05 de febrero de 2023
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Las plumas precargadas 'Ozempic' prescritas para controlar la diabetes son hoy muy difíciles de encontrar en las farmacias

Graves problemas para los diabéticos: Un producto para su enfermedad se usa como método para adelgazar

El Cierre Digital en Ozempic.
Ozempic. / El producto para diabéticos escasea por su uso para adelgazar.
Ozempic, un medicamento que se comercializa en formato de plumas precargadas por la empresa Novo Nordisk, se prescribe para regular la diabetes tipo 2. Sin embargo, estas inyecciones hoy son imposibles de encontrar en las farmacias. El producto, que se vende bajo prescripción médica, escasea por el mal uso que muchas personas están haciendo de él para perder peso. A la espera de una solución, la salida que se está dando a los diabéticos es un cambio de tratamiento.

Desde hace semanas la escena se repite en todas las farmacias de España. Diabéticos acuden con sus recetas, electrónicas o en papel, para retirar los medicamentos necesarios para el control de su enfermedad y se encuentran con que hay escasez de algunos de ellos. Sobre todo, de Ozempic, especialmente utilizado para los diagnosticados con una diabetes de tipo 2. 

En España existen 5,1 millones de personas diabéticas tipo 2. Considerada una de las enfermedades invisibles, su aumento en los últimos años es preocupante. La cifra de casos diagnosticados ha aumentado un 42% desde 2019 y eso que se calcula que casi un tercio de las personas que viven en España con diabetes no han sido diagnosticadas.

Entre los efectos de Ozempic está la pérdida de peso. Porque aunque la obesidad por sí misma no es una causa de diabetes, contribuye considerablemente a la aparición de la de tipo 2 en aquellas personas que tienen predisposición. 

Y esta es la clave de lo que está sucediendo. Mucha gente está adquiriendo este medicamento para perder peso. Cuando a finales de octubre la escasez de las plumas inyectables empezó a ser un gran problema, la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios emitió una serie de recomendaciones dirigidas a los médicos, ya que el producto en cuestión sólo se puede conseguir con receta, en el sentido de que únicamente se prescribiera para la obesidad que va unida a la diabetes y no como tratamiento para adelgazar en exclusiva. 

Medidor de glucosa. 

“Para perder peso está aprobado Saxenda (liraglutida), también de Novo Nordisk, pero con dosis y principio activo diferente", recordaban en octubre en un comunicado. “Administrar los antidiabéticos para adelgazar es un uso indebido”, puntualizaban.

Sin embargo, ante la escasez del medicamento está claro que las recomendaciones de la AEMPS han caído en saco roto. Y ante la evidencia, este organismo, dependiente del Ministerio de Sanidad, ha recomendado a los médicos buscar tratamientos alternativos. 

Opinión de la Federación Española de Diabetes 

Desde Elcierredigital.com nos hemos puesto en contacto con la Federación Española de Diabetes (FEDE) quienes aseguran haberse puesto en contacto con Novo Nordisk (empresa detrás del producto Ozempic), desde donde les han informado que las distribuidoras "siguen recibiendo suministro en España y están siguiendo de cerca el stock para garantizar que se distribuya lo más rápido posible".

"Mientras dure esta situación, aquellos pacientes que no encuentren el producto en sus farmacias, podrán, siempre bajo la supervisión médica de un profesional sanitario, comenzar un tratamiento alternativo con un arGLP-1, disponible comercialmente en España", afirman desde FEDE.

Ozempic.

"Entendemos y comprendemos la incertidumbre y preocupación que esta circunstancia está provocando puntualmente entre las personas con diabetes; y junto con el resto de los agentes implicados, nuestra prioridad es seguir trabajando para resolver esta situación que nos está impactando de forma temporal", rematan.

"Los efectos negativos se verán a largo plazo"

Un médico de un hospital madrileño que prefiere no desvelar su identidad ha puesto encima de la mesa otro punto de vista no tan complaciente con la situación. "Es usar un producto con un fin distinto para el que ha sido creado. Los diabéticos lo necesitan para su día a día y en el caso de las personas que lo están usando para adelgazar hay alternativas para conseguir su objetivo", explica este endrocrino a Elcierredigital.com

"Los efectos negativos que esta situación va a generar en los nos diabéticos que usan Ozempic se van a ver a largo plazo. El páncreas, que es el órgano segregador de insulina, está recibiendo más de la que es natural que produzca en el cuerpo de un diabético y eso, aunque lo estén haciendo con control médico, es inevitable que tenga algún efecto", añade. 

"La base de todo está en lo económico. Al ser un producto cubierto por la Seguridad Social, independientemente de en qué porcentaje, que eso varía entre autonomías, es muy asequible su adquisición. Sin embargo, las personas que lo compran para adelgazar lo están adquiriendo a un precio mayor y no hablemos ya del mercado negro que se está generando", remata.

Tik Tok y Hollywood

El uso inadecuado de este medicamento para diabéticos se piensa que se desató después de que varios usuarios de TikTok publicaran el supuesto éxito de este producto para perder peso. Un estudio reveló que 'Ozempic' había sido etiquetado en esta aplicación unas 350 millones de veces en el verano de 2022.

No sólo esta App ha tenido mucho ver en la propagación de estos supuestos efectos sino que también ha influido el rumor de que este producto era usado por estrellas de Hollywood para mantener el tipo. Incluso ha llegado a decirse que el excéntrico millonario Elon Mask es uno de los famosos que han recurrido a estas plumas precargadas para perder peso. 

COMPARTIR: