04 de junio de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Millones de personas en todo el mundo ya murieron con anterioridad en muchas etapas al contraer enfermedades causadas por diferentes virus y bacterias

Desciframos las diez pandemias más letales de la humanidad: Desde la gripe española hasta la peste antonina

El COVID-19 está causando estragos a nivel mundial. Millones de personas confinadas en sus casas, hospitales saturados, miles de muertos y consecuencias económicas graves son las características de esta nueva pandemia. Sin embargo, el coronavirus no es la primera enfermedad letal que ha tenido lugar y ha causado miles de muertes a lo largo de la historia. Desde la gripe española, a la peste negra, pasando por el Cocoliztli, hay varias. Repasamos las diez pandemias más letales de la historia.

El coronavirus se ha extendido por el mundo, obligando a que una gran parte del planeta a confinarse en sus domicilios. La OMS (Organización Mundial de la Salud) declaró el COVID-19 como pandemia el 11 de marzo y desde entonces sus consecuencias mortales no han parado de crecer en todo el mundo.

Esta pandemia ha tenido un fuerte impacto social y económico, pero no ha sido la única que ha vivido la humanidad en su historia. De hecho, existen muchas otras, causadas por virus o bacterias, que en el pasado dejaron millones de víctimas. Estas son algunas de las principales pandemias:

Peste antonina (165-180)

Fue contraída por los soldados romanos en Oriente y llegó a tener un gran impacto, matando a unas 5.000 personas diarias. El saldo total de fallecidos se situó en torno a los 5 millones y diezmó mucho al ejército.

Plaga de Justiniano (541-542)

Tuvo mucha virulencia y debilitó al Imperio Bizantino. Se considera una de las grandes plagas de la historia ya que llegó a provocar la muerte a entre 25 y 50 millones de personas. Se produjo por las ratas que llegaron en los barcos procedentes de India y China y se extendió rápidamente.

Viruela japonesa (735-737)

En total, un tercio de la población japonesa murió por esta enfermedad causada por un virus. Falleció aproximadamente un millón de personas.

Peste negra (1346-1353)

Fue una de las grandes pandemias de la historia y tuvo efectos devastadores sobre la población europea. Llegó al continente por barcos genoveses provenientes de Crimea y dejó entre 25 y 50 millones de muertos.

Cocoliztli (1519-1600)

Fue una enfermedad que afectó a los nativos americanos tras la llegada de los conquistadores españoles. La población mexicana se redujo drásticamente por culpa de esta variante de la salmonela. Murieron entre 15 y 30 millones de personas.

Tercera epidemia de peste (1894-1903)

 

The_Triumph_of_Death_by_Pieter_Bruegel_the_Elder

El Triunfo de la muerte, óleo de Peter Brueghel el Viejo

Aunque ha tenido varias oleadas a lo largo de la historia, una de las más fuertes fue la del siglo XIX, originada en China y que dejó una cifra de muertos de unos 10 millones. También procedía de los roedores.

Gripe española (1918-1920)

Se produjo en plena I Guerra Mundial y tuvo mucha incidencia en Estados Unidos. Se le dio el nombre de española porque en España, país neutral en el conflicto, no fue censurada la información, a diferencia de en otros países europeos. Produjo entre 20 y 40 millones de víctimas, muchas de ellas personas jóvenes.

Pandemias de cólera (1817-1923)

Hasta siete plagas distintas causadas por esta bacteria provocaron numerosas muertes entre los siglos XIX y XX. Se estima que más de 5 millones de personas murieron por esta causa.

Gripe asiática (1957-1958)

Fue una pandemia que se inició en China y que terminó extendiéndose por todo el planeta gracias a los transportes y vuelos internacionales y la rápida mutación del virus. Causó 2 millones de muertos.

Sida/VIH (1981-actualidad)

Ha tenido un gran impacto en la sociedad como enfermedad y como fuente de discriminación. Se transmite a través del sexo sin protección, por transfusiones de sangre contaminada o por las agujas hipodérmicas. Ha causado unos 32 millones de muertes, aunque los tratamientos cada vez son más efectivos. Falta por ver qué ocurrirá al final del coronavirus. 

COMPARTIR: