19 de mayo de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Los expertos alegan que en los países hispanohablantes el contenido intelectual y cultural pirata es un 15 por ciento mayor que en el resto del mundo

Apropiación de la información: El Cierre Digital sufre el 'plagio' de sus publicaciones como el sector editorial

El Cierre Digital en
/ Las exclusivas de El Cierre Digital que otros copian.
El porcentaje de accesos a webs ilícitas o 'pirata' de contenido editorial aumentó un 59,14% en 2022, según el estudio del Observatorio de la Sostenibilidad de la Cultura Escrita del Centro Cedro. 'Elcierredigital.com' ha charlado con Héctor Jiménez Zaera, autor del estudio, para conocer en profundidad la situación de la piratería editorial internacional, el caso de España y los casos de plagio que ha sufrido El Cierre Digital por la falta de valor que algunos dan a la información propia.

El porcentaje de accesos a webs ilícitas o 'pirata' de contenido editorial aumentó un 59,14 por ciento en 2022, según el estudio del Observatorio de la Sostenibilidad de la Cultura Escrita, que fue presentado en Madrid el pasado miércoles 12 de julio por el Centro Español de Derechos Reprográficos (Cedro). Los datos se dieron a conocer días después de que la revista ¡Hola! sufriera el mayor caso de pirateo a través de la plataforma de mensajería instantánea WhatsApp

El informe presentado por Cedro fue elaborado por Héctor Jiménez Zaera, director ejecutivo de Qbo Investigación y Estrategia. Elcierredigital.com ha charlado con Jiménez Zaera para conocer en profundidad las revelaciones del estudio y otras formas de apropiación de la información digital –como ha sufrido elcierredigital.com en otras ocasiones–. 

Héctor Jiménez ha explicado para elcierredigital.com que “el alma del proyecto es el análisis del tráfico web a páginas ilícitas, es decir, medir cada vez que alguien accede a una página pirata”. Tal y como ha expuesto Jiménez, el consumo de material editorial está en ascenso ininterrumpido desde el año 2017, según el director ejecutivo de Qbo, este consumo tiene un comportamiento que “no es similar a otros contenidos culturales como los musicales”. 

c8ba6e2eec0b695b6adccf0b7f7dec29

Usuario de servidor

Según el estudio, el 27,5 por ciento de los accesos a páginas web ilícitas son de contenido editorial. Esto demuestra que los datos de autoría propia en medios de comunicación –como los compartidos por elcierredigital.com y que en ocasiones han sido 'robados' por otros– en ocasiones no tienen el reconocimiento merecido y quienes se apropian de ellos consiguen un crédito que no les corresponde.

“La tecnología es amplia y la industria editorial ha sido la última en piratearse, la piratería musical lleva años asentada pero esta es emergente”, ha señalado el director de Qbo sobre el auge de la piratería en el sector editorial. “Por otro lado, hay factores que ayudan al incremento de la piratería, como la falta de identificación de una obra ilícita y la dificultad para diferenciar lo ilícito de lo legal en este tipo de contenidos”, ha puntualizado Jiménez para elcierredigital.com.

El autor del estudio ha destacado que “los países ricos demandan más cultura porque sus habitantes suelen estar más preparados, mientras que en el caso de los países con mayor desigualdad social se demandan menos contenidos de este tipo”, ha explicado Jiménez sobre el hecho de que los países ricos registren un mayor acceso a contenidos ilícitos, y ha señalado que “no hay una barrera económica sino más bien una barrera cultural”.

El caso de España

Jiménez Zaera ha relatado durante esta charla con elcierredigital.com que “la situación de la piratería en España, a diferencia de otras industrias, genera un efecto de embudo, porque España emite muchos títulos hacia afuera, es decir, distribuye muchos contenidos que luego son pirateados internacionalmente” ha explicado Zaera, que ha señalado las pérdidas del sector en el país: “Se estiman unos 1.078 millones de euros en lucro cesante, es decir, dinero que no ha recibido el sector editorial en España”.

“La damnificación en el sector va mucho más allá de las políticas antifraude que hay en España porque los servidores son internacionales y los contenidos pueden ser consultados en cualquier parte del mundo”, ha señalado el director ejecutivo de Qbo sobre los efectos de la piratería en el sector editorial español, y ha recordado que España es uno de los países con mayor emisión de publicaciones.

Por otra parte, la remuneración obtenida por el sector editorial en otros países europeos es tres veces mayor a la de los españoles. La remuneración per cápita media por reutilización de contenidos del sector editorial es de 1,52 euros/año, mientras que en España es de 0,48 euros/año. Además, el promedio de recaudación proveniente del sector público de las entidades homólogas es del 55,82 por ciento del total, mientras que en España ese porcentaje es del 7,54 por ciento.

Un problema de concienciación 

“Este tipo de consumo podría relacionarse con lo que en psicología social se denomina disonancia cognitiva, cuando uno sabe que está haciendo algo mal pero consigue justificarlo para sí mismo”, ha argumentado Jiménez Zaera sobre el problema de concienciación social en torno a la piratería. 

Según una encuesta publicada por la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (EURIPO), cuando se expone el daño que la piratería hace en los autores “no tiene ningún efecto en el individuo, solamente afectan los motivos prácticos para el que está pirateando, no hay ningún tipo de empatía”, ha explicado el director ejecutivo de Qbo.

Sobre las posibles soluciones al problema de la piratería, Zaera se ha pronunciado: “los países con mayor PIB son los que más consumo ilícito presentan, pero al mismo tiempo son los países que más políticas antifraude pueden imponer”, ha señalado. “Pero esto no se puede arreglar exponiendo datos numéricos, esto debe mitigarse buscando la empatía, un poco en la línea de las campañas de tráfico para generar concienciación”, ha explicado Jiménez Zaera para elcierredigital.com.

La 'piratería' de los plagios a El Cierre Digital

En paralelo al aumento del consumo de contenidos editoriales ilícitos, el plagio de contenidos e información es otro grave problema que sacude, entre otros, a los medios de comunicación. En el caso de elcierredigital.com han sido varias las ocasiones en las que nuestro medio se ha visto afectado por el plagio de otros.

Desde enero de 2022, elcierredigital.com viene publicando las investigaciones sobre presuntas adjudicaciones de contratos Covid por el Gobierno canario de Ángel Víctor Torres. Y lo hemos hecho en solitario, sin que nadie quisiera recoger nuestra investigación. 

Posteriormente, en uno de los momentos más álgidos del caso ‘PCR Canarias’, destapado por elcierredigital.com, el medio de comunicación OKDiario publicó también una noticia sobre este caso. Así debe ser el periodismo. Pero atribuirse como 'exclusivas' las informaciones ya investigadas y publicadas por elcierredigital.com es vulnerar de manera flagrante el código ético que enseñan en cualquier Facultad de Ciencias de la Comunicación. Es no cumplir con el deber tácito de citar al medio que lo da primero pero, además, el hecho de ponerle por parte de OKDiario el sello de "exclusiva" es manchar una palabra clave dentro del periodismo.

19431_ae9dce4b-fbc4-4608-bd85-144befbbfe5c_2

Portada Diez Minutos con noticia plagiada

Por otra parte, el lunes 14 de marzo de 2022 elcierredigital.com publicaba la noticia de que Isabel Pantoja volvería a sentarse en el banquillo el 22 de marzo y la Fiscalía le pedía tres años de prisión por un delito de insolvencia punible. A pesar de que la primicia es de elcierredigital.com, la revista Diez Minutos, dirigida por Vicente Sánchez, publicaba en su portada la misma información con un rótulo que la calificaba como de 'exclusiva'.

COMPARTIR: