05 de diciembre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El doctor Darío Fernández afirma que "la prevención es muy importante de cara a aquellas personas cuyos familiares ya lo han padecido anteriormente"

Día mundial contra el cáncer de mama: "Las ganas de luchar favorecen a la inmunidad del enfermo"

El Cierre Digital en Día internacional contra el cáncer de mama
Día internacional contra el cáncer de mama
El 19 de octubre se celebra el día mundial contra el cáncer de mama, una de las enfermedades más frecuente en las mujeres y la primera causa de muerte por cáncer. En 2021 se diagnosticaron 33.375 casos de cáncer de mama en mujeres, de las que un 30% sufrirán una recaída de la enfermedad, según las estadísticas. El doctor Darío Fernández explica a 'El Cierre Digital' la importancia del apoyo a estas mujeres a lo largo de las fases del tratamiento.

El 19 de octubre se celebra el día mundial de la lucha contra el cáncer de mama, una enfermedad que actualmente cuenta con gran visibilidad. En 2021 se diagnosticaron 33.375 casos de cáncer de mama en mujeres, siendo este el tipo de cáncer más frecuente entre la población femenina. Gracias a la radioterapia se ha mejorado la supervivencia y la calidad de vida de estas pacientes, pero el cáncer de mama supone hoy en día la primera causa de muerte por cáncer.

Un 30% de las pacientes diagnosticadas tienen posibilidades de tener una recaída por la enfermedad. Para todas aquellas mujeres que lo padezcan, el doctor Darío Fernández —médico y psicólogo clínico de la clínica Legazpi— recomienda, en una conversación con elcierredigital.com, tener "mucha empatía y comprensión", tanto con ellas como con sus familiares.

En España, el número de muertes por cáncer de mama en 2020 fue de 6.606, cifra que representa, en la población femenina, cerca del 17% de los fallecimientos por cáncer y el 3,3% del total de muertes. También hay que destacar que la mayoría de las muertes por cáncer de mama se dan en mayores de 75 años.

La prevención del cáncer de mama es esencial, por ello en nuestro país las mamografías periódicas son recomendadas por la Seguridad Social para las mujeres a partir de los 45 años. Un logro que se debe, entre otros nombres, a la doctora Elena Arnedo, primera esposa del socialista Miguel Boyer, que fue la primera en proponer campañas públicas para concienciar sobre el riesgo de la enfermedad.

mama1

Día mundial contra el cáncer de mama 2020

Las mamografías detectan en un 90 por ciento los tumores. Un diagnóstico precoz ayuda a que los tratamientos para vencer la enfermedad sean menos agresivos y aumenta la posibilidad de curación. Por otra parte, las mejoras en los tratamientos han supuesto una minimización de las secuelas de la enfermedad para las pacientes. El 80 por ciento de los cánceres de mama son diagnosticados antes de que se haya producido  metástasis.

Según explica Darío Fernández a elcierredigital.com, la prevención es, si cabe, más importante en aquellas personas cuyos familiares ya lo han padecido anteriormente, para las que existe "un estudio genético y un seguimiento" en la mayoría de hospitales. "Entre el 5 y el 7% de las pacientes con cáncer de mama lo sufren porque tienen una predisposición hereditaria. Pero hay que decir que lo que realmente se transmite de generación en generación no es el cáncer, sino el riesgo a padecerlo", añade.

Las diferentes fases del cáncer de mama

Fernández matiza que actualmente habría "que cambiar la palabra cáncer para hablar de una enfermedad de la mama, porque hoy es casi como una enfermedad, no tiene el pronóstico tan tétrico de hace unos años". A pesar de ello, las personas que lo padecen pasan por distintas fases y necesitan acompañamiento.

El doctor distingue las fases de "prediagnóstico, tratamiento, postratamiento, fase libre de síntomas y recaídas". En la primera de ellas, es cuando se inicia la sospecha y la consulta con un especialista.

"En esta fase hay un protocolo para abordarla médicamente y psicológicamente, indicando las pruebas para llevar a un diagnóstico exacto. Es una fase de 'shock' para la mujer, en la que necesita ser escuchada. No hay que juzgarla y hay que permitir que exprese su rabia. En este momento, además, es importante que la mujer perciba que el médico sabe lo que hay que hacer, que sabe en qué fase estamos y cuál es el paso siguiente", explica Fernández, que añade que en este nivel también puede incluirse una "fase de negación que hay que respetarla, porque es una pedida de tiempo para adaptarse a la realidad. No es una barbaridad ni una tontería".

Durante el tratamiento, Fernández afirma que hay que ofrecer "remedios para paliar los efectos secundarios" y continuar con ese apoyo. Pero localiza en el ánimo de la paciente una gran baza para superar la enfermedad. "El optimismo y las ganas de luchar favorecen a la inmunidad de la respuesta. Hay que entrenar a la mujer en una estrategia para afrontar la ansiedad", explica.

Una vez se ha superado el cáncer, Fernández afirma que llega un periodo libre de síntomas en el que hay que motivar a los pacientes a "apuntarse a actividades de ocio y adaptarse a la normalidad". El cáncer puede reaparecer transcurridos cinco años, pero según afirman los estudios, la supervivencia después de este tiempo es del 86%.

Fases y necesidades del cáncer de mama, por el doctor Darío Fernández.

Sin embargo, hay un subtipo, el cáncer de mama triple negativo metastásico, más agresivo y difícil de tratar, con el que más del 80% de las pacientes no sobrevive tras los cinco años del diagnóstico. Se denomina así porque adolece de tres proteínas (receptor de estrógeno, de progesterona y de la proteína HER2) y no son útiles las terapias hormonales ni las basadas en anti-HER2.

Otro de los problemas del cáncer de mama es el lento acceso a los medicamentos, solo el 53% de los fármacos innovadores autorizados en Europa entre 2017 y 2020 están disponibles en España. A pesar de esto, Fernández lanza un mensaje positivo a aquellas que lo padecen, afirmando que "hay equipos en España que tienen los mejores profesionales que podemos tener en Europa" para el tratamiento de la enfermedad.

De Terelu Campos a Olivia Newton-John

La periodista Terelu Campos padeció un cáncer en la mama derecha en 2010. Su evolución fue seguida por todos los espectadores, ya que la presentadora no dejó su trabajo ante las cámaras demostrando que, a pesar de los duros tratamientos, podía hacer una vida relativamente normal. Este verano Terelu se llevó una desagradable noticia al saber que la enfermedad había vuelto. En esta ocasión un tumor en la mama izquierda. Hace unos días, la periodista se sometió a una doble mastectomía, una intervención muy invasiva pero que cada vez se realiza más. Como de costumbre, Terelu ha hablado claro sobre su situación lanzando siempre mensajes de optimismo. “Hay que perderle el miedo a la palabra cáncer. Cuando lo dices ya tienes una batalla ganada”, dijo en 2010.

Terelu no es la única famosa de nuestro país que se ha convertido en abanderada de la lucha contra esta enfermedad. La cantante Luz Casal o la presentadora Inés Ballester la han padecido y, con naturalidad, han hablado y participado siempre en los actos para fomentar la investigación contra esta dolencia.

Un ejemplo paradigmático de la lucha sin cuartel contra la enfermedad fue Bimba Bosé. La modelo falleció en 2017 después de años de hablar con franqueza y optimismo. Su muerte, una excepción en una enfermedad que ha reducido su índice de mortalidad, fue un impacto a nivel nacional debido a que, hasta el último momento, demostró ser un ejemplo de vitalidad. Pocas semanas antes de su óbito se colocó el sempiterno pañuelo rosa para apoyar la lucha contra esta enfermedad junto a Marta Sánchez, que perdió a una hermana por la misma dolencia.

Un hueco en la memoria merece especialmente la actriz Olivia Newton-John. La mítica protagonista de “Grease” fue la primera en hablar de la enfermedad en 1992, una época en la que la investigación estaba mucho menos avanzada. En estos últimos años, Olivia y todas las supervivientes del cáncer de mama, han visto que el futuro es halagüeño.

COMPARTIR: