23 de febrero de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Así lo aseguran fuentes policiales a elcierredigital.com y afirman estar “buscando posibles cómplices y apoyos” del detenido Yasin Kanza

Marruecos devolvió al yihadista que asesinó al sacristán en Algeciras tras ser puesto en la frontera por la policía española

Exclusiva Yasin Kanza, autor de los hechos, y el machete que utilizó para el ataque.
Yasin Kanza, autor de los hechos, y el machete que utilizó para el ataque.
Yasin Kanza, el detenido como presunto asesino del sacristán de la iglesia La Palma de Algeciras, no fue aceptado por Marruecos cuando España intentó devolverlo. Según fuentes del caso consultadas por El Cierre Digital, “la policía lo puso en la frontera de Ceuta y Marruecos, pero fue devuelto a España y lo llevaron a Algeciras”. Las autoridades investigan ahora “posibles cómplices y apoyos” del detenido, que será puesto a disposición judicial el lunes 30 por la tarde.

El trágico ataque yihadista en tres iglesias de Algeciras el pasado 25 de enero dejó como consecuencias varios heridos, un sacristán muerto y un único detenido: Yasin Kanza. Hasta ahora se sabía que el joven de 25 años de origen magrebí llevaba en España de manera irregular desde el pasado mes de junio. Según ha podido saber elcierredigital.com a través de fuentes del caso de toda solvencia, las autoridades españolas habrían intentado devolver a Kanza a Marruecos, pero el país no lo aceptó.

“Yasin Kanza fue puesto en un ferry desde Algeciras a Ceuta que iba lleno de irregulares. La policía lo puso en la frontera de Ceuta y Marruecos, pero fue devuelto a España. Entonces, lo llevaron a Algeciras”, comentan.

Estas mismas fuentes explican que esta devolución se debe “a las malas relaciones políticas con Marruecos”. “De 45.000 irregulares que España intenta devolver a Marruecos, el país solo acepta a 3.600, una media de 10 al día. El resto vuelve a España. Antes Marruecos admitía a unos 13.000”, añaden.

Kanza había intentado con anterioridad entrar en la Península Ibérica. Según ha alertado el Gobierno de Gibraltar a través de un comunicado, el ahora detenido por el atentado fue "detenido por la Policía Real de Gibraltar (RGP) el 2 de agosto de 2019 cuando, junto con otras personas, desembarcó en una moto de agua sin la necesaria documentación".

El escrito, que fue difundido a través de Twitter, deja claro también que Kanza "compareció ante el tribunal el 5 de agosto de 2019 y fue deportado el 8 de agosto de 2019 después de haber pasado todo el tiempo bajo custodia". Una situación que vendría a reafirmar los problemas de España a la hora de deportar al ahora detenido, ya que Kanza pasó menos de una semana en Gibraltar en el año 2019 antes de ser deportado.

Posibles vinculaciones de Yasin Kanza

Tras el suceso, la madrugada del 25 de enero se procedió a registrar la vivienda okupa donde habitaba Yasin Kanza. Allí se intervinieron elementos como la funda del machete con el que atacó, soportes de archivos, documentación y cinco memorias USB. A pesar de todo lo encontrado, fuentes del caso afirman a elcierredigital.com que “un grupo especializado está peinando la casa okupa de arriba abajo y están vigilando esta y la casa de los que podrían ser sus apoyos”.

Actualmente, las investigaciones están pendientes de determinar la motivación del detenido y su relación real con el terrorismo. Según ha podido saber elcierredigital.com a través de las fuentes ya mencionadas, los investigadores están buscando “posibles cómplices, alguien más que le apoyara y cuándo se radicalizó el detenido”. Desde este diario ya dimos a conocer a través de fuentes del caso que existía la sospecha de que el agresor pudiera haber estado acompañado “de uno o dos cómplices para grabar los hechos y darle cobertura”.

Sin embargo, estas mismas fuentes apuntan a este diario que, a pesar de buscar a más personas relacionadas con el detenido, no “están pensando en la posibilidad de una célula yihadista”.

Yasin Kanza no pasará a disposición judicial hasta el lunes 30 de enero por la tarde, tras haberse solicitado la prórroga de la detención policial. Los Cuerpos de Seguridad dieron aviso a la Audiencia Nacional, que podría aplicar la Ley Antiterrorista. El caso se mantendrá bajo secreto de sumario hasta nueva orden y al detenido se le aplicará un abogado de oficio, además de concederle cinco días para ser interrogado.

El arma homicida: un machete de marca española

Para cometer el ataque Kanza utilizó un machete de grandes dimensiones de la marca española Albainox —según ha podido conocer elcierredigital.com a través de fuentes del caso— con el que acabó con la vida del sacristán de la Iglesia de La Palma. El machete utilizado contaba con la empuñadura modificada "para evitar que se le resbale de la mano a quien lo usa o que sea más difícil de lo normal quitarle el machete", explican fuentes del caso a elcierredigital.com.

Machete utilizado en el ataque.

Estas fuentes alertan que esta técnica suele ser común en ataques de estas características. "En los atentados de Barcelona y Londres el machete también fue modificado con una cuerda y cinta aislante para mejorar la manera en que se sujeta. La cuerda enredada alrededor de la muñeca permite un mayor agarre y evita que el arma se escape", comentan las citadas fuentes.

"En el caso de Algeciras la empuñadura fue rodeada con un cordón y un lazo para poder rodearlo a la muñeca y dificultar que se caiga", añaden las fuentes. Esta técnica suele ser propia de terroristas para conseguir alcanzar a las mayores víctimas posibles.

Cronología del ataque yihadista

El suceso tuvo lugar el pasado miércoles 25 de enero en tres iglesias de Algeciras (Cádiz): San Isidro, La Palma y la capilla de Europa. Los investigadores apuntan que hubo varios heridos.

Según los testigos de los hechos, el atacante entró en la capilla de San Isidro portando un machete de grandes dimensiones. Los intentos del párroco Antonio Rodríguez Lucena por hacerle salir del templo hicieron que el agresor se volviese hacia él y le apuñalase con el arma en el cuello. Aunque el pronóstico era grave, en estos momentos se encuentra estable dentro de la gravedad debido a la rápida actuación de los equipos médicos.

En la iglesia de La Palma se encontraban realizando la eucaristía alrededor de las 19.30 de la tarde cuando el agresor entró con el machete gritando. Utilizó el arma para lanzar al suelo la decoración del lugar (cruces, velas…) y llegó a subir al altar mayor. El sacristán, que intentó que abandonara el lugar, fue perseguido por el atacante, que también amenazó a algunas de las mujeres presentes.

Sin embargo, el atacante fue detrás del sacristán, que intentó huir sin éxito. El agresor le alcanzó con el arma y, cuando cayó al suelo, le golpeó la cabeza con el machete. Tras asestarle el último golpe, se alejó del cuerpo del sacristán, manteniendo el machete en alto y andando con calma, tal y como se puede apreciar en las imágenes que se han difundido del suceso.

A pesar de las llamadas de los testigos a los servicios de emergencia, cuando acudieron al lugar de los hechos no pudieron hacer nada por el sacristán, que finalmente falleció. Según apunta fuentes del entorno a elcierredigital.com, Diego Valencia, que era el nombre del sacristán, "era muy conocido en Algeciras".

Condenas de la comunidad islámica

La Comunidad Islámica de la Mezquita Ishbilia de Sevilla ha expresado, a través de un comunicado al que ha tenido acceso elcierredigital.com, su "condena al ataque cruel y mezquino ocurrido en Algeciras".

Continuaban el texto lamentando la muerte del sacristán de la parroquia de la Palma y explicando que estos actos criminales empañan la convivencia que históricamente disfruta la sociedad Algecireña. “Estos actos condenables están lejos de nuestra religión y de la comunidad musulmana que siempre ha sido ejemplo de convivencia y encuentro”, concluían.

COMPARTIR: