02 de junio de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El reconocido Instituto Oftalmológico Fernández-Vega (IOFV) ha recomendado varias pautas que deben perdurar incluso después del confinamiento

Estos son los pasos a seguir para mantener la vista cuidada durante el resto de la cuarentena

Es necesario cuidarse bien la vista durante esta crisis del coronavirus
Es necesario cuidarse bien la vista durante esta crisis del coronavirus
El Gobierno de Pedro Sánchez prorrogó el Estado de Alarma hasta el 26 de abril, fecha que, en el caso de que el coronavirus COVID-19 siga causando estragos en España, podría alargarse todavía más semanas. Por lo tanto, durante este largo período de confinamiento, además de mantener un buen físico y una buena alimentación, hay que cuidarse la vista.

 

Hoy en día, prácticamente toda la población usa pantallas para ver cualquier cosa, ya sea para ver la televisión o para utilizar el ordenador. Sin embargo, con las redes sociales, y debido esa dosis vital que necesita la persona durante la reclusión en su casa a causa de  la pandemia, la pantalla que más se usa es la del móvil. Por eso, he aquí una serie de consejos para mantener una buena visión durante los días que quedan de confinamiento.

El doctor Rafael J. Pérez Cambrodí, del Colegio Nacional de Ópticos-Optometristas de España y presidente de la Sociedad de Optometría y Contactología de la Comunidad Valenciana (Soccv), en una entrevista para la revista+Cuídate, ha aconsejado  “hacer pausas de 20 segundos cada 20 minutos de trabajo en visión de cerca mirando a un objeto lejano, si es posible a 6 metros o más”. De esta forma podemos “flexibilizar nuestro sistema de enfoque impidiendo que pueda desajustarse o incluso bloquearse provocando borrosidad”.

Cuidarse_la_vista

De vez en cuando hay que examinarse de la vista

Este sanitario recomienda “parpadear con regularidad incluso de manera consciente para minimizar el impacto de la evaporación de la lágrima”. En este sentido, recuerda, “también son útiles los humidificadores ambientales o los lubricantes oculares que permiten que el ojo esté húmedo”.

Jugar también puede mejorar la visión. Tal y como explica el experto, “existen multitud de juegos y actividades que pueden estimular un correcto uso de nuestros ojos y del proceso perceptivo de la visión”.

Por ejemplo, “jugar a juegos de mesa en los que haya que enfocar a diferentes distancias, y pasatiempos tradicionales, como sopas de letras, laberintos o de identificación de diferencias ayudan a optimizar ciertas habilidades visuales como la capacidad de enfoque, la convergencia de ambos ojos, los movimientos oculares precisos, la identificación, la coordinación ojo-mano o la memoria visual entre otras”.

Las recomendaciones que propone el IOFV

Desde el prestigioso  y reconocido Instituto Oftalmológico Fernández-Vega (IOFV) aconsejan, además, otras pautas a seguir que deberían mantenerse más allá del confinamiento. Como son el regular el brillo de los dispositivos. Los aparatos electrónicos vienen de serie con el nivel máximo de brillo establecido, algo totalmente nocivo para la vista. Algunos dan la opción de activar un modo con tonos más cálidos, visión nocturna y poner activo el bloqueo de luz azul.

Mantener la distancia adecuada. Entre tus ojos y la pantalla u objeto que estés utilizando debe haber un espacio de entre 50 y 60 centímetros. Reducir el uso de lentillas. En la medida de lo posible debemos procurar utilizar las gafas en lugar de las lentes de contacto, ya que son más seguras para los ojos. Si utilizamos lentes de contacto, debemos realizar una correcta higiene de estas para evitar infecciones oculares.

Cuidarse_la_vista_3

Hay que mantener la distancia entre los ojos y las pantallas 

No frotarse los ojos. No hay debemos tocarnos los ojos nunca sin habernos lavado las manos previamente para evitar la exposición a patógenos. Además, este gesto debilita la red de colágeno que se encarga de preservar la curvatura de la córnea. Mantener una temperatura ambiente agradable. Pasar demasiado tiempo expuesto a dispositivos de aire acondicionado o radiadores provocan sequedad ocular.

Iluminar bien la estancia en la que estés para no forzar la vista. Con una luz de ambiente en el techo y otra más potente que ilumine bien la superficie que vayas a utilizar. Evita la luz directa y las sombras. Cuidado con los traumatismos oculares. Algunas actividades relacionadas con las tareas del hogar pueden producir traumatismos o lesiones en los ojos. Por ello, hay que procurar utilizar gafas protectoras y mascarillas de policarbonato cuando realices actividades como clavar un cuadro, podar los árboles del jardín o utilizar lejía.

COMPARTIR: