09 de febrero de 2023
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Según el abogado Medina "el caso está bajo secreto de sumario, todo depende de la identificación de los restos", que podrían ser de la mujer madrileña

Novedades en la desaparición de Juana Canal desde 2003: Analizan nuevos restos hallados

El Cierre Digital en Juana Canal desaparecida en 2003
Juana Canal desaparecida en 2003
El pasado lunes agentes de la Policía y la Guardia Civil hallaron huesos aparentemente humanos que podrían pertenecer a Juana Canal, por encontrarse en el mismo lugar donde se hallaron un fémur y el cráneo de la mujer madrileña desparecida hace dos décadas. El 28 de junio de 2022 se desactivó la alerta por búsqueda. El abogado del caso explica a este medio que después de dos décadas el caso sigue abierto para esclarecer los hechos y que todo dependerá del análisis de los restos.

Agentes de la Policía Nacional y la Guardia Civil comenzaban el pasado lunes una batida en busca de respuestas sobre el caso de Juana Canal, alguna que pudiera esclarecer qué o quién hizo que la mujer madrileña desapareciera hace dos décadas. 

Durante la batida se encontraron restos, aparentemente huesos humanos, que podrían pertenecer a Juana Canal. Juan Manuel Medina, abogado del caso, explica a elcierredigital.com que "los restos han sido hallado donde ya aparecieron los primeros, que fueron un fémur y una costilla. Parece ser que lo que se ha encontrado podrían ser restos de vértebras, aun así todo está por determinar, hay que analizar y afirmar si corresponden con Juana Canal".

El despliegue policial que ha protagonizado la batida estaba formado por más de 60 agentes y, junto al instituto armado, georradares, drones que detectan cualquier tipo de cambio en el subsuelo y perros expertos en búsqueda de restos biológicos.

Todo el equipo sigue trabajando en la zona donde, en junio de 2022, se encontraron restos óseos de Juana, a 44 kilómetros del centro de Ávila. Más en concreto, la zona pertenece al pueblo Navalacruz, un paraje donde hace tres años, como ya explicó elcierredigital.com, un senderista que paseaba se encontró un fémur y un cráneo, que tras los análisis de ADN resultaron corresponder a Juana Canal. 

La Subdelegación del Gobierno en Ávila ha indicado que el dispositivo seguirá operativo hasta el próximo viernes y que en él también se incluirán unidades de Seguridad Ciudadana, la Guardia Civil Criminalística y el Grupo Operativo de Intervenciones Técnicas de la Policía Nacional (GOIT)

Dos décadas desaparecida

El 22 de febrero de 2003 el hijo de Juana Canal encontró, tras pasar la noche fuera, una carta escrita por la pareja de su madre con las siguientes palabras: "Tu madre y yo hemos tenido una fuerte discusión y ha salido corriendo. He salido en su busca, pero no la he encontrado". 

En el año 2019, 16 años después, un senderista que paseaba por un camino de Ávila avisó a las autoridades al encontrar un fémur en medio del paraje. Tras los análisis del servicio de Criminalística de la Guardia Civil, un año después, se identificó el ADN de los restos encontrados como el de Juana Canal. Después de más de 20 años buscando respuestas, el 28 de junio de 2022 se desactivó la búsqueda por ausencia. 

«Mi queridísima hermana. Ya encontraste tu escalera al cielo... Espérame allí y volveremos a cantar juntas para siempre», compartía su hermana en redes después de saber que, finalmente los restos pertenecían a Juana. Por otra parte, el hijo de Juana, el mismo que encontró la carta el día de su desaparición, falleció seis años antes de que se notificara el descubrimiento a los familiares. Han tenido que pasar 19 años de incertidumbre para que la familia de Juana confirmara su muerte. 

Hipótesis e investigación

A raíz del descubrimiento, los investigadores intentan averiguar qué es lo que pudo pasarle a Juana para que sus restos aparecieran a 80 kilómetros de su casa. Entre las hipótesis se encuentra un crimen por violencia machista o la marcha voluntaria de Juana. 

Después de barajar las dos posibles variables, y descartando, según la familia, que se hubiera ido por voluntad propia, la policía interrogó a la que era la pareja de Juana con la conclusión de que, aunque no fuera imputado, no había sido muy colaborativo

A lo largo de la investigación se supo que Juani, como la llamaban, había tenido en ocasiones problemas de alcohol y había sufrido depresión, aunque en el momento de su desaparición ya había superado ambas cosas. Según la describe su familia, era una mujer independiente y convivía con su hijo mayor junto a su nueva pareja. 

El caso de Juana Canal: encuentran el cadáver de una desaparecida 19 años  después | Diario Sur

Alerta SOS Desaparecidos.

Sin embargo, el hecho de que la mujer no llevara nada encima, ni documentación, ni teléfono móvil, ni bolso... dificultó mucho la búsqueda, una búsqueda en la que todo el mundo se volcó para tratar de encontrarla lo antes posible. 

Elcierredigital.com ha mantenido una conversación con Juan Manuel Medina, abogado del caso, en la que nos explica que la causa está en instrucción y bajo secreto de sumario: "La Policía y la Comisaria de la Guardia Civil de Ávila están en coordinación, están haciendo un buen trabajo para esclarecer la desaparición de Juana". El letrado Medina añade que "todo parece indicar que se pudo tratar de un hecho criminal pero a fecha de hoy no hay demasiados datos". 

El caso sigue en abierto a todo efecto en el Juzgado de Instrucción número 3 de Ávila. Destacando que posiblemente en unos días "podría haber algún indicio de resto biológico, que puede ser difícil por el tiempo pero las técnicas científicas actuales están muy desarrolladas y no se descarta que se encuentre algo significativo". 

COMPARTIR: