen de las imágenes citadas", aclaran.

"El problema radica en que esos generadores daban solo electricidad-luz a esos negocios concretos, manteniendo a oscuras el resto del CC Plaza, tal como se puede apreciar en los vídeos e imágenes de los recientes altercados. Esta situación beneficia a los amigos de lo ajeno, por lo que no es de extrañar que los casos de robos se hayan elevado, además de esas multitudinarias peleas, amparadas o protegidas por la oscuridad que reina en todas las zonas comunes de este complejo de ocio. Este centro, en el corazón neurálgico del ocio nocturno de la Playa del inglés, permanece en la oscuridad alrededor y frente a tres pubs, pasillos de emergencia y otros cinco locales cerrados, más los aparcamientos, lo que genera, finalmente, inseguridad ciudadana, tal como ya sucedió con una presunta violación a una joven meses atrás en estas instalaciones", concluyen algunos vecinos.

COMPARTIR: