25 de septiembre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Los encargados de su encierro cometen todo tipo de vejaciones contra ella, víctima de violación y agresiones físicas, según la dirigente de NC

Inés Miranda, consejera Cabildo de Gran Canaria: "España está dando la espalda a la activista saharaui Soultana Khaya"

Soultana Khaya, la famosa activista por la libertad del Sáhara Occidental, lleva encerrada en su domicilio, de manera forzosa, desde el 19 de noviembre de 2020. La mujer y su familia sufren diariamente agresiones físicas y sexuales, además de abandono y desamparo por parte de la política internacional, que no ha apoyado su situación. La consejera de Política Territorial del Cabildo de Gran Canaria, Inés Miranda, cataloga ante 'elcierredigital.com' esta circunstancia de "alarmante".

La activista por la libertad del pueblo saharaui Soultana Khaya permanece, desde hace más de un año, encerrada en su domicilio por reivindicar el derecho de determinación del Sáhara Occidental. Las fuerzas aramadas marroquíes, sin ningún tipo de orden judicial, se encargan de mantener confinadas tanto a la activista como a su hermana y su madre, de 84 años.

"Los encargados de su encierro cometen también todo tipo de vejaciones contra mujeres como ella, que son víctimas de violaciones y agresiones físicas constantemente", señala a elcierredigital.com Inés Miranda, dirigente de Nueva Canarias (NC) y consejera de Política Territorial del Cabildo de Gran Canaria y vicepresidenta de la Asociación Internacional de Juristas por el Sáhara Occidental (IAJUWS).

Precisamente, las fuerzas armadas marroquíes impidieron este jueves, 9 de diciembre de 2021, el acceso a la casa de la familia Khaya a un nutrido grupo de mujeres saharauis que pretendía expresar su apoyo y solidaridad a Soultana. La agresión se produjo por los agentes del "aparato represivo marroquí" que asedian permanentemente la vivienda de la familia Khaya en la ciudad saharaui de Boujador.

Fotogramas de la represión de las mujeres agrupadas para apoyar a Soultana. Foto: IAJUWS.

Las mujeres saharauis se reunieron frente a la casa para protestar contra la negación del acceso, el asedio y los continuos ataques a la familia. Los agentes marroquíes efectuaron una violenta intervención contra las mujeres, con el objeto de obligarlas a abandonar el lugar por la fuerza, amenazando e intimidando con la maquinaria represiva del estado ocupante, según informó el  Comité de Medios de la ciudad ocupada de Boujdour.

Además de lo evidente, que es que el ritmo de vida de estas mujeres se ha visto completamente alterado, Soultana recibe distintos tipos de maltrato por parte de las fuerzas de ocupación marroquíes. La mujer recibe inyecciones contra su voluntad de una sustancia que se desconoce –pues se le niega el acceso a la sanidad– y que le está generando grandes hematomas en la piel.

La lucha sigue

Aún con todas estas agresiones, Soultana sale cada día a su terraza a ondear la bandera del Sáhara Occidental, un territorio no autónomo en proceso de descolonización. Inés Miranda, consejera de Política Territorial del Cabildo de Gran Canaria y vicepresidenta de la Asociación Internacional de Juristas por el Sáhara Occidental (IAJUWS), afirma a elcierredigital.com que “lo que les molesta es ese grito de reivindicación pacífica del derecho de determinación del pueblo saharaui”.

Soultana Khaya en su azotea ondeando la bandera del Sáhara Occidental.

Desde IAJUWS denuncian que “esto se produce no ante el silencio de la comunidad internacional, sino a su espalda”, y afirman que “el pueblo saharaui cumple todos los requisitos para la aplicación del derecho humanitario”.

Según la asociación de juristas, Marruecos estaría incumpliendo los Convenios de Ginebra, que obligan al país a proteger a la población ocupada –el pueblo saharaui– y a no utilizar los recursos naturales del Sáhara Occidental en beneficio propio. “Los acuerdos entre la UE y Marruecos no pueden incluir estos recursos en tanto en cuanto que Marruecos no tiene soberanía sobre ellos”, afirma Inés Miranda, quien recuerda también que “el único interlocutor es el Frente Polisario, que representa al pueblo saharaui”.

España y el Sáhara

La reivindicación de la asociación no se limita a la política internacional sino que señalan directamente al Gobierno de España. Según la catalogación de la ONU, el Sáhara Occidental sigue siendo una colonia, y teniendo en cuenta que los acuerdos en los que el país se deshacía de sus responsabilidades con el territorio fueron invalidados, España seguiría siendo la potencia administradora del Sáhara Occidental.

“Son dunas manchadas de sangre a 100 kilómetros de mi isla”, comenta la consejera del Cabildo de Gran Canaria. Inés Miranda habla, además, de la venta de armas a Marruecos por parte de España y recuerda que “la ley de venta de armas de 2008 prohíbe que se autorice la venta a un país con conflictos”.

También es cuestión de género

Según Inés Miranda, la represión contra las mujeres saharauis es brutal, “se ensañan especialmente”, afirma. No es solamente una cuestión de territorio, sino también una cuestión de género. “La violación, tanto con sus miembros como con palos u otros instrumentos, es algo que vienen practicando durante todo el proceso de ocupación”, cuenta la consejera del Cabildo de Gran Canaria, y asegura que el Sáhara Occidental es “el lugar donde las víctimas se ven obligadas a coexistir con los victimarios permanentemente”.

Inés Miranda, dirigente de Nueva Canarias (NC).

“Hemos dirigido una emisiva a la Ministra de Igualdad”, cuenta Inés Miranda. “Oímos a este Ministerio hablar de que ninguna mujer estará sola ante una agresión, y en este caso se reúnen todos los requisitos para que Soultana Khaya sea meritoria de una protección o, al menos, de un pronunciamiento de condena por parte del Gobierno de España, que da la espalda”, sentencia.

Este jueves 9 de diciembre se celebraron las jornadas “Derechos Humanos en los territorios ocupados del Sáhara Occidental” donde intervinieron tanto Soultana Khaya como Inés Miranda. Están disponibles en el canal de YouTube de Jupadehu Juristas.

COMPARTIR: