21 de mayo de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El hombre, de 58 años, sacó un cuchillo y amenazó con quemar el lugar mientras rociaba su cuerpo con combustible

Detenido un hombre en Sevilla tras retener a las monjas de un convento y amenazar con quemarlo

El hombre de 58 años fue a un convento de clausura para recoger alimentos y acto seguido, mientras esgrimía un cuchillo, retuvo a las monjas y amenazó con quemarse a lo bonzo y de paso quemar el convento.

Los hechos se remontan al 12 de febrero. El hombre de 58 años se personó en un convento en la cola de recogida de alimentos de un convento de clausura de Sevilla, se sacó un cuchillo y amenazó con quemar el lugar mientras se rociaba con combustible sobre si mismo. El hombre retuvo a las monjas del convento mientras gritaba que se quería inmolar quemándolo todo.

La Policía Nacional llegó para calmar al hombre y, acto seguido, detenerlo como presunto autor de un delito de detención legal, amenazas y resistencia y desobediencia, ya que amenazaba con el cuchillo a las monjas que tenía retenidas en un cuarto.

El aviso lo dieron unos testigos, que informaron de que un hombre se había encerrado en el interior del claustro a las monjas cuando desempeñaban la labor de entrega diaria de alimentos a personas necesitadas. Al llegar, los agentes vieron que las puertas de acceso al convento se encontraban cerradas por dentro y se escuchaban los gritos de auxilio de las monjas desde el interior, así como la voz de un varón indicando a las religiosas que no abrieran ninguna de las puertas. Una de las parejas policiales permaneció conversando con el agresor para intentar calmarlo y conseguir que depusiese su actitud.


Guardia Civil entrando en el convento. 

Paralelamente, el resto de los efectivos logaron entrar al interior del convento por una puerta trasera, abierta por una hermana en un momento de relajación del atacante. Ya en el interior, los policías detuvieron al autor de los hechos, que ya se encontraba impregnado de gasolina, que llevaba en un bote de plástico.

‘’Quemar todo y a todos’’

De tal forma evitaron los agentes que se materializasen las amenazas que estaba profiriendo de ‘’quemar todo y a todos’’, logrando que nadie resultase herido, salvo uno de los agentes que se lesionó de manera leve debido a que el detenido le roció la cara con el combustible.

El agresor fue puesto a disposición de la Autoridad Judicial por los presuntos delitos de detención ilegal, amenazas y resistencia y desobediencia, en una operación realizada por el Grupo de Seguridad Ciudadana Hércules de la Comisaría de Centro-Sevilla.

COMPARTIR: