27 de mayo de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

"El alcalde de su municipio de Los Barrios, el Defensor del Pueblo y la Asociación ELA Andalucía se niegan a ayudarme", nos asegura

Diego Martínez denuncia la retirada de su ayuda domiciliaria de ELA: “Sin dinero es morir como un perro”

Diego Martínez es un cantante de Algeciras que padece esclerosis lateral amiotrófica (ELA). Desde hace dos años, la enfermedad ha ido a peor y en la actualidad no puede moverse solo ni hablar con normalidad. El hombre recibía una ayuda domiciliaria por parte del Ayuntamiento de Los Barrios, municipio en el que reside, pero le ha sido retirada. Su amigo Juan Chaves y su esposa María Carlini denuncian esta situación, además del acoso permanente por parte de los Servicios Sociales.

Diego Martínez lleva años enfermo de esclerosis lateral amiotrófica (ELA). Los últimos dos años han sido los más graves para el cantante, que sufre esta enfermedad degenerativa y se encuentra desamparado por parte de los servicios sociales. La Delegación Territorial de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación de Cádiz le ha retirado la Ayuda a Domicilio del Ayuntamiento de Los Barrios que recibía.

Elcierredigital.com ha hablado con Juan Chaves, un amigo íntimo de Diego, y su familia y ha tenido acceso a la documentación por la cual le es retirada la ayuda. Según Chaves, “vive en una casa que no está adaptada para la enfermedad que él tiene”, y es que Diego Martínez “no puede mover ni las manos ni los pies”, además de que “solamente le funciona un pulmón, intenta hablar con un hilo de voz, pero ni siquiera se le entiende”.

Afirma, además, que “en dos años prácticamente, ha pasado de ser una persona normal a ser un vegetal”, y que los Servicios Sociales “han aprovechado esto para abrir otra causa contra él”. Según el amigo de Diego Martínez, “parece que hay un grupo de personas en el Ayuntamiento de Los Barrios que tienen algo en su contra”. La esposa de Martínez está de acuerdo con sus declaraciones y asegura que “están viendo nada más la situación personal que tienen ellos mismos con Diego”, refiriéndose a los funcionarios, y cuenta: “Nos están acorralando tanto a mí y a mi marido como a los niños, y en ningún momento están mirando por su bien”.

Los antecedentes

Diego está casado con María Carlini, una mujer procedente de Sudamérica a la que le unen dos hijos. Sin embargo, ella tiene un hijo de un matrimonio anterior, y al enterarse de que estaba teniendo problemas en su país de origen, decidieron traerlo a España. “Estaba pasándolo mal, lo maltrataban, así que Diego decidió criarlo como si fuera su propio hijo”, dice el amigo de la familia.

Al llegar a España, el chico comenzó a salir en compañía de personas que le llevaron por el camino del conflicto y el consumo y la venta de drogas. Juan Chaves cuenta que un día le pegaron una paliza al chico por cuestiones relacionadas con las drogas y que el chico, mal aconsejado, dijo que era su padrastro quien le pegaba. “El funcionario de Asuntos Sociales intentó que metieran a Diego en la cárcel, y luego se demostró que era todo falso y que era el chico quien era conflictivo y mentía. El juez desestimó la causa y no pasó nada más”.

Diego Martínez.

Sin embargo, según cuenta el hombre, que es íntimo de la familia y está informado de todo el conflicto, “la hija, con lo que le ha pasado a su padre, ha caído en una depresión, además de que empezó una relación con un chico con problemas mentales y en el colegio dijeron que sería culpa del padre, así que el de Asuntos Sociales volvió a la carga”. Chaves explica que intentan acusar a Diego Martínez de malos tratos: “El caso es que, esta vez, es una persona que está inválida, que no se vale por sí misma, no puede moverse ni hablar”.

La denuncia actual

La mujer de Diego Martínez ha interpuesto una denuncia ante la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia de Algeciras porque tanto ella como su familia se sienten “coaccionados y amenazados por Asuntos Sociales del municipio de Los Barrios”. En la denuncia se asegura que el funcionario al cual se refieren en todo momento se presentó en una reunión a la que citaron a María Carlini y allí, según lo relatado en la denuncia, el funcionario “la amenazó con quitarle la patria potestad de sus hijos si no denunciaba a su marido por malos tratos”.

“Me querían obligar a que tomara una decisión sobre el caso: que denunciara a mi marido, Diego Martínez, por malos tratos, o que me separara de él”, cuenta la mujer, y asegura que incluso le ofrecieron “un abogado para que llevara a cabo la separación”. “Me dijeron: o estás con nosotros y con los niños, o estás con tu marido. Si apoyas a tu marido también iremos contra ti”, dice María Carlini.

Diego Martínez.

Juan Chaves, amigo de la familia, explica que también “le han quitado la ayuda domiciliaria argumentando, prácticamente, que ha intentado violar a la mujer que iba a ayudarle, y Diego ni siquiera se puede mover solo”. Al hilo de estas declaraciones, la esposa de Martínez asegura que todo lo que se cuenta en el documento en el cual se le retira la ayuda domiciliaria es mentira y lamenta la situación: “Han puesto a Diego como un hombre pervertido y te aseguro que eso no ha pasado en ningún momento”.

Chaves se muestra indignado con todo lo que le está sucediendo a su amigo Diego Martínez y asegura que está viviendo injusticia tras injusticia: “Con todo el tema del covid, ahora mismo ni siquiera le atienden correctamente en el hospital. Llega deshidratado y con escaras y le ponen una bolsa de suero y lo mandan a casa”. Además, sentencia que “en España, tener ELA y no tener dinero, ahora mismo, es morirse como un perro”.

COMPARTIR: