24 de octubre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

4 consejos para evitar el frío en tus paseos otoñales

El otoño ya está aquí, y el invierno está cada vez más cerca. Con los cambios de estación, llegan también los cambios de temperatura y de condiciones climáticas, al igual que proliferan algunas enfermedades que nos obligan a cambiar de hábitos.

Pero tú no quieres cambiar totalmente de hábito. Te encanta el otoño y te encanta salir a pasear para ver cómo caen las hojas. Te encanta mirar por la ventana cuando llueve y tomarte un café bien caliente, guardado en el termo que te regalaron, y que puedes renovar gracias a webs como https://www.mejoresdispositivos.com/termos-para-comida/

¿Puedes mantener esa rutina y salir a dar un buen paseo otoñal sin pasar frío? Por supuesto que sí, y te vamos a ayudar a conseguirlo con una buena selección de consejos.

Mejores consejos para tener cálidos paseos en otoño

Malestar en el cuerpo, tos y secreción nasal, dolores en extremidades, temperaturas corporales elevadas... Sabes que esos son los síntomas que acompañan a los resfriados, a las fiebres y a las gripes, y que precismente el otoño es la época en la que más aparecen. Es algo habitual, llega el frío y, con él, el aumento del riesgo de enfermar. Sin embargo, eso no tiene que impedirte seguir disfrutando de esos paseos que tan bien sientan.

Existen formas y recomendaciones para poder salir a pasear cuando el clima no acompaña. No tienes por qué pasar frío en tus paseos otoñales, simplemente tienes que saber qué hacer y cómo hacerlo. Y para eso, te traemos estos consejos que tan bien te van a venir. Así, podrás seguir disfrutando de buenos paseos.

Viste por capas

Hay que abrigarse para que el frío no haga de las suyas al salir a dar un buen paseo. Eso sí, hay que saber bien cómo abrigarse. Lo mejor que puedes y debes hacer es llevar bastante ropa, y que sea capaz de guardar bien la temperatura. No obstante, olvídate de llevar prendas que sean demasiado cerradas. La clave de todo esto está en vestir por capas.

¿Por qué así? Porque, por ejemplo, es mucho más fácil desabrochar una chaqueta si da calor, que tener que quitarse un jersey por completo. Además de las chaquetas o abrigos con cremalleras y/o botones, aconsejamos llevar debajo una sudadera con cremallera y, bajo esta, una camiseta y una térmica como última capa. De esta forma, podrás quitarte y ponerte las prendas con facilidad en caso de que sea necesario. No renunciarás al calor, ni tampoco a la comodidad.

Evita las horas más frías

A todos nos gustaría poder salir a pasear a cualquier hora, pero hay que entender que existen determinadas franjas horarias en las que es algo para nada recomendable. La primera hora del día o la última hora de la tarde pueden ser franjas muy tranquilas por la poca gente que sale a las calles, pero si hay pocas personas precisamente es por algo, y ya te lo adelantamos nosotros: porque hace demasiado frío.

Son horas tranquilas, por supuesto, pero también más frías que el resto. Por lo tanto, si sales a pasear, ten por seguro que lo de mantener el calor y la comodidad puede no ser sencillo. Es mejor evitar la primera hora de la mañana, sobre todo, porque las heladas son frecuentes y porque, al final, puedes coger un buen resfriado sin darte cuenta. Y eso es justo lo que no queremos.

Guantes y bufanda, que no falten

Aunque llevar una buena tanda de capas de ropa es necesario, tampoco hay que olvidar que existen complementos que son totalmente obligatorios en otoño y sobre todo en invierno. Echa un vistazo por la ventana y podrás comprobarlo fácilmente, las demás personas llevan bufandas, guantes y gorros. Incluso hay quienes se ponen esas cálidas bragas que tan bien vienen para tapar cuello, boca y nariz.

Tú eliges qué llevar, aunque te aconsejamos principalmente la combinación de guantes y bufanda. Si lo consideras necesario, también puedes añadir un buen gorro de invierno y ya evitarás todavía más el frío. Aprovecha, si quieres, y conjunta un poco con tus prendas. Puedes destilar muchísimo estilo, disfrutar de comodidad y, sobre todo, de calidez, mientras paseas.

¿Un café calentito?

Antes hablábamos de termos y de esos productos que ayudan a conservar la comida y la bebida caliente en casa. Pero, ¿por qué no llevar un buen termo de café caliente o, mejor, de chocolate, mientras paseas? Si sois varios los que salís a pasear juntos, puede venir genial tomar un vaso de una bebida caliente mientras andáis o si paráis en cualquier parte.

Es algo ideal ya no solo para disfrutar de una buena bebida, sino también para recibir más calor. A veces, no hay nada más reparador que un buen café conservado adecuadamente en un termo de calidad. No pierde nada de temperatura y, al tomarlo, te calienta por dentro y te ayuda a combatir el frío todavía con más facilidad.

No son consejos difíciles de seguir, ¿verdad? Pues aplícalos y podrás seguir andando mientras disfrutas del paisaje otoñal, porque puede ser verdaderamente hermoso.

COMPARTIR: