23 de mayo de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La encuesta de la AIMC sobre el consumo de internet determina que estos dispositivos también se utilizan como mecanismo de seguimiento

Los localizadores Bluetooth, la herramienta cada vez más usada por los padres para controlar a sus hijos

 AirTag de Apple, localizador.
AirTag de Apple, localizador.
Según refleja el vigésimo cuarto estudio 'Navegantes en la Red', elaborado por la Asociación para la Investigación de Medios de Comunicación (AIMC), casi el 14% de los usuarios utilizan al menos un localizador, como el Galaxy SmartTag de Samsung o el AirTag de Apple. De ese total, más de la mitad, el 7,5% confirma su uso para saber dónde se encuentran sus hijos. El estudio ha marcado además la reducción del uso de dispositivos electrónicos con respecto al año anterior.

Cada vez hay más padres que deciden comprar a sus hijos móviles con aplicaciones de control por GPS, relojes inteligentes o localizadores de Bluetooth. Esta tendencia tiene como fin para mantener localizados a sus hijos, una idea que hasta ahora pertenecía a la ficción. En un capítulo de la cuarta temporada de 'Black Mirror', una madre decide controlar a su hija a través de un chip que instala en su cabeza. Mediante el programa Arkangel, que se encuentra en este pequeño dispositivo, la mujer evita que la niña vea contenido inapropiado para su edad e incluso trata de seguir sus movimientos. Aunque todavía no se ha llegado a este extremo, la tecnología actual da herramientas a los padres para llevar un control más exhaustivo de sus hijos.

Según señalan los últimos datos del vigésimo cuarto estudio 'Navegantes en la Red', elaborado por la Asociación para la Investigación de Medios de Comunicación (AIMC), cerca del 14% de los usuarios utilizan al menos un localizador, como el Galaxy SmartTag de Samsung o el AirTag de Apple. De ese total, más de la mitad, el 7,5%, afirma que lo usa para saber dónde se encuentran sus hijos.

La asociación que realizó el estudio tomó como objeto de estudio a 15.000 internautas mayores de 14 años, que fueron encuestados. Los datos reflejados en el último año, 2021, ofrecen información sobre el uso que los usuarios hacen de internet, así como sus comportamientos en la red. De esta forma es cómo se descubrió el uso actual que se le da a los localizadores.

Además de para controlar a los hijos, el Bluetooth resulta útil para la búsqueda de objetos personales, el coche o incluso la maleta. Una tendencia que ha aumentado con la comercialización del AirTag de Apple desde abril de 2021.

A pesar de la gran repercusión del dispositivo, en países como Estados Unidos se ha empleado esta tecnología para casos de acoso y seguimiento. Un hecho que se ha repetido sobre todo en mujeres, a las que se colocaban localizadores en lugares como el interior de sus mochilas.

Asistente de Google.

Además de este tipo de dispositivos localizadores, hay otros que se han puesto de moda en este último año. Los asistentes virtuales como Siri y Alexa son de los dispositivos más utilizados, alcanzando un crecimiento del 15% en 2021.

Disminuye el tiempo de conexión constante 

Según reflejan los datos del estudio, el 47,5% de los usuarios reconoce utilizar internet casi de forma constante. Una cifra que en 2021 disminuyó un 0,3% con respecto a 2020. Pablo Alonso, director general técnico de la AIMC, asegura que este pequeño descenso se debe a la aparición de la variante Ómicron. A pesar de que el confinamiento terminó en 2020, las personas fueron precavidas y pasaron menos tiempo en la calle con la llegada de la nueva variante. Por ello, estos datos, que se elaboraron durante esos meses, reflejan el motivo que argumentó Alonso durante la presentación del estudio.

El tiempo medio diario que las personas pasamos en la red durante el pasado año fue de cuatro horas y ocho minutos, cuatro minutos menos que en 2020. Con respecto a antes de la pandemia, el uso ha aumentado en 15 minutos. 

COMPARTIR: