27 de octubre de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Manuel Martínez-Sellés, elegido en unas elecciones con escasa participación en Madrid, es ultracatólico, contrario a la eutanasia y al colectivo LGTBI

El Colegio de Médicos, con un presupuesto de 11 millones, inicia presidencia con polémica

Manuel Martínez-Sellés, nuevo presidente del Colegio de Médicos de Madrid.
Manuel Martínez-Sellés, nuevo presidente del Colegio de Médicos de Madrid.
Manuel Martínez Sellé es el nuevo presidente del Colegio de Médicos de Madrid tras las elecciones del pasado 18 de septiembre. Fueron las elecciones con menor representación. Únicamente acudieron a las urnas el 13,3 por ciento de los facultativos. Su perfil ha generado polémica por sus declaraciones en contra del aborto, la eutanasia y la ley LBTBIfobia. Tras sentirse agraviados han decidido dar respuesta al doctor. "Tendrá que respetar la ley vigente", le responde la asociación LGTBI Arcópoli.

La polémica ha caído de lleno sobre el Colegio de Médicos en Madrid después de que ganara las elecciones el médico Manuel Martínez-Sellés, con 3.202 votos y el 52 por ciento de los sufragios emitidos. Martínez-Sellés se impuso al anterior responsable, Miguel Ángel Sánchez Chillón, que logró 1.905 apoyos (31 por ciento). En una de las elecciones con la participación más baja, de tan solo el 13,2 por ciento. Solamente votaron 6.189 facultativos de los más de 46.000 que estaban llamados a las urnas.

Pero no ha sido la escasa representación en el voto con la que Manuel se ha alzado con la presidencia del Colegio de Médicos de Madrid lo que ha provocado que las redes sociales ardieran durante horas. Lo que ha producido un gran volumen de críticas ha sido la elección de Martínez-Sellés, un doctor de una ideología ultracatólica y ultraconservadora que ha defendido ideas antiabortistas y en contra de la eutanasia y la ley de LGTBIfobia.

Manuel es Jefe de Sección de Cardiología del Hospital Gregorio Marañón de Madrid. Está casado y tiene ocho hijos. Es un católico practicante implicado en la vida de la Iglesia, según informa el medio Religión en Libertad. Así mismo el doctor, y en sintonía con su sentimiento religioso, publicó en 2015 el libro  Y Dios se hizo… célula. Una obra que pretende dar “una perspectiva de ciencia desde la fe al precioso momento de la Encarnación. Porque Jesús fue también célula”. De este modo lo define el portal del la Fundación COF de Getafe.

El libro publicado en 2015 por el médico.

Esta fundación es un Servicio de la Delegación Diocesana de Familia y Vida de la Diócesis de Getafe, cuyos fines son la orientación, promoción y formación de la familia a través de una atención personalizada y multidisciplinar de acuerdo con el magisterio de la Iglesia Católica.

El libro que escribe Martínez-Sellés lo publica Palabra, una editorial entregada principalmente a la labor de libros de índole religioso. Además, cursó un Máster de Pastoral Familiar por el Instituto Juan Pablo II, cuya tesina trataba sobre la eutanasia, añade la citada web. Por eso hay algunos sectores que vinculan al médico con el Opus Dei.

 El vicepresidente del Comité de Ética Asistencial del Gregorio Marañón también se ha manifestado públicamente totalmente en contra de la interrupción voluntaria del embarazo. En una entrevista publicada, por la promoción de su libro, en el portal de la Fundación COF aseguraba lo siguiente: “Estamos fomentado la cultura de la muerte. Se ha perdido el respeto por la vida humana, llegamos a situaciones que son contradictorias. En España hay varios médicos condenados por privar el derecho a abortar a varias mujeres. El feto venía con un Síndrome de Down y la madre lo ha demandado porque no hizo el diagnóstico a tiempo para que a ella le hubiera permitido abortar. ¡Privar de derecho a abortar! Algo que es un crimen lo convertimos en un derecho.”

Igualmente, el facultativo se ha mostrado detractor de la eutanasia. En 2019 publican el libro Eutanasia. Un análisis a la luz de la ciencia y la antropología. En él encontramos el siguiente párrafo donde se ratifica su pensamiento: “El respeto a la libertad individual es posiblemente el principal argumento a favor de la eutanasia. Lo que viene a decir es que toda persona, siendo consciente y libre para decidir, debe tener el derecho a elegir cuándo quiere morir. Sería algo similar al derecho al suicidio, pero teniendo en consideración que, por circunstancias médicas, algunas personas no pueden acabar con su propia vida”.

Portada del libro de Martínez-Sellés sobre la eutanasia.

También en el portal El Debate mostraba su oposición a la Proposición de Ley Orgánica de regulación de la eutanasia. “Es una proposición de ley que veo con mucha preocupación. Yo diría que es particularmente cruel, porque se aprueba la eutanasia en España cuando no tenemos suficientemente desarrollados los cuidados paliativos.”, respondía el médico.

Manuel Martínez-Sellés no solo se ha pronunciado sobre esos temas también ha querido dejar constancia de su opinión sobre la Ley contra la LGTBIfobia. “La ideología de género está en total contradicción con el conocimiento de la ciencia sobre la biología y la realidad física”, declaraciones publicadas en 2016 por la revista portuguesa Família Cristã, en el artículo Niño o niña ¿una elección?.

La ley contra la LGTBIfobia se aprobó por unanimidad en la Asamblea de Madrid hace cuatro años. Y todas estas declaraciones aparecen después de criticar al Colegio de Médicos de estar politizado y a sus representantes de defender al Gobierno y atacar a la Comunidad de Madrid.

La respuesta de los aludidos

El jefe del Cardiología del Hospital Gregorio Marañón ha recibido respuesta a sus palabras por parte de los colectivos implicados. Este medio se ha puesto en contacto con la plataforma Por derecho a una muerte digna, con el coordinador de la comunidad LGBI, Arcópoli y con la plataforma en defensa de la Sanidad Pública.

Asunción, es portavoz de la asociación Por derecho a una muerte digna. Asun perdió a su marido con 50 años enfermo de esclerosis múltiple. Viendo que las dolencias no remitían su marido le pidió en varias ocasiones que le proporcionara la eutanasia. Pero como en España no estaba regulada no se la pudo dar. Al final su marido falleció de causas naturales pero con la promesa de su esposa de que lucharía para que más personas pudieran decidir cuando acabar con su vida y no prolongar más su sufrimiento.

Atendiendo a una persona con alto nivel de dependencia.

“Es poco alentador que Martínez-Sellés haya resultado elegido porque no creo que vaya a dejar atrás su ideología. Solo queda respetar el resultado aunque no nos parezca el mejor perfil. Nosotros no pedimos que todos usen la ley de la eutanasia sino que quien quiera usarla y acabar sus días con una muerte digna que la pueda tener”, contesta la portavoz de la plataforma.

Otro sector social damnificado por las palabras del médico ha sido el colectivo LGTBIQ. Yago, el coordinador de Arcópoli le responde lo siguiente: “El puede tener la opinión que quiera pero tiene que cumplir con la Ley vigente, aunque no le guste”.

Por último, no se entiende que un facultativo de ideas ultraconservadoras no esté a favor de fomentar la sanidad pública. Por eso se contacta con la plataforma de médicos a favor de la sanidad pública y su respuesta es la siguiente: “Parece poco probable que Martínez-Sellé vaya a defender la Sanidad Pública.

También explican porque ha sido tan baja la participación en las elecciones: “Porque la mayoría no confiamos en el colegio y estamos ahí porque es obligatorio. Solo representa los intereses de los que se dedican en la sanidad privada".

COMPARTIR: