21 de abril de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Tras hallar 4 cadáveres en una casa en Toledo, el Doctor Darío Fernández explica que "si alguien hubiera entrado de la calle antes lo habría notado"

Inhalar monóxido de carbono, una lacra mortal: "El gas, al llegar al cerebro, provoca un coma irreversible"

El Cierre Digital en
La causa detrás de la muerte de las cuatro personas halladas en el domicilio del Casco Histórico de Toledo, es una intoxicación por inhalar monóxido de carbono, provocada por una mala combustión en una estufa de butano. Desde elcierredigial.com hablamos con el doctor Darío Fernández, que nos cuenta que este tipo de muertes es muy frecuente y sus principales causas son la mala ventilación, la inseguridad de estos sistemas y el no pasar las revisiones correspondientes.

Una intoxicación por monóxido de carbono es la principal hipótesis que barajan los investigadores como causa de la muerte de las cuatro personas cuyos cadáveres han sido hallados en avanzado estado de descomposición en un domicilio de la cuesta de Santa Leocadia, en el Casco Histórico de Toledo.

"El interruptor estaba pulsado y el gas ya se había consumido una vez llegaron las autoridades", ha confirmado Javier Pérez Castillo, jefe superior de Policía de Castilla-La Mancha, y es que todos los indicios apuntan a que fue la mala combustión de una estufa de butano hallada en la vivienda la causante del incidente, ya que ninguno de los cuerpos presenta signos de violencia. Desde elcierredigital.com hemos hablado con el doctor Darío Fernández, que nos cuenta acerca de las muertes por intoxicación por monóxido de carbono que "son muy frecuentes, se repite todos los años, normalmente en las épocas de frío".

Según las dos autopsias realizadas hasta el momento a dos de los cadáveres aparecidos, han confirmado que la causa de la muerte es la intoxicación derivada de monóxido de carbono, pero aún se está a la espera de que la autopsia de los cuerpos restantes confirme los motivos. "Estos casos son frecuentes porque se trata de sistemas que no son seguros, no hay una ventilación adecuada y porque no se hacen las revisiones de estos sistemas tan antiguos", asegura el doctor Darío Fernández.

intoxicacion_monoxido_de_carbono

Sanitarios recuperan los cuerpos sin vida de las víctimas de la inhalación del gas en Toledo.

Los cuerpos sin vida que aparecieron en el domicilio, ya han sido identificado, corresponden a un hombre español de 56 años, una mujer española de 46 años, un hombre nacido en Reino Unido, con nacionalidad española de 58 años y un hombre de Rumanía de 64 años; pero aparentemente solo una de estas personas vivía en el domicilio.

"El síntoma más alarmante es el dolor de cabeza, después viene la somnolencia, ya que la muerte que provoca es conocida como la muerte silenciosa, porque cuando el gas llega al cerebro provoca un coma, que ya es irreversible", señala el doctor Darío Fernández.

"Una persona que esté en ese espacio, mal ventilado, no es consciente de que el aire que está respirando viene cargado de ese gas, sin embargo, alguien que entre de la calle se daría cuenta en seguida", añade. Los cuatro cadáveres de Toledo estaban repartidos por toda la casa: Uno de los cuerpos fue hallado en una habitación, otro en un segundo cuarto y los otros dos han sido hallados juntos en el mismo habitáculo.

"La última vez que los vecinos los vieron con vida fue el pasado viernes 15 de marzo", señala la delegada del Gobierno en Castilla-La Mancha, Milagros Tolón. La voz de alarma la dio un el conocido de uno de los fallecidos alertó a la policía, tras no poder contactar con este hombre, ni saber nada de él desde el viernes pasado por la tarde. Además, el alcalde de Toledo, Carlos Velázquez, se ha desplazado hasta la vivienda, para mostrar su consternación por lo sucedido y ha deseado que se esclarezcan los hechos, "que investiguen para llegar a este desenlace".

COMPARTIR: