23 de mayo de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Diferentes tipos de mascarilla para cuidar tu salud

En plena ola de Ómicron dos elementos están consiguiendo que los efectos no sean mayores. Por un lado, las vacunas, ya que gracias a ella la enfermedad no causa casos tan graves, y por otro las mascarillas que han demostrado y siguen demostrando ser el mecanismo más eficiente para evitar contagios. El ciudadano puede protegerse con diferentes tipos de mascarilla, desde las que solo evitan que contagies a otras como la mascarilla FFP2 que protege y te protege y por ello es la más demandada, especialmente en espacios cerrados o cuando se va a estar mucho tiempo con otras personas. Por ello, conocer que son y sus características es tan importante.   

Mascarillas higiénicas

Las mascarillas higiénicas están especialmente indicadas para personas que no tengan ningún síntoma ya que son las que ofrecen un nivel más bajo de protección. No obstante, junto a las medidas de distanciamiento social, disminuyen las posibilidades de contagio.

Suelen estar compuestas por una o varias capas de material textil existiendo modelos no reutilizables y reutilizables.

Las no reutilizables tienen deben tener una eficacia de filtración bacteriana (EFB) igual o superior al 95%. Su eficacia, que debe estar claramente señalada en su etiquetado, no suele superar las cuatro horas. Si se humedecen, algo muy común con una mayor transpiración, es recomendable ser sustituidas.

Las reutilizables tienen como mayor ventaja su mayor duración, pero por otro lado su eficacia de filtración bacteriana (EFB) es algo menos, al menos un 90%, algo que se debe indicar claramente en la mascarilla o en el tejido del que están fabricadas. Es importante además que se cumplan las instrucciones de lavado, tanto en su temperatura como su secado. 

Mascarillas quirúrgicas

Al igual que las higiénicas están diseñadas para filtrar el aire que exhalamos y protegen a quienes tengamos alrededor.  Según su tipo de eficacia de filtración se distinguen entre las de tipo I y las de tipo II, en este caso también protegen a quien la lleva de salpicaduras de sangre y otros líquidos biológicos.

Al igual que con las mascarillas higiénicas su tiempo de eficacia no debe exceder de las cuatro horas.

Mascarillas FFP2

Todos los modelos FFP (1, 2 y 3) tienen la característica principal de que protegen, que no transmitan, y protege, evita que te infectes. De todos los modelos el más usado es el FFP2 ya que su nivel de protección es muy alto, de al menos un 92% de filtración mínima, aunque lo normal es llegar hasta el 95%. 

Por ello la mascarilla FFP2 ofrece un nivel muy elevado de protección ya no solo contra el coronavirus también frente a cualquier tipo de virus y bacterias. 

Medidas de seguridad para mejorar la eficacia de las mascarillas

Las mascarillas FFP2 ofrecen por tanto un nivel de protección muy elevado, que mejora, para todas las mascarillas, si se siguen unas ciertas medidas.

Una de las primeras está en la propia manipulación, procurando siempre coger la mascarilla con las gomas y evitando en la medida de lo posible tocar la parte exterior de la mascarilla. Si no tiene más remedio, hágalo con sus manos lavadas. 

Y, por supuesto, hay que asegurarse que cubre la boca y nariz, con el mejor ajuste posible, otro punto a favor de las mascarillas FFP2.

COMPARTIR: