28 de marzo de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Ya hay más de 80.000 afectados y cerca de 3.000 muertos por la epidemia que nació en este país asiático

Vídeos: Las imágenes más impactantes de los estragos del coronavirus en el interior de China

Camas instaladas en un hangar por las autoridades chinas.
Camas instaladas en un hangar por las autoridades chinas.
El coronavirus sigue dejando en China imágenes impactantes por cómo se lucha contra la epidemia. Miles de camas se improvisan en polideportivos y hangares para luchar contra la epidemia que ya se ha expandido por medio mundo, llegando incluso a África y a Europa, entre ellos España. Elcierredigital.com ofrece algunas de estas imágenes, advirtiéndoles que algunas de ellas pueden herir la sensibilidad.

Les advertimos que algunos vídeos de este reportaje contienen imágenes no aptas para menores de edad. Las imágenes obtenidas por elcierredigital.com muestran en toda su crudeza el régimen al que están sometidos los habitantes de Wuhan desde el comienzo de la crisis del coronavirus y cómo luchan las autoridades chinas contra la epidemia. Este diario ha eliminado algunos vídeos que contenían imágenes explícitas y otros con actos de violencia.

Hace poco se ha conocido que las autoridades chinas ocultaron al resto del mundo lo que ocurría durante dos semanas. En las imágenes mostradas a continuación se ven hangares llenos de camas preparadas para atender a los enfermos -más de 80.000 en toda el mundo y cerca de 3.000 muertos hasta el momento-, detenciones y traslados en la calle, muertos en el aeropuerto y controles en las autopistas.

En España ya provocó la cancelación del MWC de Barcelona, a pesar de que los únicos casos detectados en nuestro país han sido de residentes extranjeros o ncionales que han estado en el norte de Italia, pero ninguno ha fallecido. 

Pero la crisis sanitaria se ha extendio tanto que incluso en China se plantean retrasar la reunión anual de la la Asamblea Nacional Popular (ANP) que debía comenzar el 5 de marzo, la cita política más grande que reúnea a 3.000 delegados del Partido llegados de toda China, durante dos semanas en el Gran Palacio del Pueblo.

La capital china, Pekín, ha puesto en marcha duras medidas para intentar atajar la epidemia, entre ellas la obligatoriedad de someter a una cuarentena de 14 días a toda persona que llegue de fuera, sea del extranjero o de otras provincias chinas.

El Covid-19, como se ha bautizado este brote de coronavirus, ha vuelto a subir en China ya muy ligeramente, según las cifras de la Comisión Nacional de Sanidad. Se registran más muertes por la enfermedad en la provincia de Hubei, donde surgió el brote. En total, han fallecido maás de 2.000 personas en China por el patógeno y otras muchas más en otros países de todos los continenentes.

Desde que se detectaron los primeros casos de diciembre, ya hay más de 80.000 personas contagiadas en too el mundo. En China, la zona de Hubei es en la que se concentra la mayoría de las infecciones, 

El virus se extiende

Pero el Covid-19 se extiende por el mundo y en especial por Asia y ya Europa. Otras 99 personas a bordo del crucero Diamond Princess, se encuentran todavía en cuarentena en Yokohama (Japón) y han dado positivo en las pruebas de coronavirus, según la prensa japonesa, que cita el último balance del Ministerio de Sanidad.

Además, la compañía de cruceros Holland America Line intenta localizar a los pasajeros que desembarcaron de su barco Westerdam en Camboya, después de que una de las ocupantes, una ciudadana estadounidense, diera positivo en una prueba del coronavirus al día siguiente al llegar a Malasia.

El buque había atracado en el puerto camboyano de Shihanoukville, tras pasar dos semanas en alta mar. Cinco países habían rechazado darle permiso para el desembarco por miedo al coronavirus. Después de que las pruebas iniciales indicaran la inexistencia de contagios.

Camboya dio el visto bueno para el desembarco y el propio primer ministro, Hun Sen, acudió a recibir a los pasajeros, a los que estrechó personalmente las manos y entregó ramos de flores. Una parte de estos viajeros se quedó en Camboya para visitar el país. Varios centenares han regresado a sus lugares de origen en al menos tres continentes.

Los japoneses han decidido cancelar la celebración pública del cumpleaños del emperador Naruhito, una medida inédita, entre temores crecientes de una propagación del nuevo coronavirus en el país, en consonancia con la exclusión de más de 37.000 corredores aficionados del Maratón de Tokio, una prueba valedera como clasificación para los Juegos Olímpicos de 2020, que se celebrarán precisamente en Tokio y que ahora están en el aire por la decisión del Comité Olímpico Internacional de esperar a al mes de abril para tomar una decisión sobre su futuro de acuerdo a cómo vaya la epidemia del coronavirus.

COMPARTIR: