07 de octubre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

En julio unos análisis detectaron en el deportista colombiano analgésico tramadol por el que le han relegado del Tour y se perderá la Vuelta a España

El ciclismo es la disciplina más estricta con el consumo de fármacos para el dolor: La descalificación de Quintana

Nairo Quintana llegando a línea de meta.
Nairo Quintana llegando a línea de meta.
Nairo Quintana acabó el Tour de Francia en sexta posición y ahora ha sido descalificado por tomar analgésico tramadol, un medicamento que se aplica para evitar dolores. Sin embargo, esta sustancia está muy controlada en el ciclismo. El corredor del equipo Arkea ha confesado que recurrirá la sanción y ha negado haber utilizado analgésico en la carrera.

Aunque resulta complicado de entender, Nairo Quintana ha renovado con el club francés Arkea por tres temporadas. El ciclista colombiano, con 32 años a sus espaldas, ya no es el mismo que antes. Durante su etapa en el Movistar fue cuando más destacó, aunque en el Tour de Francia de este verano ha alcanzado el sexto lugar, su segundo mejor resultado en toda su carrera profesional.

El pasado 17 de agosto la Unión Ciclista Internacional (UCI) anunció la descalificación de Quintana en el Tour. En el comunicado se explicó: “Dos muestras en sangre seca, el 8 de julio [etapa de la Superplanche] y el 13 [etapa del Granon, la del gran ataque de Vingegaard y el hundimiento de Pogacar, en la que el colombiano terminó segundo], muestran que Quintana consumió tramadol, un producto prohibido por el reglamento médico”.

El colombiano se tomó con sorpresa esta noticia y aclaró que recurrirá la sanción: “Hoy me he enterado con sorpresa del anuncio de la UCI de una infracción por uso de tramadol. Desconozco totalmente el uso de esta sustancia y niego haberla utilizado en mi carrera”.

Nairo Quintana en un sprint del Tour de Francia. 

Para calmar las aguas, Quintana levantó el ánimo con este mensaje: “Estamos agotando todos los procesos para asumir mi defensa con mi equipo de abogados. También quiero ratificar que estaré en la Vuelta a España, montado sobre mi bicicleta, dando lo mejor de mí para mi equipo, mi país y mis seguidores”.

No obstante, un día después de conocerse el comunicado de la UCI, el colombiano ha tenido que rectificar lo que dijo sobre la Vuelta: “Comunico que no participaré en La Vuelta para hacer valer mis motivos ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAD). Volveré al calendario de carreras al final de la temporada”.

Prohibición del analgésico

El tramadol, un analgésico opioide, no figura en la lista de sustancias prohibidas de la Agencia Mundial Antidopaje (AMA), sin embargo, la UCI tomó la decisión de tener un control sobre el abuso de su uso entre los ciclistas, pues uno de sus efectos es que puede provocar somnolencia, y por ello se producen caídas.

El consumo de analgésicos es algo habitual en el ciclismo, no solo para evitar el dolor de piernas que produce su práctica al más alto nivel, sino también por el gran número de caídas y lesiones que se producen durante una gran vuelta. Casualmente, durante el Tour, Quintana sufrió una dura caída el 9 de julio, en la etapa de Lausana, que le dejó tocado un brazo varios días.

Famosos casos de dopaje en el ciclismo

El último caso polémico en el mundo del ciclismo lo tratamos al detalle en elcierredigital.com hace unas semanas. Miguel Ángel López, ciclista profesional del Astaná, fue detenido por la Guardia Civil a su llegada a Adolfo Suárez Madrid-Barajas (aeropuerto de Madrid), justo en el lugar de ubicación de una operación que está siendo vigilada de tráfico de medicamentos. Más tarde, fue puesto en libertad pero no se descartó que pudiera ser llamado para presentarse ante las autoridades.

Miguel Ángel López, ciclista del Astaná que fue detenido. 

La ‘Operación Puerto’ ha dado mucho de lo que hablar. Son varios los ciclistas que han participado en ella, una operación que desarticuló una red de dopaje liderada por el controvertido doctor Eufemiano Fuentes.

En 2006 fue descubierto el ciclista manchego Óscar Sevilla, aunque las pruebas que le incriminaban no fueron demostradas y al final pudo seguir compitiendo. Roberto Heras dio positivo en EPO y se le quitó la Vuelta a España. Estuvo durante dos años fuera de la competición por sanción.

Manuel 'Triqui' Beltrán fue suspendido por dos años por haber detectado la misma sustancia en su sangre. Fue detenido en 2008 cuando corría el Tour de Francia. Iban Mayo dio positivo por eritropoietina (EPO) en un control antidopaje durante la segunda jornada de descanso del Tour de Francia 2007. El Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) suspendió al corredor con dos años por su positivo, aunque se alargó otro año más hasta dar con la resolución final.

En 2009 se dio con una plaga de positivos en dopaje para los corredores Igor Astarloa, Rubén Lobato, Ricardo Serrano, Pietro Caucchioli y Francesco De Bonis. Todos ellos fueron investigados y se demostró que tenían la sustancia en la sangre. A nivel internacional se reconocen los casos de Alexander Vinokourov, Floyd Landis, Lance Armstrong y Jan Ullrich.

COMPARTIR: