25 de mayo de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA
Patio de columnas

Patio de columnas

José Ignacio Herce Álvarez

Y por fin se me hizo la luz…

Desde hace muchos años, vengo escuchando el mismo mantra repetido de manera constante por los mecanismos de propaganda de la izquierda. A saber, que la derecha es casposa, rancia, anclada en el pasado, entre otras muchas lindezas. Sin olvidar que por norma se hace referencia al término -facha- o fascista para referirse a los de derechas por quienes, seguramente, no saben ni siquiera de lo que están hablando realmente.

Por otra parte, la izquierda siempre nos ha vendido ser el paradigma de la libertad, del progreso, de la cultura o la encarnación misma de la democracia. En fin, abusan del término democracia a través de la añadidura de apellidos como democracia real, democracia participativa… señores, la verdadera democracia no tiene apellidos.

Yo ya empezaba a barruntarme que la cosa no iba por ahí, pero, a la vista de los últimos acontecimientos de estas campañas electorales, me he dado cuenta de ciertas cosas que me hacen cuestionar la veracidad de ese “mantra”.

En cualquier manifestación de la derecha, cientos de ojos izquierdosos se dedican incesantemente a buscar esa bandera con el águila para sacarla en todos los medios y ponerla como ejemplo de la actitud de la “derechona”. En las suyas, cientos de banderas republicanas ondean sin recato ni pudor en añoranza de tiempos pasados que, aparentemente fueron mejores… ¿eso no es vivir anclados en el pasado?

En cuanto llegan al poder, se dedican a reivindicar la memoria histórica o más bien, “su” memoria histórica. En ese momento comienza el acoso a los nombres de calles, plazas y demás en las que estiman, según su criterio, que tienen reminiscencias franquistas para ser sustituirlas por los de afines…. ¿esto no suena a revanchismo?

Mediante la aplicación de “su” memoria histórica, nos hacen tomar conciencia de su “basta” cultura al vetar a grandes autores de nuestras letras o artes tan solo por esa a su juicio, supuesta vinculación con el franquismo, ¿esto no tiene también algo de sectarismo? Viven en la censura.

Cuando en unas elecciones algún partido que no es de su gusto obtiene representación parlamentaria, inmediatamente se echan a las calles a manifestarse pidiendo su ilegalización, sin tener en cuenta que han sido elegidos democráticamente dentro de un proceso democrático…eso sí, cuando nacen partidos de extrema izquierda o incluso independentistas o pro etarras les dedican toda serie de loas porque parece ser que ellos si representan el triunfo de sana pluralidad en un estado democrático. Pero si solo vale lo mío, ¿esto es ser demócrata o fascista?

Desde la izquierda se ha llegado a pactar con los descendientes de la ETA para poder gobernar a cambio de concesiones como excarcelaciones, retirada paulatina de la Guardia Civil de Navarra, permisibilidad con los homenajes a los pro etarras y demás Se están dedicando a encumbrar asesinos para promocionarlos como hombres de bien, ¿Cómo se denominaría a esto? Mejor no ponerle nombre.

Se convierten en adalides de la igualdad y la paridad, pero miran para otro lado ante el maltrato y humillaciones que sufren las mujeres en otros países o culturas, ¿esto no es tener un criterio selectivo frente la violencia de género?

Con carácter general la derecha es objeto de sus burlas por no compartir su visión progresista de la libertad sexual o el aborto. Ahora bien, la izquierda mira para otro lado ante agresiones y asesinatos diarios de personas en otros países por sus tendencias sexuales, ¿eso cómo se llama?

Durante sus gobiernos se han dedicado al fomento de las artes, sobre todo las cinematográficas, mediante subvenciones millonarias, eso sí, siempre que estuvieran dirigidas a la reivindicar y a exaltar los valores de “su” añorada memoria histórica. Además se ha demostrado con los resultados ruinosos de esas inversiones,  que al pueblo español no le interesa nada este continuo y machacón interés por vendernos su versión de la  historia, ¿Eso  de vivir permanentemente en el pasado no es ser casposo?

¿Porque los únicos artistas que tienen peso específico en este país son los de izquierdas?, ¿porque no los hay de derechas o porque los que lo son tienen miedo a decirlo para no verse relegados al olvido? No nos engañemos, no vende ser artista y de derechas, está claro. Ejemplo claro son las galas de los GOYA que curiosamente solo sirven para denunciar actitudes de los gobiernos de derechas, convirtiendo un acto cultural en todo un mecanismo de propaganda política. Monopolizar la cultura no es muy democrático tampoco, o ¿sí?

Desde siempre se ha acusado a la derecha de nepotismo, de tener grandes propiedades habiéndose beneficiado de la especulación u otras prácticas generalmente fraudulentas y miren por donde resulta que en el gobierno podemita del Ayuntamiento de Madrid está repleto de familiares y amigos colocados y que de sus líderes carismáticos, uno tiene empleados sin dar de alta, otro parece que  hace un uso un tanto extraño de su beca y  para rematar,  su líder supremo pasa de un pisito en Vallecas a un casoplon en las afueras de Madrid al uso de los tan criticados de los de derechas, ¿nadie se atreve a cuestionar a los líderes?, eso tiene un nombre también…

Ahora resulta que es el llamado partido al que denominan “ultraderechista” el que se ve permanentemente agredido violentamente en sus mítines y manifestaciones por los grupos de izquierda que se creen en el derecho y la obligación de liberarnos a los pobres españolitos de esa lacra que nos ha traído esta democracia y que, según ellos, no debían esta legalizados por ser violentos, agresivos y antidemocráticos… ¡no coment!

Resulta también que son las sedes de los partidos de derecha y centro derecha los que más agresiones sufren por parte de las izquierdas radicales…. ¿pero eso no era patrimonio solo de la ultraderecha?

Que yo sepa, la derecha no se caracteriza por hacer escraches a los políticos de otras tendencias y por el contrario la izquierda los reivindica como método de denuncia, llegando a ser avalados por sus líderes, salvo cuando se los hacen a ellos que no le gusta nada y les parecen antidemocráticos.

Durante toda la vida, llevar una bandera de España en la solapa o en cualquier otro lado, era símbolo de facha, salvo cuando jugaba la selección española que la sacaban hasta los de izquierdas y, por contrario llevar la bandera republicana era símbolo de progresía y de todo lo que venimos citando. Al final tuvieron que venir los independentistas a unir a España.

Señores líderes de la izquierda, si estamos en el siglo XXI, porqué se empeñan en seguir viviendo en el siglo pasado, porqué su afán revanchista, retrogrado o casposo. Sean ustedes progresistas de verdad, admitan que además de lo suyo lo de los demás también puede estar  bien aunque no les guste, respeten a los demás, a sus creencias como los demás les respetan a ustedes, no nos tomen por pobres indocumentados a la que hay que conducir por el buen camino y a los que se nos debe de decir lo que tenemos que hacer y como hacerlo, sean auténticos demócratas y respeten la voluntad del pueblo legítimamente  expresada. Todo lo que a ustedes no les gusta no tiene por qué ser necesariamente malo, hay poetas, actores, actrices, músicos…de derechas y no por eso deben de estigmatizarse sus obras y ser marginados de la sociedad borrando su nombre de las mentes de los ciudadanos, sino al contrario deben de ser reivindicados como parte del patrimonio cultural patrio, como ha hecho la derechona permanentemente con los del otro signo. ¿Por qué quieren acabar con las tradiciones de este país, cuando este país no quiere que se acabe con ellas…? y así tendríamos una lista a la que cada uno de ustedes lectores míos, pueden seguir añadiendo lo que les parezca conveniente.

Pasen página señores líderes de la izquierda y entren en el siglo XXI, donde la mayor parte de los ciudadanos de la izquierda y la derecha española hace tiempo que ya están.

Por eso digo que al final se me ha hecho la luz. Y comienzo a ver claro… ¿habrá sido por la Semana Santa?

 

El Cierre Digital no se hace responsable de las opiniones vertidas en esta sección que se hacen a título particular.

COMPARTIR: