09 de mayo de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA
Patio de columnas

Patio de columnas

Tuixent Castillón

El desenfreno Turco

Hace ya unos años que en ciertas cadenas como Nova, la mayor parte de la emision esta compuesta por telenovelas. Cada año la cadena hace reposiciones de producciones que ya han sido estrenadas anteriormente, por lo que las emiten repetitivamente. Cualquiera que haya visto esa cadena en los últimos años, reconocerá que se trata de telenovelas de origen Mexicano, Colombiano o Argentino, hasta que en el año 2018 decidieron arriesgarse e incluir las procedentes de Turquia.

El éxito ha sido abrumador. Son muchos los que se preguntan cómo es posible, cuando el idioma y las costumbres culturales, religiosas y sociales son tan distíntas en España.

Los expertos en ficción aseguran que las venganzas, traiciones y adulterios, provocan en el espectador una “atracción fatal”, que una vez conocedor de la trama le cuesta mucho abandonarla, que “enganchan” a cualquiera. Y esto, dicen, es común en todo el mundo y en la gran mayoría de culturas.

Se cuida mucho la produccion, en la mayoría de paises se emiten estas series en prime time y son grabadas en escenarios reales, no en platós para televisión. Se buscan entornos muy lujosos o espacios naturales que crea una ensación de libertad, además huyen del excesivo dramatismo en las tramas.

Eso sí, aparentan entornos occidentales en viviendas modernas, pero el papel de la mujer es siempre el conservador, el tradicional. Tras el éxito de un producto tan bajo de coste, otras cadenas han apostado por este tipo de series y podemos verlas en cadenas como Divinity, Antena 3 o Telecinco.

No soy una gran fan de este tipo de telenovelas pero debo admitir que mis allegados han estado realmente enganchados a ellas. La única que me ha llamado la antencion es la que se emite actualmente en Telecinco, “Love is in the air”, la historia de una joven florista que debe lidiar con un joven y rico heredero, al que responsabiliza de haber perdido una beca de estudios en italia. Pero como era de esperar, el odio se transforma lentamente en amor.

Por el momento me esta sorprendiendo, el vestuario de la protagonista y del resto de actores de la serie es tendencia, lo vemos en el street style de hoy en dia. Vaqueros anchos en todas sus modalidades, blazers en tonos camel, o minibolsos que estan tan de moda, incluso prendas con patchwork, algo muy inovador para una serie procedente de Turquia.

La recomiendo, te hace empatizar con los protagonistas y es una trama que en mi opinion engancha a cualquiera.

 

El Cierre Digital no se hace responsable de las opiniones vertidas en esta sección que se hacen a título particular.

COMPARTIR: