19 de agosto de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El precio del gasto energético ha vuelto a fulminar su récord histórico y ya supera los 309 euros por megavatio/hora

La subida en la factura de la luz promete unas Navidades muy frías y oscuras para los más vulnerables

El precio de la luz se ha visto multiplicado desde hace meses, sumiendo a muchas familias españolas en la pobreza energética. Algunas familias, que no eran consideradas vulnerables, podrían padecer este mismo problema. Los líderes de la Unión Europea, sin embargo, no han sido capaces de pactar ningún tipo de solución debido a sus distintos intereses.

Después de un otoño en el que se han batido todos los récords en los precios del mercado mayorista eléctrico, se da inicio a un invierno que promete seguir multiplicando el precio de la luz. Las subidas de la luz, que se han vuelto imparables desde hace ya meses, elevan las facturas de los hogares y ponen en jaque a los agentes de producción. Además, las familias más vulnerables podrían formar parte de lo que se conoce como pobreza energética.

El Gobierno de España, sin embargo, parece taparse los ojos ante el aumento de hogares con problemas para mantener su casa a una temperatura confortable, según el Instituto Nacional de Estadística. Han sido nueve las organizaciones que se han unido para escribir varias cartas dirigidas a Sara Aegesen, la secretaria de Estado de Energía, y hacerle saber que las medidas que ha adoptado el Ejecutivo hasta este momento no son suficientes y dejan desprotegidos a los hogares que dependen de la electricidad para regular la temperatura de sus hogares.

Las medidas del Gobierno

Aunque el Gobierno ha ido creando y aprobando medidas dirigidas a la protección de los más vulnerables, las soluciones no parecen ser suficientes. Desde la Fundación de Familias Monoparentales Isadora Duncan se sumaban a la iniciativa #FacturasImposibles y hacían público un vídeo explicativo sobre la inutilidad del bono social energético del Gobierno en, por ejemplo, las familias numerosas, que gastan este bono anual en los primeros tres meses del año.

Manifestación contra la pobreza energética en Valencia.

La pandemia de covid-19 ha hecho que se disparara el número de hogares con pobreza energética, llegando a alcanzar el nivel del año 2014, cuando se produjeron numerosas protestas al respecto. La carta remitida por el conjunto de organizaciones contra la pobreza energética demanda “una solución de urgencia” y advierten de la existencia de numerosas familias que dependen totalmente de la energía eléctrica y que se ven “condicionadas a posibles situaciones de vulnerabilidad y pobreza energética”.

Las Navidades más frías

El pasado viernes, el precio medio diario del mercado mayorista español volvió a superar su máximo histórico, situándose por encima de los 309 euros por megavatio/hora. Esto, sumado a que todo apunta a que en el próximo enero la energía podría llegar a alcanzar los 327 euros por megavatio/hora, parece asegurar unas fiestas navideñas más frías y oscuras en los hogares más vulnerables de España.

Sin embargo, no solo se verán afectadas las familias más desfavorecidas. Las constantes subidas de la luz podrían dejar en situación de pobreza energética a hogares que, hasta ahora, no se consideraban en riesgo de exclusión.

El precio del gas, culpable

La gran revalorización del gas natural en el marco de los mercados internacionales es responsable, en gran medida, de la estratosférica subida del precio de la luz en el mercado mayorista. Por su parte, el mercado de emisiones también ha vivido un incremento notorio, de aproximadamente el 100% en seis meses. Con lo cual, el CO² ha multiplicado su precio.

Los líderes de la Unión Europea, que se reunieron la pasada semana para tomar medidas que solucionen la crisis energética en la que Europa se encuentra sumida desde hace meses, no lograron llegar a ningún acuerdo. Países como Polonia y República Checa habrían impedido el consenso al exigir una reforma completa del mercado de emisiones de carbono.

Manifestación por la subida del precio de la luz en Córdoba, 2021.

El presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, aseguraba tras la reunión, que había buscado, por su parte, “más sustancia” en cuanto a las conclusiones, que se tornan difíciles si se tiene en cuenta la gran variedad de realidades de los 27 países que componen la Unión Europea. Sánchez declaraba, además, que “es fundamental que la Unión Europea tome medidas, y que las tome de manera más intensa y mucho más rápida”.

COMPARTIR: