22 de abril de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El único requisito para opositar es presentar una declaración jurada ante notario de que pertenece a otro sexo al asignado en su nacimiento

La Diputación socialista de Huesca saca a oposición una plaza de administrativo exprofeso para "personas transexuales"

Miguel Gracia, presidente de la DIputación de Huesca.
Miguel Gracia, presidente de la DIputación de Huesca.
Basta con ir a un notario y declarar que se sufre disforia de género, es decir, que aunque en tu DNI aparezca un nombre de varón o de mujer, te sientes justo como lo contrario. Con ese acta notarial ya se puede optar a una de la diez plazas de Auxiliar Administrativo sacada a oposición, en turno libre, por parte de la Diputación Provincial de Huesca que en un intento de no discriminar a las personas transexuales acaba en realidad, señalándolas, según algunos colectivos LGTBI.

La Diputación Provincial de Huesca ha abierto la caja de los truenos. El Boletín Oficial del Estado (BOE) publicó este 1 de febrero de 2021, en su página 11.873, el anuncio de una resolución cuando menos extraña. "Resolución de 25 de enero de 2021, de la Diputación Provincial de Huesca, referente a la convocatoria para proveer varias plazas" se titula el anuncio.

Páfgina del BOE.

El texto es corto: "En el Boletín Oficial de la Provincia de Huesca número 180, de 18 de septiembre de 2020, y en Boletín Oficial de Aragón, número 198, de 5 de octubre de 2020, se han publicado íntegramente las bases que han de regir la convocatoria para proveer:

Diez plazas de Auxiliar Administrativo, pertenecientes a la escala de la Administración General, mediante el sistema de oposición, en turno libre, dos de ellas reservadas para personas con discapacidad y una reservada para personas transexuales (...)".

Pancarta LGTBI del Gobierno de Aragón.

El BOE hace referencia a la reserva "de una plaza para personas transexuales (artículo 27.3 de la Ley 4/2018, de 19 de abril, de Identidad y Expresión de Género de Igualdad Social y no Discriminación de la Comunidad Autónoma de Aragón)".

En la convocatoria original de las plazas, publicada en el Boletín de la Comunidad de Aragón, se recoge que los requisitos para presentarse a la oposición libre será el de tener el certificado de Enseñanza Secundaria Obligatoria, nacionalidad española, etc... los requisitos habituales, pero además deja claro que para acreditar esa condición si se opta por esa plaza, "las personas transexuales, deberán aportar declaración jurada notarial en la que se identifiquen con un sexo diferente al que se les asignó al nacer o la presentación del Auto del Juzgado o del Registro Civil en el que se concede la rectificación registral del sexo". Es decir, que bastaría con ir al notario unos días antes y decir que uno se siente de un sexo diferente al que se le asignó por motivo genital al nacer, pagar ese gasto notarial y ya está. No es necesario aportar un certificado médico o psiquiátrico, ni siquiera haber comenzado un proceso de hormonación. La segunda vía, más normal y común, es poseer la rectificación del Registro correspondiente.

La convocatoria se basa en la Ley 4/2018, de 19 de abril, de Identidad y Expresión de Género e Igualdad Social y no Discriminación de la Comunidad Autónoma de Aragón, en concreto en su artículo 27, donde se recoge que "en las ofertas de empleo público realizadas por las Administraciones públicas aragonesas, se reservará un cupo no inferior al uno por ciento de las vacantes para ser cubiertas por personas transexuales".

La Diputación Provincial de Huesca está formada por 25 diputados elegidos por los cinco partidos judiciales de la provincia, a efectos electorales. De esos 25 diputados, 13 pertenecen al PSOE, 8 al PP, 3 al PAR y 1 a Ciudadanos. El presidente de la Diputación es el socialista Miguel Gracia Ferrer, de 67 años y alcalde de Arén desde 1997. El presidente de la Diputación ha trabajado en una empresa ligada al sector agrícola-ganadero en la comarca de la Ribagorza. En la Diputación fue vicepresidente primero entre 1999 y 2015 y desde entonces Presidente.

Gracia Ferrer también ha sido miembro del Consejo Nacional el Agua en representación de las comunidades autónomas de la Cuenca Hidrográfica del Ebro o de la Comisión Ejecutiva de Aramón y en la actualidad forma parte de diferentes entidades y organismos que trabajan para el desarrollo del medio rural, especialmente de montaña, como la Comisión Ejecutiva de ADELPA, EsMontañas, Euromontana o Arco Latino.

Además, el presidente de la Diputación de Huesca también lo es del Consejo de Administración de la Sociedad Promoción y Desarrollo del Alto Aragón y del Consejo Rector del Instituto de Estudios Altoaragoneses, así como de la Agrupación Europea de Cooperación Territorial Huesca Pirineos-Hautes Pyrénées y miembro de la Fundación Democracia y Gobierno Local.

La Diputación matiza

La Diputación Provincial de Huesca quiere matizar la información de elcierredigital.com y especifica que "la Ley de Identidad y Expresión de Género e Igualdad Social de Aragón, aprobada en 2018 por unanimidad (con el apoyo de todos los grupos representados en la Cámara autonómica: PSOE, PP, Podemos, PAR, Ciudadanos, Chunta Aragonesista e IU) especifica en su artículo 27.3 que en las ofertas de empleo público de las administraciones públicas aragonesas "se reservará un cupo - no inferior al 1% de las vacantes- para personas transexuales".

En el caso que nos ocupa, la Oferta Pública de Empleo aprobada por la Diputación Provincial de Huesca en 2018 (y de la que emana esta convocatoria de 10 plazas de Auxiliar Administrativo) ascendía a 136 plazas.

Dando cumplimiento a esta ley, nuestra institución ha reservado una plaza en la convocatoria de Auxiliar Administrativo para personas transexuales. En el siguiente enlace se puede revisar el texto normativo completo".

COMPARTIR: