25 de septiembre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Los ciberdelincuentes confunden a las víctimas haciéndoles creer que están aceptando recibir una transferencia cuando en realidad la están enviando

Nueva estafa: Suplantan a funcionarios de Seguridad Social para robar a través de 'Bizum'

Ciberestafador.
Ciberestafador.
La aplicación para enviar y recibir dinero conocida como Bizum ha alcanzado una gran popularidad entre los ciudadanos españoles. El considerable aumento en el uso de este servicio ha dado a los estafadores una oportunidad para beneficiarse. La Guardia Civil ha detenido a dos de estos supuestos estafadores que, presuntamente, se hacían pasar por funcionarios de la Seguridad Social y confundían a las víctimas para luego robarles su dinero.

Gracias al incesante desarrollo de la tecnología que tiene lugar en el siglo XXI, muchas de las actividades cotidianas que tenían que ser realizadas de manera presencial en el pasado, pueden ser ejecutadas desde un dispositivo móvil sin necesidad de salir de casa gracias a las aplicaciones digitales. Hacer la compra de manera online o gestionar cualquier problema con el banco se han convertido en tareas muy sencillas para cualquier persona que disponga de un dispositivo móvil y de conexión a Internet.

Uno de los ejemplos más claros de esta evolución es el caso de la aplicación de pagos a través del móvil conocida como Bizum. Este servicio, impulsado por la banca española, permite realizar pagos entre particulares, donaciones a ONG y pagar a los comercios online asociados de una manera rápida y sencilla para el cliente. La gran velocidad a la que se realizan estas transferencias y su nulo coste han hecho que millones de personas en nuestro país confíen en esta solución para realizar sus pagos.

Otra de las características principales de esta aplicación es la seguridad que ofrece a sus usuarios, ya que, al ser un servicio íntegramente ofrecido por las entidades bancarias, cuenta con el respaldo de los sistemas de seguridad de los bancos españoles y son ellos los que se encargan de ordenar la transferencia y autentificar a las personas que realizan la operación.

Personas abriendo la aplicación de Bizum.

Pese a que, en un principio, no existía ninguna posibilidad de que los ciberdelincuentes atacaran a los usuarios de esta aplicación, la Guardia Civil ha demostrado que cualquier página es susceptible de ser aprovechada para estafar ya que, esta misma semana, ha detenido a dos integrantes de un grupo criminal dedicado a robar dinero a través de Bizum.

En esta ocasión, se trata de una mujer y un hombre de 21 y 34 años que residían en la localidad riojana de Calahorra. Tal y como ha informado el instituto armado, su detención ha sido posible gracias al continuo intercambio de información entre las diferentes unidades de la Guardia Civil que luchan contra organizaciones criminales.

Para realizar sus estafas, los presuntos autores suplantaban a funcionarios de la Seguridad Social. En primer lugar, la mujer que formaban parte del grupo realizaba una llamada telefónica a la víctima haciéndose pasar por una funcionaria de la Tesorería General. Para ganarse la confianza de la víctima, esta persona aportaba datos personales que, en un principio, solo podían saberse siendo trabajador de la Seguridad Social, pero que en realidad obtenía de las diferentes redes sociales de las víctimas.

Diferentes redes sociales.

Esta supuesta funcionaria explicaba a las personas afectadas que se iba a realizar una transferencia a su cuenta bajo cualquier pretexto, ya fuera por discapacidad, por enfermedad o por maternidad y que, para recibirla, debían aceptar el mensaje que les llegaría de la aplicación Bizum. Tras la llamada, otro integrante de la organización enviaba un mensaje en el que no se solicitaba aceptar una transferencia, sino realizarla, por lo que, cuando las víctimas lo aceptaban pensando que iban a recibir dinero, en realidad se lo estaban enviando a los estafadores.

Las personas detenidas presuntamente estafaron a seis personas de diferentes regiones de nuestro país y en cada operación lograron entre 400 y 1.000 euros. Para evitar estos problemas, las autoridades recomiendan vigilar regularmente qué información existe sobre cada persona en Internet y no confiar en los organismos públicos que afirmen utilizar Bizum, ya que esta aplicación nunca es usada por la Administración Pública para enviar una prestación a un ciudadano.

COMPARTIR: