04 de diciembre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

EL SINDICATO ACAIP EXIGE QUE DESDE EL GOBIERNO "SE PROTEJA A LOS TRABAJADORES Y SE RESUELVA ESTE GRAVÍSIMO PROBLEMA"

Alerta ante el avistamiento en la prisión de Botafuegos de un nuevo dron que contenía cocaína, hachís y dos móviles

El Cierre Digital en Dron y material incautado en el Puerto de Santa María
Dron y material incautado en el Puerto de Santa María
ACAIP-UGT ha emitido un comunicado en el que denuncia un nuevo avistamiento de un dron en el centro penitenciario de Botafuegos, por ende reclaman al Gobierno " que dejen de estar inoperantes, que protejan a sus trabajadores y que de forma urgente pongan todos los medios materiales disponibles para resolver tan gravísimo problema". Este dron era portador de hachís, cocaína y dos teléfonos móviles. La gravedad de la situación ha generado temor dentro del colectivo de empleados penitenciarios

El 22 de noviembre tuvo lugar un nuevo avistamiento de un dron en el centro penitenciario de Botafuegos. Este dron sobrevolaba el centro penitenciario y perdió el control cayendo en la terraza de un vecino de la prisión. Este vecino lo notificó de inmediato a la Policía, que halló que el dron era portador de hachís, cocaína y dos teléfonos móviles.

ACAIP-UGT ha emitido un comunicado en el que reclaman “por enésima vez al subdelegado del Gobierno de Cádiz, al delegado del Gobierno de Andalucía y al Secretario General de Instituciones Penitenciarias que dejen de estar inoperantes, que protejan a sus trabajadores y que de forma urgente pongan todos los medios materiales disponibles para resolver tan gravísimo problema”.

Del informe y análisis de cifras y datos de los últimos años, elaborado por la Sección sindical de ACAIP en la prisión de Algeciras, se deduce que los métodos usados para introducir objetos prohibidos en Botafuegos son: al regresar el interno de un permiso de salida, aprovechando la celebración de las comunicaciones íntimas, familiares o de convivencia y por último, con motivo de introducir paquetería de entrada por familiares dirigido al recluso. 

En este estudio también se sintetiza que la mayoría de los objetos prohibidos incautados son drogas tóxicas y sustancias psicotrópicas como hachís, cocaína, heroína y pastillas, así como telefonía móvil; productos que en el interior de la cárcel generan deudas, agresiones, amenazas, coacciones, extorsiones e incluso se utilizan para seguir cometiendo nuevas actividades delictivas desde el interior de la cárcel. 

22271_carcelbotafuegos

Desde ACAIP explican que el dron avistado en Botafuegos no es el único suceso de esta índole, “hace unos días, la Policía Nacional detuvo a tres personas en el interior de un coche que estaba apostado en las inmediaciones de los Centros Penitenciarios de Puerto 1 y 2 (Cádiz), tras el registro se intervino un dron que llevaba adosado un teléfono móvil de alta gama y dos botellas de whisky”.

La gravedad de la situación ha generado temor dentro del colectivo de empleados penitenciarios, por ende, el Sindicato ACAIP ofreció una rueda de prensa para denunciar públicamente que las prisiones españolas no cuentan con sistemas antidrones, que de forma exponencial en el último año se han incrementado los avistamientos en las cárceles, que se están incautando aparatos aéreos que son portadores de drogas, teléfonos... y que “existe alta probabilidad de que se puedan introducir armas de fuego, exponiéndose gravemente la vida de todas las personas que trabajan o viven entre los muros de una prisión”.

“Desde la Sección Sindical de ACAIP Algeciras - Botafuegos volvemos a instar al Subdelegado del Gobierno de Cádiz D. José Antonio Pacheco, al Delegado del Gobierno de Andalucía D. Pedro Fernández, al Secretario Gral. de Instituciones Penitenciarias D. Angel Luis Ortiz, a que dejen de mostrarse inertes e inoperantes, que se requiere la adopción de medidas urgentes para resolver el gravísimo problema que está aflorando en las cárceles gaditanas, andaluzas y españolas” concluye ACAIP en el comunicado. 

La ausencia de inhibidores de última generación y sistemas antidrones

El 2 de noviembre ACAIP-UGT denunció que el 31 de octubre tuvo lugar una nueva entrega fallida por parte de un dron en la prisión de Botafuegos (Algeciras). Los funcionarios se encontraron dos teléfonos móviles, uno pequeño y otro de grandes dimensiones, con sus cables de conexión y 30 gramos de hachís.

Desde el sindicato aseguraron que el actual secretario general de Instituciones Penitenciarias, Ángel Luis Ortiz, es conocedor de esta situación, ya que "durante su visita a Botafuegos en julio se le volvió a informar de la asiduidad con la que sobrevolaban drones sobre las cárceles españolas, más en concreto sobre la de Botafuegos". También afirmaban desde ACAIP que Ortiz "es consciente del grave problema que originan los drones, que pueden ser utilizados para introducir cualquier cosa. Esta situación genera cierto temor fundado al colectivo de empleados penitenciarios, conocedores de que pueden portar objetos muy peligrosos que puedan ir contra la vida de funcionarios y de internos".

Alcaraz concluyó que “el temor de los funcionarios se debe a la posibilidad de que estos drones porten armas de fuego, lo que menoscabaría aún más la seguridad del establecimiento penitenciario y pondría en grave riesgo la integridad física de funcionarios, trabajadores y presos. Cuando hablamos con Ángel Luis Ortiz le repetimos que este problema es nacional. En lo que respecta a Botafuegos se le dijo que nuestros inhibidores de frecuencia están obsoletos, ya que son del 2008 y solo sirven para las frecuencias 2G Y 3G. El secretario general tan solo respondió que tenía una oferta valorada en 2 millones de euros y que estaban esperando más ofertas”.

COMPARTIR: