07 de julio de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Un equipo estadounidense, liderado por un científico español, ha logrado desarrollar este nuevo método basado en microchips y en una app telefónica

El test Covid que comunica los resultados en cuatro minutos y que cuesta cuatro euros

Prueba de Covid.
Prueba de Covid.
La pandemia del coronavirus ha provocado que la comunidad científica trabaje unida para intentar encontrar soluciones. En este contexto, un grupo de científicos, liderado por un español, ha logrado crear un test que permite analizar muestras en menos de 4 minutos y que cuesta tan solo 4 euros. Sus creadores están esperando luz verde de Estados Unidos y de Europa para comenzar con su comercialización.

Un teléfono móvil, un chip (de papel o cartón), una app y menos de cuatro euros, estas son las herramientas que se necesitarán para realizar el test covid del futuro. Un equipo de la Universidad de Pensilvania, en Estados Unidos, dirigido por el científico español César de la Fuente, ha desarrollado esta prueba diagnóstica que solo tardará cuatro minutos en detectar el coronavirus.

Esta prueba, que recibe el nombre de RAPID, es una solución rápida, barata y efectiva, que permite detectar incluso otras variantes del virus como la británica. Sobre la prueba, pese a que aún no se ha completado su proceso de comercialización, los investigadores afirman que tendrá un precio inferior a los cuatro euros, será rápida porque tardará solo 4 minutos en dar el resultado al paciente y será efectiva porque su fiabilidad asciende hasta casi un 90%.

Según ha afirmado su creador, César de la Fuente, gracias a la velocidad de esta prueba, se podrá “prevenir la propagación del virus”, ya que cualquier persona que lo necesite puede descubrir si está contagiada en cualquier momento del día. Hasta ahora, las pruebas diagnósticas más rápidas que se utilizan son los test de antígenos, que ofrecen el resultado en 15 minutos, pero su realización es mucho más compleja que la alternativa que ofrecen estos investigadores.

Prototipo del test creado en Estados Unidos.

El funcionamiento de esta nueva prueba también es muy sencillo. La persona que quiera realizarla solo debe depositar una muestra nasal o de saliva en un chip que contiene una proteína que reacciona ante la muestra. Este chip se conecta a una máquina que, a su vez, está conectada a un teléfono móvil, que es el que va a revelar si la muestra está infectada con el virus gracias a una aplicación. En principio, este test solo ha sido probado en dispositivos Android, pero su creador afirma que no sería complicado programar una aplicación para su uso en otros sistemas operativos como el de los teléfonos IPhone.

El secreto de su bajo coste son los materiales que se utilizan para su producción y es que el test se crea mediante una máquina similar a una impresora 3D. Por otra parte, el microchip se origina a partir de papel o cartón, que son materiales de muy bajo coste. La parte más cara de la prueba es la proteína que se utiliza para detectar si la muestra es positiva o no, pero si se logra producir el test en gran escala, el coste se reduciría en gran medida.

De la Fuente ha querido destacar la gran labor de la comunidad científica durante todo el tiempo que lleva activa esta pandemia y la importancia que tienen las tres herramientas fundamentales que existen para luchar contra ella, las mascarillas, el testeo frecuente y las vacunas. Y considera que el acceso a estos tres elementos debe ser universal, algo que actualmente no está sucediendo. Como ejemplo nombra países como Brasil o India, que actualmente están sufriendo una enorme crisis debido al Coronavirus.

El drama que está viviendo la India por el Coronavirus.

Desde Estados Unidos, lugar donde reside y trabaja, De la Fuente espera que esta crisis propicie un aumento de las inversiones en ciencia en España, además, se muestra optimista afirmando que saldremos de esta, pero que debemos esforzarnos en minimizar las muertes y el drama.

Este invento, cuyos creadores están esperando recibir el visto bueno por parte de la Administración de Fármacos y de Alimentos de Estados Unidos, podría llegar a Europa gracias al aval de la Agencia Europea del Medicamento, situación que produciría un cambio radical en el futuro para la creación del test en todo el mundo.

COMPARTIR: