23 de mayo de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El agente italiano, hábil en la negociación y promotor de jugadores como Ibrahimovic, Halaand o Pogba, se encuentra hospitalizado en estado grave

Mino Raiola, el representante de futbolistas que 'ha muerto' dos veces en cuatro meses

/ Mino Raiola.
El agente italiano de estrellas del fútbol Mino Raiola, a sus 54 años, se encuentra en estado grave. En el año que todo el mundo hablaba de él, por las operaciones millonarias que se esperaba que hiciese con la salida de Paul Pogba y Erling Haaland de sus respectivos clubes, Raiola pasa ahora por su peor momento. El agente, que mantiene una gran relación de amistad con Juan Laporta y pasó de fregar platos a representar a cotizados futbolistas, ahora se debate entre la vida y la muerte.

Después, de que la noticia de la muerte del famoso representante se hiciera eco por todo el mundo, tanto en medios de comunicación como en redes sociales, y clubes de la categoría del Real Madrid publicasen comunicados lamentando su perdida, la cuenta oficial de Twitter del agente de estrellas futbolísticas salió a desmentir su fallecimiento: “Estado de salud actual para los que se preguntan: Cabreado, por segunda vez en 4 meses me matan. Parece que también soy capaz de resucitar".

Asimismo, la agencia italiana Ansa informó previamente que aún sigue vivo, citando al doctor del hospital de San Raffaele en Milán, donde Raiola permanece ingresado, Alberto Zangrillo, que fue crítico: "Me indignan las llamadas telefónicas de pseudoperiodistas que especulan sobre la vida de un hombre que lucha por sobrevivir", dijo.

Tras estas declaraciones, todos los medios que habían publicado la muerte del italiano se vieron obligados a dar marcha atrás y a dejar claro que no ha fallecido aunque su estado de salud es crítico.

 

Los problemas de salud de Mino Raiola, que lleva ya un tiempo enfermo, provienen de un ingreso hospitalario para hacerse una reducción de estómago. En esa intervención, se le detectó algo por lo que ha tenido que pasar numerosas revisiones teniendo incluso que ser operado, por un problema pulmonar sobrevenido, en el mes de enero en el hospital San Raffaelle de Milán.

Este 2022, año en el que todo el mundo hablaba de él por las operaciones millonarias que iba a hacer con las salidas de Erling Haaland y Paul Pogba de sus clubs, se ha convertido en un momento muy delicado para la salud de Raiola.

De friegaplatos a representante de estrellas

El promotor italiano pasó de fregar platos a representar a cotizados jugadores del deporte rey, tales como Ibrahimovic, Pogba o Haaland. Se convirtió en un hito de la compraventa de jugadores imponiendo a los clubes de fútbol sus métodos y comisiones y haciendo constar sus grandes dotes como negociador.

Nacido en un pueblo del sur de Italia llamado Nocera Inferiore en 1967, en el seno de una familia de clase media, con tan solo un año se mudó a Haarlem (Holanda), una ciudad cercana a Amsterdam. Su padre abrió allí un negocio de hostelería donde Raiola pasó sus años de juventud trabajando como camarero mientras se sacaba el bachillerato y comenzaba los estudios de derecho que abandonó tras dos años.

El negocio fue todo un éxito, allí Mino Raiola aprendió “el 75% de lo que soy como representante", según dijo en una entrevista y la familia llegó a adquirir hasta 25 restaurantes en Holanda en los que, debido a que hablaba mejor neerlandés que su padre, era él quien los gestionaba.

De futbolista a representante

Su etapa como futbolista fue muy corta. Empezó a jugar al fútbol en el equipo juvenil del HFC Harleem pero lo dejó a los 18 años para convertirse en el jefe del equipo juvenil. Tras una breve historia como jugador y administrador, Raiola siguió involucrado en el mundo del fútbol, ​​esta vez como agente. 

Comenzó a trabajar en Sports Promotions, una empresa de agentes deportivos, y ayudó en las transferencias de varios jugadores holandeses. Su primera operación conocida fue en 1992, cuando llevó a Bryan Roy del Ajax al Foggia, con el que estuvo conviviendo durante siete meses. Otro de los fichajes que más prestigio le procuró fue el de Dennis Berghamp del Ajax al Inter de Milán, en 1993.

Tras conseguir hacerse un nombre como representante en el mundo del fútbol, decidió dejar Sports Promotions y fundar su propia empresa, Sportman. Su primer gran traspaso, con su empresa independiente, fue el fichaje de Pavel Nedved procedente del Sparta de Praga a la Lazio, tras el increíble papel que realizó en la Eurocopa de Inglaterra de 1996 en la que llevó a su selección, la República Checa, a la final que perdieron frente Alemania.

En agosto de 2016 consiguió cerrar el traspaso más caro hasta entonces, el fichaje de Paul Pogba al Manchester United por 105 millones, de los que Raiola se embolsó 25. Tras este éxito comercial, compró la antigua casa en Miami de Al Capone, uno de los jefes de la mafia más famosos de Estados Unidos, por nueve millones de euros.

Mino Raiola y Paul Pogba.

Llegó a representar a más de 20 futbolistas de primer nivel de las mejores ligas europeas como Pogba, Lukaku, Moise Kean, Balotelli, Donnarumma, Mkhitaryan, Matuidi, Insigne, Lingard, De Ligt o Verrati.

Relación con Ibra

Entre todos los cracks a los que representa Raiola, hay un jugador con el que se le relaciona especialmente, Zlatan Ibrahimovic, amigo íntimo, al que ha trasladado por medio mundo consiguiendo alrededor de 175 millones de euros: Ajax, Juventus, Inter, Barcelona, Milán, PSG, Manchester United, Los Ángeles Galaxy y de nuevo, el Milán.

En su biografía, el delantero sueco cuenta cómo comenzó la relación entre ambos, en una comida, durante la que el italoneerlandes le dijo: “Tienes que vender tus coches y tus relojes y empezar a entrenar si quieres ser el mejor jugador del mundo, tus estadísticas son una basura”.

Mino Raiola con Zlatan Ibrahimovic.

Como consecuencia de la etapa blaugrana de Ibra, Raiola guardaba una gran relación con el actual presidente del Fútbol Club Barcelona, Joan Laporta, quién garantizó en 2015 que si ganaba las elecciones Paul Pogba -representado por Raiola- sería jugador culé. Pero no consiguió ganarlas. Raiola también mantenía una enemistad con Pep Guardiola, a quién ha llamado "cobarde" en varias ocasiones.

Sanciones y problemas con la FIFA

El 8 de mayo de 2019, la Federación Italiana de Fútbol prohibió a Raiola ejercer la representación como agente durante un periodo de tres meses por razones no reveladas, mientras que su primo, Vincenzo Raiola, fue suspendido durante dos meses. El 10 de mayo estas restricciones contra él y su primo se extendieron a todos los países al asumir la Comisión Disciplinaria del organismo internacional FIFA las decisiones de la Federación Italiana. 

Sin embargo, el 13 de junio de 2019, Raiola y su primo ganaron su apelación ante el Tribunal Federal de Apelaciones de Italia, lo que revocó las medidas permitiendo que pudiera mantener su actividad como agente.

COMPARTIR: