15 de noviembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La Fiscalía pide 118 años de cárcel para Luis Pineda, de Ausbanc y 25 años para Bernard, de Manos Limpias, que anuncian importantes revelaciones

El juicio del caso Ausbanc será entre enero y abril de 2020, cuatro meses de sorpresas en la Audiencia Nacional

Miguel Bernard y Luis Pineda.
Miguel Bernard y Luis Pineda.
El juicio de Ausbanc, donde se juzgará a Luis Pineda y Miguel Bernard, de Manos Limpias, se celebrará finalmente entre enero y abril de 2020 en tres instalaciones diferentes de la Audiencia Nacional en Madrid y San Fernando de Henares. Las vistas comenzarán el 27 de enero y está previsto que finalicen el 21 de abril en San Fernando de Henares.

El juicio de Ausbanc se celebrará finalmente los días 27 y 29 de enero de 2020 en las instalaciones de la Audiencia Nacional en la localidad madrileña de San Fernando de Henares. Asimismo, habrá sesiones los días 4, 5, 6 y 7 de febrero en la sede de la Audiencia de la calle Génova. Las sesiones se reanudarán los días 10 y 11 de febrero en San Fernando de Henares, pero se volverá a Madrid, aunque en esta ocasión a las instalaciones de la calle García Gutiérrez, los días 3, 4, 5, 6, 13, 20 y 27 de marzo y los días 13, 14, 15, 16, 20 y 21 de abril en San Fernando de Henares.

Los platos fuertes comenzarán el 4 de febrero con la declaración de los acusados, Luis Pineda, de Ausbanc, y Miguel Bernard, de Manos Limpias y el  día 10 comenzarán a pasar por el tribunal los testigos convocados por la Fiscalía. Las testificales continuarán con el paso de los testigos de las defensas, que se extenderán hasta el 16 de abril. Los dos últimos días se dedicarán a la audición de cintas y a las conclusiones finales.

Miguel Bernard, izquierda y Luis Pineda.

La Audiencia Nacional tuvo que suspender el comienzo del juicio oral previsto para el 22 de octubre ante los problemas de salud del abogado de Luis Pineda, uno de los principales acusados junto al expresidente de Manos Limpias Miguel Bernad.  Miguel Durán, abogado de Pineda ha sido operado de corazón y continúa convaleciente, así que todavía no puede hacer la labor de defensa de Pineda, aunque se espera que para enero de 2020 esté totalmente recuperado.

En la causa, que se instruyó por parte del Juzgado Central de Instrucción número 1 de la Audiencia Nacional, se investigó a Pineda y Bernard por negociar la retirada de la acusación de la infanta Cristina en el caso Nóos a cambio de dinero. La Fiscalía ha pedido condenas de 118 años y 5 meses de prisión para Pineda y casi 25 años para Bernad.

La Fiscalía los acusa de delitos de organización criminal y extorsión y en el caso del Luis Pineda añade estafa y blanqueo de capitales y una multa de 10 millones de euros. Para la que fuera abogada de la acusación en el 'caso Nóos', Virginia López Negrete, solicita 11 años y 11 meses de cárcel por organización criminal y extorsión. El fiscal, que además reclama la disolución de todas las sociedades vinculadas a Ausbanc y Manos Limpias, dirige su acusación contra ocho personas más, para los que solicita penas que oscilan entre los 16 y los 66 años y 10 meses de prisión. Entre estos acusados está María Teresa Cuadrado, esposa de Luis Pineda,  para quien la Fiscalía pide 21 años y 11 meses.

La abogada Virginia López Negrete.

Quien no se personará como acusación en esta causa contra Ausbanc es el BBVA, ya que el pasado 9 de julio decidió retirar la acusación que ejercía contra la Asociación de Usuarios de Servicios Bancarios  y su presidente, Luis Pineda, por presuntamente orquestar una organización criminal dedicada a extorsionar a bancos y a empresas. El BBVA justificaba su retirada argumentando que la presencia del banco “no aporta nada en este estadio final del juicio que se inicia después de verano” y que incluso, “la presencia podía ser una distracción innecesaria que dificulte el proceso”.  Poco después también retiró su acusación Caixa Geral y ahora incluso Podemos se plantea su participación como acusación, ya que un reciente tuit de la formación morada afirmaba: "Pineda sospecha que el BBVA contrató a Villarejo para espiarle y convencer a la Policía de que le investigara. Y, sin que sirva de precedente, todos los indicios parecen darle la razón a Pineda".

El anuncio del banco se producía un día después de que Pineda, principal acusado en la causa, presentara una querella contra el expresidente del BBVA Francisco González, el excomisario José Villarejo y la propia entidad. Pineda sostenía que la causa por la que pasó en prisión preventiva más de tres años era consecuencia de un complot ejecutado por el excomisario Villarejo e impulsado por Francisco González, ya que estaba ganando casos judiciales contra cláusulas bancarias abusivas.

El BBVA había solicitado en la Audiencia Nacional que se le permitiera personarse como acusación particular contra Ausbanc al considerar que el banco y su equipo directivo habían sufrido durante años una campaña de acoso y desprestigio que ha perjudicado su reputación, por lo que pedía además ser resarcido.

COMPARTIR: