16 de noviembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El estudio concluye que el valor máximo de los decibelios que se emiten es de 65, cuando la ordenanza municipal establece el límite en 55

El Wanda Metropolitano incumple los niveles de contaminación acústica según un informe del Ayuntamiento de Madrid

Estadio Wanda Metropolitano
Estadio Wanda Metropolitano
El estadio del Atlético de Madrid, el Wanda Metropolitano, incumple la Ordenanza de Protección contra la Contaminación Acústica y Térmica (OPCAT) del Ayuntamiento de Madrid. El plan urbanístico del estadio fue anulado por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) el pasado 31 de julio de 2018. El informe, encargado por el Consistorio madrileño para tratar de corregir los errores del plan, señala que el Estadio del equipo rojiblanco emite decibelios por encima de lo permitido.

El nuevo estadio del Atlético de Madrid  inclumple la Ordenanza de Protección contra la Contaminación Acústica y Térmica (OPCAT) del Ayuntamiento madrileño al emitir más decibelios de los permitidos, según consta en un informe del propio consistorio. Es decir, el campo hace demasiado ruido los días de fútbol o de conciertos.

La irregularidad aparece en el "documento para la solicitud de inicio de la evaluación ambiental estratégica simplificada", un informe para respaldar la modificación puntual del Plan General de la Ordenación Urbana de 1997 con relación al Parque Olímpico Sector Oeste, que obra en poder de elcierredigital.com.

informe_acustico_wanda

Imágenes de los puntos de medida del informe

Por esta ordenanza se rigen también bares, discotecas y otro tipo de establecimientos dedicados al ocio. En el caso del Wanda Metropolitano, los partidos de fútbol son la causa principal de la afluencia de personas en su interior, y en las cercanías, pero también es uno de los escenarios que alberga conciertos de artistas de renombre y otro tipo de eventos como la Asamblea Internacional de Testigos de Jehová, a los que acuden una cantidad importante de público. Posee una capacidad de 68.456 espectadores.

Con este documento, encargado por el área de Urbanismo de Manuela Carmena en febrero de 2019, se pretendían corregir los fallos que dieron lugar a que el TSJM anulara la titularidad del estadio por parte del Atlético de Madrid.

De esta manera, se puede comprobar como el Wanda incumple los "límites de niveles sonoros transmitidos al medio ambiente exterior", ya según los datos obtenidos por los medidores situados en los alrededores del estadio superan el nivel de decibelios establecidos por la ordenanza mencionada. Así, mientras que para las zonas residenciales se permite un máximo de 55 decibelios durante el día y 45 a partir de las 23.00 horas, en el estadio del equipo colchonero las mediciones van de los 55 decibelios (db(A)) a los 70.

A pesar de los datos, en los resultados del estudio de impacto acústico no se manifiesta que se esté incumpliendo la OPCAT, sino que se justifican las cifras. "Puede verse cómo se alcanzan valores muy altos en el entorno inmediato del estadio (70 dB(A)), al sumarse ambas fuentes de ruido", indica en el documento y añade que "no obstante, con la distancia el sonido se atenúa y a la altura del punto de medición I4, en zona residencial, los valores han descendido hasta aproximadamente los 55 dB(A)". 

En este sentido, el informe incide en recordar que "el valor de inmisión sonora prescrita para zonas residenciales consolidadas es de 65 dB(A) en los períodos día y tarde, con lo que los valores obtenidos entran dentro de lo estipulado", pero en la OPCAT no son 65 decibelios los establecidos como límite, sino que el valor máximo al que se puede llegar es de 55 db(A) hasta las 23 horas y 45 a partir de esa franja.

Wanda-Metropolitano-atletico-de-madridEstadio Wanda Metropolitano

La asociación Señales de Humo denunció la situación y el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) anuló el plan urbanístico anterior del Atlético de Madrid y su titularidad con respecto al estadio Metropolitano el año pasado.

Desde esta asociación, ("organización independiente formada por seguidores del Atleti que pretende defender la esencia del Club Atlético de Madrid" según consta en su web) afirman a elcierredigital.com que "se está incurriendo en una ilegalidad con esta situación. Lo que han hecho ahora es realizar un estudio para poder justificar el nuevo planeamiento urbanístico, pero en el propio estudio se pone de manifiesto otra irregularidad". 

El asunto judicial está en manos del Supremo 

Tras la anulación del plan urbanístico y la titularidad del estadio por parte del TSJM en el verano de 2018, el Ayuntamiento de Madrid y el Atlético recurrieron ante el Supremo por la vía contencioso-administrativa. La sentencia del TSJM alegó que existía una "falta de justificación del cumplimiento de las determinaciones establecidas en la Ley de Ruido".

Además, el tribunal también expuso como motivos la desafectación de sistemas generales en interés privado y la errónea clasificación del suelo con vulneración de la Ley del Suelo de la Comunidad de Madrid; la apreciación por parte del tribunal de fraude de ley porque se evita cubrir las dotaciones -que desaparecen- sustituyéndolas por dinero y la omisión del procedimiento de aprobación de un informe sobre impacto de género.

“No queda constancia del beneficio para el interés general” señaló el TSJM y concluyó que “se actuó con arbitrariedad al aprobarse la modificación objeto de impugnación”. Asimismo, aseguró que había “falta de motivación de la modificación y su déficit de análisis y previsión de las necesidades de la ciudad en relación con un sistema general de unas especiales características que prácticamente se diluyen en zonas verdes y parcelas vinculadas a una dotación privada que sustituye a una pública”.

COMPARTIR: