10 de agosto de 2020
|
Buscar
EDICIÓN VERANO
Patio de columnas

Patio de columnas

Gabriel Araceli

Cacareo monárquico: Cartas al rey Felipe (II)

Hace unos días escribí un artículo con este mismo título y si lo repito es porque creo que no se entendió bien mi mensaje... Les aseguro que la tesis que defendí, y que defiendo, no era a favor ni en contra de la Monarquía ni de la República. Lo que mantenía, y mantengo, ante el "cacareo monárquico y antimonárquico" que se ha levantado en el corral es que, quizás, haya llegado la hora de coger por los cuernos  de una puñetera vez el tema Monarquía o República para que sea el pueblo español el que decida, cosa que no ha podido hacer nunca. Pero nunca. Pues demostrado está, y no hay más que repasar la Historia de España, para comprobar que tanto las monarquías como las repúblicas no llegaron por las urnas.  Y repaso por encima. En los primeros años del siglo XIX fue Napoleón quien echó a los impresentables Carlos IV y Fernando VII... ¿y cómo volvieron? Con el Autogolpe del más felón de todos los Borbones ("Marchemos todos juntos y yo el primero por la senda constitucional"). En 1868 Prim y los suyos volvieron a echarlos ¿y cómo volvieron?. Con el golpe del general Martínez Campos. En 1931 tuvieron que salir "antes de que se pusiera el sol" si querían salvar la cabeza (ojo, que en Francia todavía quedaban guillotinas) ¿y cómo volvieron? ¿cómo han vuelto?. Con el Generalísimo Franco y jurando sus "Principios Fundamentales", o sea, sin urnas.

Ahora repasemos lo que pasó con las Repúblicas. La Primera, la de 1873, llega entre gritos y con un "guirigai" monumental de los cantones y quitándose de en medio a trabucazos al general Prim que les estorbaba (pero ¿cómo vais a traer una República si en España no hay republicanos?)...y claro duró 11 meses... y la Segunda (1931), primero con un golpe de estado fallido (diciembre 1930) y luego escondida en unas elecciones municipales (que además se manipulan). 

Por tanto, nadie (ni los hunos ni los hotros) puede arrogarse eso de que "la Monarquía es aceptada por la gran mayoría" o "los españoles de hoy son en un 90% republicanos". .. mientras no se vote en las urnas y se contabilicen (por supuesto, sin trampas ni Romanones) los votos. Y que nadie me diga que una Monarquía elegida sería volver a los visigodos, porque no se trata de elegir "cada 4 o 7 años", se trataría de comprobar de una vez por todas si los españoles prefieren una Monarquía o una República, y una vez decidido eso no hay más urnas (al menos en CIEN años).

Así que acabemos con el "cacareo"...y que hable el pueblo. Pero en las urnas.¡¡ Y todos !!... hasta los militares. Sólo así podríamos evitar "Cartas al Rey" como las que he encontrado en "Google" y que reproduzco.

CARTA AL REY FELIPE (1)

(La escribe el general de división Don Vicente Díaz de Villegas)

A S.M. El Rey Felipe VI

Señor 

Cuando esto escribo Os encontráis en la República Francesa recibido a título de Rey, como Jefe del Estado Español representante de la Nación Española.

Os han tratado con exquisita atención y no por Vuestra simpatía, ni por Vuestra buena presencia, ni por Vuestra sabiduría, ni en definitiva por Vuestras extraordinarias cualidades humanas sino como al Rey de España, al Símbolo de todos los españoles.
Señor hace unos días, en España asistíais a un hecho vergonzante nacional e internacionalmente. Me refiero a la pitada a otro de los Símbolos de nuestra Patria común España, al Himno Nacional con el cual se Os rinden honores a V.M. y a la Bandera de España.

Señor sois Vos bisnieto de un rey que se fue de España con buena intención pero con mal acierto dada la catastrófica 4ª Guerra Civil a la que nos condujeron las ideologías emergentes, internacional socialismo y nacional socialismo que continuarían arrasando Europa.

Señor sois vos hijo del Rey D. Juan Carlos I que accedió al trono gracias a las Cortes que votaron la reinstauración de la monarquía bajo el mandato del entonces Jefe del Estado Generalísimo Franco.

Vuestro padre, a pesar de su educación y consejeros, afrontó una nueva situación política totalmente desconocida y con generosidad abrió puertas pero entraron muchos depredadores, abusadores de la generosidad de los españoles y traidores en definitiva a España.

Para V.M. ya no hay sorpresas. Con vuestra preparación y Vuestra edad, y como primer soldado de España es hora de dignificarla defendiéndola de sus enemigos directos e indirectos, interiores y exteriores, “asumiendo riesgos físicos o de otro orden”, como marcan los IPEC.s, guiándonos en esta Patria asolada.

General de división Don Vicente Díaz de Villegas

La libertad de expresión tiene un límite y en este caso es el que marca la Constitución.
Majestad esto en Francia no hubiera ocurrido, menos estando de sobre aviso.

V.M. se va, se suspende el partido, se otorga la copa al 3º y se sanciona económicamente a los clubs. Eso es Democracia Republicana o Monárquica Demócrata en Francia, UK, Alemania, Italia, Suecia, Noruega, USA,…

Majestad Vos sois el primer soldado de España. Majestad por nuestros símbolos, por España, siguen arriesgando la vida y muriendo nuestros soldados. Majestad sois vos el representante de las sucesivas federaciones de reinos que han constituido España. Majestad vos sois la esperanza.

Lo siento Majestad creo que mi juramento a la Bandera y mi lealtad me obligan a deciros esto. Queda a Vuestras órdenes. Las Rozas 3 de Junio de 2015. Vicente Díaz de Villegas y Herrería. Soldado de España.”

CARTA AL REY FELIPE (2)

(La firma Don Manuel Mesa Oteros, maestro nacional jubilado)

Señor, le dirijo esta carta para exponerle, con los debidos respetos, por supuesto, algo que desde el mismo día que su padre abdicó ronda en mi cabeza. Aunque antes me va a permitir que le diga tres palabras sobre mi biografía. Me llamo Manuel Mesa Oteros, tengo 94 años y soy Maestro Nacional jubilado. Mis padres fueron Maestros Nacionales, dos de mis hijos también lo fueron y uno de mis nietos lo es (porque todavía está en activo). Nací cuando aún reinaba su bisabuelo Don Alfonso XIII, viví la Segunda República y la Guerra Civil...y naturalmente viví los 40 años de Franco y he vivido y sigo viviendo, gracias a Dios, los que llevamos de Transición y Democracia. Lo que quiere decir que yo no necesito que nadie me diga lo que es España ni lo que somos los españoles, ni lo que es la Monarquía ni la República, ni la Dictadura, ni la Democracia parlamentaria... porque de niño viví los gritos de "¡Mueran los Borbones!" y "'Viva la República!", luego mi padre me apuntó a las Juventudes Socialistas y me desapunté cuando se unificaron con los comunistas, viví los bombardeos de los nacionales y canté muchas veces la Internacional, después me conquistó José Antonio y hasta lloré el día que me enteré que lo habían fusilado  y...y...y... no sigo, Señor, porque no quiero recordar que mi pobre padre murió fusilado por haber permanecido como Maestro de la República.

Pero, sí le quiero decir que durante toda mi vida he pensado que me hubiese gustado que alguien me preguntase si quería tener un Rey como Jefe del Estado o un Presidente. una Monarquía o una República...y sé que muchos jóvenes o mayores de mis generaciones han pensado lo mismo. Y le digo más: tuve la ilusión de que cuando muriera Franco me lo iban a preguntar y, no se lo tengo que recordar, me quedé con las ganas, porque su padre, que cambió todo o permitió que se cambiara todo como un calcetín no se atrevió a romper con la Monarquía de Franco y prefirió seguir siendo "El Rey de Franco". Por favor, Señor, y se lo dice ya casi un moribundo, sea usted valiente y pregúntele a los españoles, y que sean ellos los que digan si quieren Monarquía o prefieren una República.

Y nada más. Le saluda con los mejores deseos para usted y su familia un Maestro Nacional jubilado y un español que se morirá con España en el corazón. Firmado. Manuel Mesa Oteros. Córdoba, 13 de junio 2020.”

Espero, y deseo, que mi opinión quede clara. No estoy a favor ni en contra de la Monarquía ni lo estoy a favor o en contra de la República. Lo que a mi me gustarìa es que "alguien" (por supuesto independiente y neutral) me preguntase qué prefiero y que yo lo pueda decir voluntariamente y en secreto en una urna. Se llame Referéndum o se llame Consulta nacional. Gane quien gane o pierda quien pierda.

Gabriel Araceli

El Cierre Digital no se hace responsable de las opiniones vertidas en esta sección que se hacen a título particular.

COMPARTIR: